Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
16 Iyyar 5779 | martes mayo 21, 2019
donativo

‘Ocupación’ israelí, una reliquia del pasado


Resiliencia de la supervivencia judía-israelí ensombrecida por falsa noción árabe-palestino de estar ‘ocupados’

Asaf Romirowsky

26.08.12 / Israel Opinion

A medida que los calurosos días del verano están llegando a su fin, grupos de activistas pro-palestinos se preparan para el semestre de otoño para congregarse en los campus en apoyo de su causa. Un próximo evento es la conferencia nacional “Campaña de EE.UU. para Poner Fin a la Ocupación Israelí”, que tendrá lugar en St. Louis University entre el 21 y el 23 de septiembre.

Contará con oradores como Hatem Bazian, un profesor de árabe de la Universidad de California, Berkeley, que, después de la guerra en Irak declaró que “ya es hora de que tengamos una intifada en este país que cambie aquí, fundamentalmente, la dinámica política”. También se presentará Dalit Baum, quien dirige el sitio anti-Israel Quién Se Beneficia de la Ocupación, dedicado al movimiento boicot, desinversión y sanciones (BDS) – que afirma que BDS ya le ha costado a la economía israelí más de 1,5 mil millones de dólares.

Esta conferencia es un recordatorio de que, sin importar la realidad de las relaciones entre israelíes y palestinos – la supuesta ‘ocupación’ israelí sigue siendo el mayor símbolo de la justificación para la causa palestina. Desde 2005, cuando Israel se retiró de la Franja de Gaza, Israel ha argumentado que el concepto de ocupación es una reliquia del pasado.

En ese momento, el gobierno israelí creía que la retirada unilateral de Gaza eliminaría el lenguaje de la ocupación del léxico de las relaciones palestino-israelí. Pero ha demostrado ser un elemento obstinado en el debate, no obstante el hecho que Hamas gobierna Gaza y la Autoridad Palestina tiene jurisdicción sobre zonas de la Margen Occidental.

El liderazgo de Hamas rechaza la idea de ‘ocupación’ en Gaza pero, dentro de la cultura palestina en su conjunto, ‘ocupación’ sigue siendo la causa raíz de todos los problemas. También indica un núcleo de creencia cultural y política palestina, es decir, el rechazo de Israel. La noción de ‘ocupación’ se ha convertido en el lente definitorio, a través del cual la  propia concepción de los palestinos es explicada y todas las acciones e inacciones justificadas.

Ésta es también la miope visión que tienen ideólogos anti-Israel como Norman Finkelstein, Ilan Pappe y hasta Peter Beinart, que dice ser un amante de Sion – simplemente alguien que está teniendo un momento difícil lidiando con la “dura” realidad israelí de ser un ocupante.

Los palestinos se aferran a nociones de ser “apátridas”, “ocupados” y por siempre refugiados, lo que les permite no asumir la responsabilidad como una sociedad que funciona y un “futuro estado”. Creer que ésto es la verdad produce la angustia de Beinart y de otros simpatizantes. Sin embargo, ésta no es la verdad.

La resiliencia de la supervivencia judía-israelí ha sido ensombrecida por la falsa noción árabe-palestina de ser “ocupados” y que se les “robó” su verdadero destino. Por lo tanto, Israel es el “opresor” y terminología palestina exige que “ocupación” siga siendo la causa raíz de todos los problemas, desde las tribulaciones sociales y económicas hasta el terrorismo.

La afirmación de que Israel está “ocupando” Gaza es absurda, pero incluso la “ocupación” de la Margen Occidental debe ahora ser vista bajo una luz diferente. El Primer Ministro israelí, Benjamin Netanyahu, recibió el último informe de la Comisión para Examinar el Estatus de la Construcción en Judea y Samaria, encabezada por el ex juez del Tribunal Supremo Edmond Levy.

Esta comisión, contrariamente, argumentó que la presencia de Israel dentro de las fronteras de 1967, durante los últimos 45 años, es legítima y que esta presencia, de acuerdo con el derecho internacional, no debe entenderse como “ocupación beligerante”.

Las universidades, que se supone que son bastiones del pensamiento crítico y de la oposición a las falacias argumentales, se han convertido en campos fértiles para el mito, la fantasía y las mentiras acerca de la historia. Las acusaciones de ocupación y apartheid, emprendidas contra Israel, son sólo uno de muchos de esos tropos retóricos falaces, utilizados en la actual guerra de deslegitimación, patrocinados en los campus por aquellos cuyo único objetivo es destruir a Israel y su reputación, ante una generación de jóvenes estadounidenses.

El esfuerzo consorciado da la impresión de que poner fin a específicas políticas de Israel, como la “ocupación” o el “apartheid”, también pondría fin a los esfuerzos para aislar a Israel, cosa que no está en el interés de estos grupos y también es difícilmente académico.

Por último, si hubiera un verdadero debate acerca de una ocupación, ¿por qué no hablar de  la larga ocupación siria de Líbano y encarar el hecho de que la “ocupación israelí” de los palestinos es más psicológica que física?

Asaf Romirowsky, PhD, es el director ejecutivo interino de Eruditos para la Paz en Medio Oriente (SPME).

http://www.ynetnews.com/articles/0,7340,L-4272775,00.html

Traducido para porisrael.org por José Blumenfeld

Difusion: www.porisrael.org

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.