Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
3 Sivan 5777 | Domingo Mayo 28, 2017
donativo

Discurso en la Knesset del Primer Ministro Yitzhak Rabin. 5.10.1995

Ratificación del Acuerdo Provisional entre Israel y Palestina


Sr. Presidente, miembros de la Knesset,

En primer lugar, el Gobierno de Israel les desea a todos los ciudadanos del Estado de Israel, y a los miembros del pueblo judío en la diáspora, un feliz Año Nuevo y una inscripción para el bien en el año que viene. Le deseamos a toda la Casa de Israel un año de paz y seguridad.

Miembros de la Knesset:

Hoy, el Gobierno presenta a la Knesset el “Acuerdo Provisional entre Israel y Palestina sobre la Margen Occidental y la Franja de Gaza”. El Gobierno buscará la aprobación de la Knesset y considerará la decisión de la Knesset como un voto de confianza en el Gobierno.

El pueblo judío, que ha conocido el sufrimiento y el dolor, también ha sabido conservar su fe, su herencia y su tradición durante miles de años de exilio, y ha realizado el sueño de generaciones. Hemos tenido el privilegio de ver, con nuestros propios ojos, el retorno a Sión, el regreso de los niños a sus fronteras.

Aquí, en la tierra de Israel, volvimos y construimos una nación. Aquí, en la tierra de Israel, establecimos un estado. La tierra de los profetas, que legó al mundo los valores de la moral, el derecho y la justicia, fue, después de dos mil años, restituida a sus legítimos propietarios – los miembros del pueblo judío. En su tierra, hemos construido un hogar y un estado nacional excepcional.

Sin embargo, no volvimos a una tierra vacía. Había palestinos aquí que lucharon contra nosotros durante cien años salvajes y sangrientos. Muchos miles de personas, en ambos lados, murieron en la batalla por la misma tierra, por la misma franja de territorio, y se les unieron los ejércitos de los estados árabes. Hoy, después de innumerables guerras y acontecimientos sangrientos, nosotros gobernamos a más de dos millones de palestinos a través de las FDI, y dirigimos sus vidas por medio de una Administración Civil. Esto no es una solución pacífica.

Podemos seguir luchando. Podemos seguir matando – y seguir siendo muertos. Pero también podemos tratar de poner fin a este ciclo interminable de sangre. También le podemos dar una oportunidad a la paz.

El Gobierno optó por dar una oportunidad a la paz. El Gobierno optó por hacer algo para lograrla.

Miembros de la Knesset:

El acuerdo ante ustedes es la continuación de la implementación de los acuerdos firmados entre el Gobierno de Israel y los palestinos. El primer acuerdo que fue traído a ustedes fue la Declaración de Principios, que se firmó en Washington el 13 de septiembre de 1993.

El segundo acuerdo que fue presentado a ustedes se denomina el Acuerdo de El Cairo, que fue firmado en El Cairo el 4 de mayo de de 1994. Ambos acuerdos fueron ratificados por la Knesset.

Sr. Presidente

Tanto los acuerdos anteriores, como el tercero que se presenta hoy, por separado y en conjunto, dan expresión a la política del Gobierno actual, y a su camino de promover la paz en Medio Oriente. Como se sabe, cuando formamos el Gobierno, hace más de tres años, dijimos que íbamos a aspirar a alcanzar una solución permanente para el conflicto árabe-israelí-palestino. Y hoy, este Gobierno trae, además de la firma del tratado de paz con el Reino Hachemita de Jordania – que no se habría logrado sin el acuerdo con los palestinos – un avance significativo en la resolución del conflicto palestino-israelí, y un intento de poner fin a décadas de terrorismo y de sangre.

Miembros de la Knesset:

Estamos luchando por una solución permanente para el interminable conflicto sangriento entre nosotros y los palestinos y los estados árabes.

En el marco de la solución definitiva, aspiramos a alcanzar, en primer lugar, el Estado de Israel como estado judío, cuyos ciudadanos, al menos el 80%, serán, y somos, judíos.

Al mismo tiempo, también nos comprometemos a que los ciudadanos no judíos de Israel – musulmanes, cristianos, drusos y otros – disfrutarán de plenos derechos personales, civiles y religiosos, como los de cualquier ciudadano israelí. El judaísmo y el racismo son diametralmente opuestos.

