Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| jueves abril 23, 2020
donativo

Satirista egipcio Bassem Youssef en antesala a la salida al aire de nuevo de su programa: Ni el bando Mursi ni el de Al-Sisi aceptan críticas


El satírico programa de la televisión egipcia «Al-Bernameg» («El Programa»), que tiene como anfitrión al reconocido humorista Bassem Youssef, comienza a transmitirse de nuevo hoy (25 de octubre, 2013) en el canal CBC egipcio, luego de una pausa de cuatro meses. Youssef, nombrado una de las 100 personas más influyentes en el mundo por la revista Time, ha atraído la atención del público y los medios de comunicación en Egipto y en el extranjero con su crítica audaz al ex presidente egipcio Muhammad Mursi y a la Hermandad Musulmana (HM). [1] Sin embargo, hasta esta semana, Youssef se ha abstenido de criticar a las autoridades egipcias actuales que depusieron a Mursi en julio.

En su última columna en el diario egipcio Al-Shurouq [2], publicado hace tres días y titulada «Bienvenidos de Nuevo a mi Programa», Youssef condenó tanto el bando de la HM y el bando de Al-Sisi, diciendo que cada bando disfruta de las bromas y críticas a expensas del otro, pero que ningún bando lo tolera cuando la broma va dirigida hacia sí mismos – en la medida de tomar medidas legales en contra de las críticas. Los opositores a Mursi, dijo, aplaudieron sus ataques a Mursi y le animaron a continuar, pero hoy le advierten no atacar a Al-Sisi en su programa. Youssef concluyó diciendo que en Egipto, nadie es tolerante, ni siquiera aquellos que se autodenominan liberales.

También en la columna negó rumores de que las autoridades egipcias y los servicios de seguridad habían retrasado el regreso de su programa, que se suponía saldría de nuevo al aire el mes pasado, y explicó que la demora se debe a otras razones.

Cabe señalar que ayer (24 de octubre), el día antes del regreso del programa, un cuerpo legal gubernamental que asesora al Consejo de Estado [3] recomendó reabrir el caso en contra del programa hace varios meses por insultar a Mursi, en razón de que insultar al presidente en un programa de televisión nunca es legítimo. [4]

Lo siguiente son extractos de una traducción al inglés de la columna de Youssef publicada en el portal en inglés de Al-Arabiya. [5]

egipto-host
Imagen: Anfitrión del programa Al-Bernameg Bassem Youssef (imagen: página en Facebook de Youssef)

Cada bando se nos opone cuando expresamos opiniones contrarias a las suyas

«Entonces, con quién hablará ahora? ¿Se estarán preguntando cuántas veces he escuchado esto desde que Muhammad Mursi fue derrocado? Mucho!… Cuando comenzamos el programa en la red y luego nos trasladamos al canal de televisión, consideramos esta nuestra oportunidad de presentar una nueva forma de expresar opiniones a través de la burla y la comedia. Mucha gente aceptó esta nueva manera, mientras que otros la rechazaron diciendo que era haram (prohibido por el Islam) o inapropiado. Pero, en realidad, muchos de los que se opusieron, lo hicieron porque no les gustaban las orientaciones y opiniones del programa.

«Muchos miembros de la Hermandad a quienes le gustaba el programa durante su primera temporada comenzaron a odiarlo porque tocamos una canción de rap que iba en contra de ellos. La enemistad, por supuesto, aumentó durante la segunda temporada, cuando Mursi y los anfitriones de programas religiosos nos proporcionaron material permanente y renovable. Cuando la gente vive en un estado de terror, miedo, ira y odio, nadie quiere escuchar la voz de la razón, ni mucho menos la del sarcasmo! El programa era el enemigo favorito de la Hermandad. Pero aunque no toleraban [algunos] segmentos cuando nos burlamos de Ahmad Shafiq o criticamos su postura cuando sitiaron el cuartel general de la Hermandad en Moqattam. [6]

«En nuestro país, muchos evalúan un programa o una serie basados en el cuánto están de acuerdo con este anfitrión y no se basan en la calidad de lo que está siendo presentado. Ellos les dicen: » Di lo que quieras, pero mantente objetivo. Trata de ser neutral´. Y entonces uno se confunde interpretando lo ´neutral y objetivo´ porque en realidad significan: «Di lo que aprobé».