Consideramos la solución permanente en el marco del Estado de Israel, que incluirá a la mayor parte de la superficie de la Tierra de Israel como lo fue bajo el gobierno del Mandato Británico, y junto a ella una entidad palestina que será el hogar de la mayor parte de la residentes palestinos que viven en la Franja de Gaza y la Margen Occidental.

Nos gustaría que se tratara de una entidad que sea menos que un estado, y que desarrollará de forma independiente las vidas de los palestinos bajo su autoridad. Las fronteras del Estado de Israel, durante la solución permanente, estarán más allá de las líneas existentes antes de la Guerra de los Seis Días. No retornaremos a las líneas anteriores al 4 de junio de 1967.

Y estos son los principales cambios, no todos ellos, que imaginamos y queremos en la solución permanente: 

  1. En primer lugar y ante todo, Jerusalén unida, que incluirá tanto a Ma’ale Adumim como a Givat Ze’ev – como la capital de Israel, bajo soberanía israelí, preservando al mismo tiempo los derechos de los miembros de otras religiones, el cristianismo y el Islam, la libertad de acceso y la libertad de culto en sus lugares sagrados, de acuerdo a las costumbres de sus creencias. 
  2. La frontera de seguridad del Estado de Israel estará ubicada en el valle del Jordán, en el sentido más amplio del término. 
  3. Los cambios incluirán la adición de Gush Etzion, Efrat, Beitar y otras comunidades, la mayoría de las cuales están en la zona este de lo que fue la “Línea Verde”, antes de la Guerra de los Seis Días. 
  4. El establecimiento de bloques de asentamiento en Judea y Samaria, como el de Gush Katif.

Miembros de la Knesset

Este gobierno, con el Partido Laborista en su centro, este partido hizo conocer sus posiciones a través de su plataforma del partido, que dio a conocer a la opinión pública. Incluso antes de las elecciones para la actual Knesset, dejamos claro y recalcamos a los electores, en cada oportunidad, que preferimos un estado judío, aunque no sea en todas las partes de la Tierra de Israel, a un estado binacional, que emergería con la anexión de 2,2 millones de residentes palestinos de la Franja de Gaza y la Margen Occidental.

Teníamos que elegir entre la totalidad de la tierra de Israel, lo que significaba un estado binacional, y cuya población, al día de hoy, estaría integrada por cuatro y medio millones de Judíos, y más de tres millones de palestinos, que son una entidad separada – religiosa, política y nacionalmente – y un estado con menos territorio, pero que sería un estado judío. Elegimos ser un estado judío.

Elegimos un estado judío porque estamos convencidos de que un estado binacional con millones de árabes palestinos no podrá cumplir con el papel judío del Estado de Israel, que es el estado de los judíos.

 

Miembros de la Knesset,

Reiteramos que los palestinos no fueron en el pasado, y no son hoy, una amenaza para la existencia del Estado de Israel.

A pesar de esto, hoy el principal obstáculo para  implementar el proceso de paz entre nosotros y los palestinos es el terrorismo asesino de las organizaciones radicales islámicas terroristas, Hamas y la Jihad Islámica, a las que se unen las organizaciones de rechazo.

El terrorismo daña a civiles y a los que sirven en las FDI, la Policía, la Policía de Fronteras y otras fuerzas de seguridad, sin distinguir entre ellos. Está claro que el terrorismo asesino ha dañado y daña el sentido de seguridad personal de los israelíes en el área del estado, y a los israelíes que viven en el área de Judea, Samaria y Gaza.

La OLP, aquellos en ella sujetos a la autoridad de su presidente, Arafat, han detenido el terrorismo contra nosotros, según se comprometieron en la Declaración de Principios. Y, sin embargo, otras organizaciones terroristas siguen atacándonos, porque su objetivo político es asesinar israelíes, por el hecho que son israelíes, por medio de actos de terrorismo, con el fin de acabar con el proceso de paz entre israelíes y palestinos. Debido a que este es su objetivo, no tenemos ninguna intención de sustraernos de los esfuerzos hacia la paz, incluso si los actos de terrorismo siguen haciéndonos daño. Nosotros, por nuestra parte, haremos todo los esfuerzos posibles contra los terroristas.

Somos muy conscientes de la gravedad de los actos de terrorismo y, en todas nuestras consideraciones sobre el camino para lograr una solución al conflicto palestino-israelí, estamos tomando las medidas necesarias y admisibles, de conformidad con la ley israelí, con el fin de combatirlo. Este terrorismo no logrará su objetivo político.

También estamos repitiendo nuestra exigencia de que la Autoridad Palestina cumpla con su obligación, de conformidad con los acuerdos que hemos firmado con la AP, de ser más severa, de intensificar sus acciones en contra los asesinos y enemigos de la paz en el zona bajo su control. Sabemos que la Autoridad Palestina ha tomado una serie de medidas que han frustrado ataques, pero pueden hacer más, mucho más, contra las organizaciones terroristas – los enemigos de la paz.

Miembros de la Knesset

El Acuerdo Provisional que se ha colocado en sus mesas, se basa en mucho trabajo por equipos con muchos miembros, y se extiende a más de 300 páginas, con muchas secciones relativas a temas de seguridad y de la vida cotidiana de los ciudadanos israelíes en Judea, Samaria y Gaza y de los residentes palestinos.

Quiero hacer hincapié en una serie de temas:

Como nación judía, debemos, primero y principal, prestar atención a los lugares santos para nuestra religión, tradición y cultura. Sobre esto fuimos estrictos en el Acuerdo Provisional.

Aquí hay varios ejemplos:

  1. En la Cueva de los Patriarcas, el arreglo actual de seguridad y oraciones judías y musulmanas continuará como está. Acordamos que examinaríamos los arreglos generales en Hebrón después de tres meses. No tenemos la intención de cambiar nada en la Tumba de los Patriarcas.
  2. En la Tumba de Raquel, se determinó el principio de que los fieles y visitantes no encontrarían policía palestina, ni en su acercamiento a la tumba ni durante sus oraciones. La carretera principal a la Tumba de Raquel desde la zona de Gilo hasta la tumba misma, será responsabilidad de las FDI. La protección del complejo de la Tumba de Rachel será responsabilidad de las FDI (o la Policía de Fronteras), incluyendo tres puestos de guardia fuera del complejo, con vistas a la playa de estacionamiento. Además, la seguridad de la zona estará a cargo de las actividades de patrullas conjuntas de israelíes y palestinos, con el fin de preservar la paz y la seguridad de los que vienen a la Tumba de Raquel.
  3. Hemos encontrado una solución a la cuestión de la Tumba de José en Nablus. Como se sabe, los estudiantes de la yeshiva y sus maestros en la Tumba de José están allí sólo durante el día, y no se quedan allí por la noche. El acuerdo actual permitirá a los estudiantes viajar diariamente a la tumba. El interior de la tumba será custodiado por israelíes armados. El área será custodiada por la policía palestina según el formato existente actualmente y de acuerdo con los procedimientos para el movimiento y la oración en la sinagoga “Shalom al-Israel” en Jericó. Estos acuerdos han estado en vigor en Jericó desde hace un año y cinco meses. Hubo un incidente. Solo a un judío se le impidió rezar.
  4. En cuanto a los otros lugares sagrados judíos – la mayoría de ellos están ubicados en la Zona B, que está bajo el control general de seguridad de las FDI.

Y en cuanto a los sitios arqueológicos, se encontró una solución de mutuo acuerdo, que no  se hará ningún cambio en absoluto en ningún sitio arqueológico, sin el acuerdo de ambas partes.

Miembros de la Knesset

La forma en que Israel implementará el acuerdo para lograr sus objetivos políticos con respecto a la solución permanente y la seguridad de los asentamientos y los israelíes en los territorios, asegurará la continuidad de la vida y la seguridad cotidianas, tanto para el lado israelí como para el lado palestino.

La primera etapa del redespliegue de las fuerzas de las FDI se hará con el fin de permitir a los palestinos celebrar elecciones para el Consejo Palestino y su presidente, sin las FDI permanentemente presentes dentro de comunidades palestinas.

La primera etapa de este redespliegue de las fuerzas de las FDI se hará en tres áreas, con el fin de permitir a los palestinos celebrar elecciones para el Consejo Palestino y su Presidente, sin las FDI permanentemente presentes en las comunidades palestinas:

Zona A – o la zona “marrón”; el redespliegue de las fuerzas de las FDI se llevará a cabo en tres áreas – incluirán las áreas municipales de las seis ciudades – Jenin, Nablus, Tulkarem, Kalkiliya, Ramallah y Belén. La responsabilidad de la seguridad civil en esta zona será transferida a la Autoridad Palestina. 