Partidarios de Al-Sisi me advirtieron: No te atrevas a hablar de él

«Cuando los partidarios del General Abdel Fattah Al-Sisi me ven, hacen el movimiento preventivo de advertencia ´No te atrevas a hablar de Sisi´. Lo hacen a pesar de que son los mismos que solían esperar por el programa a fin de que pudieran oírme hablar de Mursi. No sólo eso, sino que después al final del episodio, solían decirme: ´Pero fuiste amable con él´. Es como si no estuviesen satisfechos a menos que insulté a alguien y a sus padres. Cuando les confronto con eso, repiten las mismas declaraciones dadas por la Hermandad. Declaraciones como: ´Es inapropiado. No es el momento para esto´. La verdad es que, la Hermandad no tiene tolerancia o por aquellos que se llaman a sí mismos liberales. Todos buscan a un faraón adecuado [para oponérsele].

«En Al-Jazeera, transmiten un documental afirmando que ´Al-Bernameg´, mi programa, fue una razón importante por la caída de Mursi. Insinuaron que un programa sarcástico transmitido una vez por semana de menos de una hora fue capaz de derrocar a un régimen y a una organización que tiene más de 80 años de haberse fundada. Estos afirmaron que el programa daño el gobierno de Mursi más que el propio Mursi lo daño. Y si esto es cierto, entonces es prueba de la fragilidad del gobierno y no de la fuerza [del programa].

«No suelo hablar de ´Al-Bernameg´ en mis artículos. Pero, estoy hablando de este ahora para aclarar algunas cosas. He guardado silencio en las últimas semanas cuando leí o escuché rumores sobre el programa y de si será detenido o si se reanudará. Es por eso que elegí aclarar estas cosas porque el tema es más profundo que sólo hablar de un programa de televisión.

«Detuvimos [transmitir el programa durante] Ramadán y Eid Al-Adha, porque son vacaciones anunciadas con antelación. Nuestro regreso se retrasó debido al toque de queda y porque no filmamos el programa en los estudios de producción sino en el centro de la ciudad, a pocos metros de la Plaza Tahrir. No era aceptable poner en peligro a los realizadores del programa y al público. Cuando disminuyó el toque de queda, decidimos volver. Pero pospusimos nuestro regreso de nuevo luego que mi madre falleció. Así que decidimos regresar luego de 40 días de su luto.

«Durante las semanas cuando el programa no fue transmitido, [seguí] los rumores, análisis y especulaciones que se convirtieron en noticias y [hechos concretos]. Hubo noticias de que el programa fue detenido, y noticias de que fui prohibido de aparecer en televisión y que el contrato con la estación terminó ´ luego de realizar mi papel´, tal como ellos dicen.

«Lo interesante es que semanas después de regocijarse de [que] el programa ´fue prohibido´, después de que anunciáramos que se reanudará y después de que explicáramos las razones por la demora, la melodía cambió a ´te retamos a que critiques a Sisi y al [Presidente interino] Adly Mansour´. Si tuviéramos que hacer esto, habrían [dicho que] no es suficiente o que es una farsa, o exigirían: ´haz igual como hiciste con Mursi´…

«Por lo tanto, [así seas] islámico o liberal o te gusta el ejército o la Hermandad, no te auto-convenzas de que eres objetivo o neutral. Estas parcializado y eres prejuicioso, al igual que [clamas] por este anfitrión o ese canal».