Zona B – o la zona “amarilla” – incluye la casi totalidad de las 450 ciudades y pueblos en los que los palestinos de la Margen Occidental viven. En esta zona, habrá una separación de responsabilidades. Los palestinos serán responsables de gestionar sus propias vidas, e Israel tendrá la responsabilidad general de la seguridad de los israelíes y la guerra contra la amenaza terrorista. Es decir, en cualquier momento las fuerzas de las FDI y los servicios de seguridad podrán entrar a cualquier lugar de la Zona B. 

La tercera área, la zona C, o la zona “blanca” – está en todas las partes que no se incluye en las zonas que se han mencionado hasta ahora. En esta zona están los asentamientos judíos, todas las instalaciones de las FDI y las zonas fronterizas con Jordania. Esta zona se mantendrá bajo el control de las FDI. 

Las zonas A y B constituyen menos del 30% del área de la Margen Occidental. La Zona C, que está bajo nuestro control, constituye más del 70% del área de la Margen Occidental.

Sin embargo, debo señalar a los Miembros de la Knesset, que nos hemos comprometido a un redespliegue adicional, en tres etapas, más allá del redespliegue que ya he mencionado. El redespliegue se llevará a cabo de acuerdo con un calendario, con cada etapa llevándose a cabo después de la etapa anterior. La primero será de aproximadamente seis meses, a partir de la creación del Consejo Palestino después de las elecciones.

Debo enfatizar que no nos hemos comprometido, y repito, no nos hemos comprometido con el alcance del redespliegue en cada etapa. Lo más importante es que en el acuerdo se determinó que las restricciones después de la finalización del redespliegue es un tema que se discutirá durante las negociaciones sobre el acuerdo permanente, como se establece en el propio Acuerdo, y cito: “Durante las posteriores fases de redespliegue a completarse dentro de los 18 meses desde la fecha de inauguración del Consejo, los poderes y responsabilidades relacionadas con el territorio serán transferidos a la jurisdicción palestina que cubrirá el territorio de la Margen Occidental y la Franja de Gaza, a excepción de las cuestiones que se negociarán en las negociaciones sobre el estatus permanente”.

Algunas palabras sobre lo que el actual acuerdo dice sobre el acuerdo permanente, y cito del propio acuerdo; las palabras hablan por sí mismas:

  1. “Las negociaciones entre las Partes sobre el estatus permanente comenzarán tan pronto como sea posible, pero no más tarde del 4 de mayo de 1996 y terminarán a más tardar el 4 de mayo de 1999. Se entiende que estas negociaciones versarán sobre las cuestiones restantes, incluyendo: Jerusalén, refugiados, asentamientos, arreglos de seguridad, fronteras, relaciones y cooperación con otras negociaciones, y otros asuntos de interés común”.

Es decir, entre los criterios que deben tenerse en cuenta en todos los debates sobre la continuación del redespliegue, con el consentimiento de los palestinos, de acuerdo con este acuerdo, los criterios del acuerdo final constituyen consideraciones relativas al redespliegue, a continuación del redespliegue. 

  1. “Ninguna disposición del presente Acuerdo podrá menoscabar o anticipar el resultado de las negociaciones sobre el estatus permanente que se llevará a cabo de conformidad con la Declaración de Principios. Tampoco se considerará que ninguna de las Partes, en virtud de haber entrado en este Acuerdo, ha renunciado o condonado a ninguno de sus actuales derechos, reclamaciones o posiciones”.

“Ninguna de las partes iniciará o tomará cualquier medida que cambie el estatus de la Margen Occidental y la Franja de Gaza en espera del resultado de las negociaciones para la solución permanente”.

Quiero recordarles: nos comprometimos, es decir, llegamos a un acuerdo, y nos comprometimos ante la Knesset, a no desarraigar un solo asentamiento en el marco del acuerdo provisional, y a no obstaculizar la construcción para el crecimiento natural.

Miembros de la Knesset,

Somos conscientes del hecho de que la Autoridad Palestina no ha cumplido – hasta ahora – su compromiso de cambiar la Carta Palestina, y que todas las promesas en esta materia no se han cumplido. Me gustaría traer a la atención de los miembros de la casa que considero a estos cambios como una prueba suprema de la voluntad y la capacidad de la Autoridad Palestina, y los cambios requeridos serán una importante y seria clave en relación a la continua aplicación del acuerdo en su conjunto.

El artículo pertinente habla de esto:

“La OLP se compromete a que, dentro de los dos meses siguientes a la fecha de la inauguración del Consejo, el Consejo Nacional Palestino se reunirá y aprobará formalmente los cambios necesarios en lo que respecta a la Carta Palestina, como se promete en las cartas firmadas por el Presidente de la OLP y dirigidas al Primer Ministro de Israel, de fechas 9 de septiembre de 1993 y 4 de mayo de 1994”.

Miembros de la Knesset

Un examen de los mapas y de los párrafos del acuerdo sobre las etapas adicionales del redespliegue muestra que Israel mantiene una total libertad de acción, con el fin de implementar su seguridad y objetivos políticos relacionados con la solución permanente, y que la división de las áreas les da a las FDI y las ramas de seguridad completo control de seguridad en las Zonas B y C, a excepción de las áreas urbanas.

Un problema difícil surgió en Hebrón, y con acuerdo de ambas partes se determinó que, antes de la terminación de la carretera de circunvalación de Halhoul, no habría un redespliegue completo en la ciudad de Hebrón, y esto tomará otro medio año desde la firma del acuerdo, es decir, hasta el 28 de marzo de 1996. En nuestra evaluación, se requieren seis meses para la construcción de esta carretera de circunvalación. Cuando la carretera de circunvalación de Halhoul y la carretera de circunvalación de Hebrón (en la sección Beit Hagai-Har Manoah-Kiyrat Arba) estén construidas, esto permitirá el movimiento de los israelíes sin pasar a través de aquellas secciones de Hebrón que no tienen una presencia judía. De paso, estos son los mismos tramos de la carretera que pasa a través de los densamente poblados centros de población árabe, y fueron objeto de ataques letales, como el de “The Glass Junction”.

Aquí ante ustedes hay detalles adicionales del acuerdo que se lograron a través de un gran esfuerzo:

* El paso de las fuerzas policiales desde la zona A, que está totalmente bajo el control de los palestinos, a la Zona B, en el que hay autoridades compartidas por Israel y los palestinos, requiere el permiso del equipo de coordinación conjunta, el DCO. Esto significa que no habrá ningún paso de policía palestina sin la aprobación israelí.

* El paso de fuerzas de policía palestina en uniforme y/o armadas, desde los 25 pueblos palestinos en el que se ubicarán estaciones de policía, hacia el resto de la Zona B, requerirá la coordinación y aprobación de la Oficina de Coordinación Conjunta Distrital.

* Habrá un despliegue de oficinas de enlace entre israelíes y palestinos en la zona. Estas oficinas de enlace emplearán unidades móviles conjuntas para las necesidades que surgirán en el terreno.

Debo destacar, además, que la actividad para proporcionar medidas de seguridad para las comunidades israelíes – vallas, caminos periféricos, iluminación, puertas – continuará a gran escala. Se construirán carreteras de circunvalación, cuyo propósito será permitir a los residentes israelíes desplazarse sin tener que atravesar centros de población palestinos en lugares que serán transferidos a la responsabilidad de la Autoridad Palestina. En cualquier caso, las FDI no llevarán a cabo un redespliegue desde las primeras siete ciudades antes de que se completen las carreteras de circunvalación. En total, la inversión en las carreteras de circunvalación será de unos 500 millones de NIS.

La responsabilidad de la seguridad externa a lo largo de las fronteras con Egipto y Jordania, así como el control sobre el espacio aéreo por encima de todos los territorios y la zona marítima de la Franja de Gaza, permanece en nuestras manos.

Miembros de la Knesset,

El camino hacia la reconciliación conduce a través de las prisiones. En nuestras prisiones, actualmente hay más de cinco mil prisioneros palestinos que, de acuerdo con la decisión del Gobierno, serán liberados. Los detenidos y prisioneros incluidos entran en las siguientes categorías: mujeres detenidas, y prisioneros que han cumplido más de dos tercios de su condena, detenidos y/o prisioneros acusados ​​o encarcelados por delitos contra la seguridad que no resultaron en muertes o lesiones graves. Lo que se deriva de esto, es que los asesinos de judíos o aquellos que han herido seriamente no serán liberados. Los detenidos y prisioneros acusados ​​o condenados por delitos no relacionados con seguridad, así como los ciudadanos de estados árabes detenidos en Israel hasta la implementación de órdenes de expulsión en su contra.

También examinaremos la liberación de prisioneros y detenidos de más de 50 años de edad, y de 18 años de edad o menos, que han permanecido en prisión 10 o más años y prisioneros y detenidos que están enfermos y poco saludables.