Cuando la situación en el país es deprimente, haremos nuestro mejor esfuerzo por hacer que la gente sonría

«Los fans de Sisi utilizan los mismos términos que los fans de Mursi. Ellos no se [escucharan] ni una palabra en contra de Sisi. Su defensa de la libertad y la democracia se detendrá en el momento en que estén molestos por la misma broma que aplaudieron antes… Fui [enviado] al fiscal general a causa de la Hermandad, y puedo visitarlo de nuevo pronto a causa de otras personas que aman la libertad ´como [la manzana de] sus ojos´ o [tal vez] aman la libertad de acuerdo a su estado de ánimo.

«Admito que la situación es ahora más difícil, no porque el material procedente de los canales religiosos o de Mursi ha disminuido, sino porque el estado de ánimo general se ha vuelto diferente. ¿Cómo producir un programa cómico sarcástico cuando hablamos de sangre día y noche? ¿Cómo haremos para que la gente se ría cuando sus vidas diarias sólo hablan de terrorismo, miedo y asesinatos? Cuando la gente vive en un estado de terror, miedo, ira y odio, nadie quiere escuchar la voz de la razón, y mucho menos la del sarcasmo. Cuando alguien me pregunta: ´¿Qué vas a hacer después de esto ¿Cómo nos vas a hacer reír? Yo digo que los programas políticos sarcásticos son el espejo de la sociedad. Si todo en el país es deprimente, haremos nuestro mejor esfuerzo para sacarle una sonrisa en el rostro a aquellos que están aburridos [con] programas tradicionales y reiremos con ellos en lugar de llorar.

«El desafío es grande… no prometo que rodaran por el suelo de la risa cuando vean la nueva temporada de ´Al-Bernameg´, pero le prometemos que [disfrutarán] lo que estamos haciendo, [ya] que producimos un producto mediático diferente al cual hemos puesto todo nuestro esfuerzo. Me disculpo de antemano ya que no estarán de acuerdo con todo lo que digo. Puede que nos odie y que incluso pueden ´bajarnos la mirada».

«Por lo tanto, concluyo este artículo con estas palabras famosas: ´El que trata de complacer a todos, no complace a nadie´. ´No hay nada escrito sobre gustos´. ´Por eso Dios creó el [control] remoto´. Si Dios quiere, nos vemos el 25 de octubre».

Notas al final:

[1] Véase MEMRI Despacho Especial No. 5343, «Satirista egipcio Bassem Youssef culpa a Mursi y la HM por incrementar la polarización, la violencia y el sentimiento anti-religioso», 25 de junio del 2013, y Despacho Especial No. 5259, «Estados Unidos y Egipto intercambian acusaciones sobre el arresto des satirista Bassem Youssef – y por tweet de la Embajada estadounidense en el Cairo por segmento del programa ´The Daily Show con Jon Stewart´, 3 de abril, 2013.

[2] Al-Shurouq (Egipto), 22 de octubre, 2013.

[3] El Consejo de Estado es uno de los cinco cuerpos que componen la rama judicial de Egipto. Este otorga asesoramiento jurídico al gobierno, legisla, y ejerce su jurisdicción sobre casos administrativos. Este incluye un conjunto de tribunales administrativos que resuelven disputas en el que un órgano del estado es parte.

[4] Al-Shurouq (Egipto), 24 de octubre, 2013. La denuncia contra el programa, presentada en diciembre, 2012 por un abogado de la HM, exigió sacarlo del aire y revocar la licencia del canal CBC. El tribunal lo negó en abril, 2013 con el argumento de que el demandante no fue perjudicado directamente por el programa, y luego que Mursi mismo decidió no tomar medidas legales contra Al-Bernameg. Al-Ahram (Egipto), 7 de abril, 2013.

[5] English.alarabiya.net, 25 de octubre, 2013. El escrito en su inglés original ha sido editado ligeramente para mayor claridad.

[6] Una referencia a las manifestaciones en contra de la Hermandad Musulmana, que tuvo lugar a mediados de marzo, 2013 en frente de la sede de la Hermandad en el barrio Moqattam del Cairo. Los manifestantes lanzaron piedras y zapatos, y se enfrentaron con activistas de la Hermandad y de la policía durante varios días.

Para ver este documento en formato HTML, por favor visite:

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.