Pero, congruente con las categorías que he descrito antes, ningún detenido o prisionero será liberado a menos que firme un compromiso de obedecer la ley, no cometer actos de terrorismo ni participar en ellos. Hemos tenido la experiencia, tras el Acuerdo de El Cairo, y cientos permanecieron en la cárcel porque se negaron a firmar.

Recientemente, la cuestión de la extradición de asesinos fugitivos ha surgido en toda su intensidad. No estamos tratando con liviandad este problema y seguimos exigiendo la extradición de esos asesinos, según el acuerdo que fue firmado.

Miembros de la Knesset,

Diez días después de la firma del acuerdo en Washington, comenzará el redespliegue – en la primera etapa, la retirada de las oficinas representativas de la Administración Civil comenzará en 14 comunidades palestinas. El calendario general se completará dentro de las dos semanas después de la firma del Acuerdo.

El acuerdo incluye decenas y cientos de más detalles, entre ellos, las elecciones, incluyendo la manera de votar de los palestinos en la unida Jerusalén que no quisieron la ciudadanía israelí como se lo propusieron los gobiernos israelíes, el agua, la electricidad, la ampliación de la zona de Jericó en un 10 % sin afectar la vida de los habitantes del valle del Jordán, el paso seguro y más. En el tiempo disponible ahora, no podemos tocar cada detalle por separado y verán que todas estas cuestiones se tratan en el Acuerdo que está ante ustedes.

Sr. Presidente. Miembros del Knesset,

El acuerdo, con todos sus artículos, se encuentra ante ustedes. No hay anexos secretos o cartas. Este es el acuerdo en el que trabajaron decenas, quizás cientos, de funcionarios civiles y oficiales de las FDI, liderados por el ministro de Relaciones Exteriores, Shimon Peres, y a todos ellos les digo: – gracias desde el fondo de mi corazón.

Hoy podríamos estar abriendo una nueva etapa en los anales del pueblo judío y del Estado de Israel. Conocemos las posibilidades. Conocemos los riesgos. Haremos nuestro mejor esfuerzo para ampliar las posibilidades y reducir los riesgos.

Desde lo más profundo de nuestro corazón, hacemos un llamamiento a todos los ciudadanos del Estado de Israel, sin duda a los que viven en Judea, Samaria y la Franja de Gaza, así como a los residentes palestinos, para que le den una oportunidad al establecimiento de la paz, para darle una oportunidad a que se ponga fin a los actos de hostilidad, para darle una oportunidad a otra vida, una nueva vida. Hacemos un llamamiento a judíos y palestinos por igual, a que actúen con moderación, a que preserven la dignidad humana, a que se comporten de una manera apropiada, – y vivir en paz y seguridad.

Nos estamos embarcando en un nuevo camino que nos podría llevar a una era de paz, al fin de las guerras.

Esa es nuestra plegaria.

Esa es nuestra esperanza.

Un feliz año nuevo y que los miembros de la Knesset y toda la casa de Israel sea inscripta para una buena vida

Traducido para porisrael.org por José Blumenfeld

 
Comentarios
Eliseo Pardo

Contrastemos esta declaracion, de córte humanista, pragmática, y equilibrada en sus enunciados, con la carta fundacional de Hamas y sus adlateres del terror, en la cual se le niega explicitamente a Israel, el derecho y la legitimidad de existir como tal, y convendremos en el abismo que sepára ámbas concepciones de una misma realidad … Por boca de Rabin, hablaron entonces muchos israelies, hastiados de un conflicto que parece no tener fin, deseosos de alcanzar paz con sus vecinos, y dispuestos a ofrecer “contrapartidas” a cambio de poner fin a este traumático y sangriento capitulo de la historia reciente de Israel, siempre que su seguridad física y territorial quede con ello garantizada
Las premisas quedan pues a tal fin claramente establecidas, y tan solo faltariá ponerles rúbrica, algo que Arafat se negó a hacer, con ocasion de los acuerdos de “Camp David” bajo la tutela de los EE UU, y que Abbas se muestra en disposicion de reeditar mas de dos décadas despues, si nos atenemos a su núla voluntad de avanzar en la busquedad de soluciones compartidas, con el Gobierno israeli , haciendo bueno el vaticinio del que fuera histórico ministro de exteriores israeli; Abá Eban, segun el cual; “Los palestinos núnca pierden la ocasion de perder la ocasion”…
¿les quedará aún alguna mas por perder? …

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.