Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
25 Shevat 5777 | Martes febrero 21, 2017
donativo

Diario Libanés ‘Al-Akhbar’ ataca a la Coordinadora Especial de la ONU para el Líbano por oponerse a las armas de Hezbolá


El 11 de febrero, 2017 en una entrevista con el canal egipcio CBC, el Presidente libanés Michel ‘Aoun defendió a Hezbolá y su posesión de armas diciendo: “Mientras existan tierras [libanesas] ocupadas por Israel y mientras el ejército [libanes] no sea lo suficientemente fuerte como para combatir contra Israel, creemos que las armas de la resistencia son vitales para complementar a las del ejército”. Este añadió: “Las armas de Hezbolá en lo absoluto no desafían al estado y son parte principal de la defensa del Líbano”.[1]

Las declaraciones de Aoun provocaron críticas de la Coordinadora Especial de la ONU para el Líbano Sigrid Kaag, quien tuiteó: “Recordando la resolución SCR 1701 vital 4 por la seguridad y estabilidad del Líbano que llama al desarme de todos los grupos armados. No deben existir armas fuera del control del estado”.[2] “Kaag le dijo luego al diario libanés Al-Nahar que ‘los comentarios de ‘Aoun eran preocupantes y que ella tenía la intención de fijar una reunión con él para discutir sobre el tema.[3]

El tuit de Sigrid Kaag del 13 de febrero

Al día siguiente, el 14 de febrero, 2017 Hassan ‘Aliq, columnista del diario libanés Al-Akhbar, conocido por su apoyo a Hezbolá, publicó un artículo titulado “Sigrid Kaag, Cállese!” que atacó duramente a Kaag por su oposición a las armas del Hezbolá. En ello, este exigió que se “callara” e incluso le dijo: “Muérase de ira”. Este continuó argumentando que Kaag, al igual que otros diplomáticos occidentales en el Líbano, está disgustada porque el régimen libanés tiene como líder a una poderosa figura como ‘Aoun, quien se niega a inclinarse ante ellos y habla con franqueza. Hezbolá, este escribió, se ha convertido en una “masiva fuerza regional” que se fortalece a medida que pasan los días, apila armamento, posee armas que cambian totalmente el juego, opera al sur del río Litani y desconoce la Resolución 1701 del Consejo de Seguridad. Este agregó que el pueblo libanes apoya el creciente poderío de Hezbolá y “se disgustará con la resistencia si esta no llegase a obtener nada menos que una bomba atómica”.

Lo siguiente son extractos de la columna de Aliq:[4]

“El Líbano es atractivo para los cónsules, es hogar de un ejército de políticos, personas que aspiran a ser ministros o diputados, empresarios, clérigos, miembros de los medios de comunicación, figuras clave en la sociedad, intelectuales y afines que adulan a los cónsules [extranjeros] y generan fuerzas sólo a través de servirle a las embajadas[extranjeras] [en el Líbano]. Nada es válido para ellos a menos que sea emitido por alguna superpotencia. Estos dicen que el ex-embajador francés en Beirut Barnard Émié se hundió en una profunda depresión tras su [retiro del Líbano] y l haber sido nombrado de nuevo como embajador de su país en Turquía. [Esto es porque] en Beirut, Émié se asoció con [el ex embajador estadounidense en el Líbano] Jeffrey Feltman para ‘ingeniar’ el régimen en Beirut a su voluntad] luego de la retirada siria del Líbano. Este fue invitado de honor en innumerables reuniones y banquetes, nadie le contradecía. Este estaba por encima de la constitución libanesa y su influencia era mayor que la de la ley. La diferencia entre él y cualquier alto comisionado que haya gobernado el Líbano antes de 1943 se encuentra solo en sus deberes oficiales. Al contrario, en Turquía, este es estrictamente un embajador que representa los intereses de su país, sin sirvientes, sin caravanas y sin los aplausos que acompañaron su llegada a las reuniones. Este no recibe regalos, no está invitado a eventos y no hay políticos dispuestos a hacer nada sólo para recibir una recomendación de ‘su eminencia’ e incluir su nombre en la lista de personas que recibirán alguna orden meritoria del Palacio Élysée.

“El peso del embajador estadounidense en Beirut es varias veces el del embajador francés. Este es un dios para muchos políticos. Además, el embajador británico y el representante de la UE son tratados al menos como profetas. En años recientes, La lista de personas adoradas [en el Líbano] también vio la adición de la Coordinadora Especial de las Naciones Unidas [para el Líbano]. Esta misma ONU, impotente para hacer cualquier cosa en el mundo, posee un alto comisionado en el Líbano que va desde el hogar de un político [libanes] a otro, de este ministerio a esa administración y de una asociación a la siguiente, sin ser detenida por nadie… Porque este es el Líbano, el Coordinador Especial de la ONU se convierte en un alto comisionado en el sentido más amplio de la palabra. Sigrid Kaag sirve actualmente en esta posición. Los comentarios del Presidente Michel ‘Aoun hace dos días [11 de febrero, 2017] sobre el papel de la resistencia [es decir, Hezbolá] en el Líbano enojaron a [Kaag], que nos recordó la Resolución 1701 del [Consejo de Seguridad de la ONU] y de la habitual platica vacía de ‘desarmar a todos los grupos armados’.

“Esta señora, quien no se refiere a ninguna violación israelí a la soberanía libanesa o a la ocupación del área de Jaroud ‘Arsal por el EIIS y que opera como un secretario de muy bajo nivel en la administración estadounidense, que se opone al fortalecimiento del ejército libanés, le dijo al portal [para el diario libanés] Al-Nahar ayer [13 de febrero] que ‘los comentarios de ‘Aoun eran ‘preocupantes’. Ella más tarde, negó al (canal de noticias libanes) LBCI de que había hecho comentarios sobre las palabras de ‘Aoun.

“Debemos decir la verdad: Las observaciones de ‘Aoun de hecho le conciernen [a ellos]. “Por primera vez en 10 años, la comunidad internacional se encuentra con un funcionario libanés a este nivel, quien habla con tanta franqueza…

“Pero para ser justos, debemos agradecerle a Kaag por su coraje, ayer ella se encargó de hablar por sus colegas norteamericanos, británicos, franceses y europeos, quienes están disgustados con ‘Aoun y sus posturas y se oponen a cualquier cosa que incluya incluso una posibilidad de construir un estado fuerte en el Líbano, porque es mejor para ellos [si el Líbano] permanece siendo un estado sumiso [privado] que requiere de su protección y nada más.

“Sra. Kaag, gracias por su coraje, pero muérase de ira. La resistencia libanesa se ha convertido en una fuerza regional masiva. Sus capacidades aumentan diariamente en términos de armamento, equipos y mano de obra, así como también en términos de las armas que posee y que cambian el juego, tanto al norte como al sur del Río Litani… En cuanto a la Resolución 1701, es lo último que se nos ocurre. De hecho, uno pudiera suponer que los miembros de la resistencia que cavan los silos subterráneos para misiles se han olvidado que la [Resolución 1701] incluso existe, o ni siquiera se han molestado primero en oír hablar de ello. Lo único que tienen en mente, como defensores de la seguridad de nuestro país es incrementar el poder de nuestra resistencia. Muchos libaneses estarán disgustados con la resistencia si esta obtiene algo menos que una bomba nuclear.

“Sra. Kaag, este país es totalmente diferente de lo que usted piensa. Hay gente aquí que cree que es una nación independiente y soberana, incluyendo al hombre que está a la cabeza del régimen, Michel Aoun.

“Sra. Kaag, hable bien o cállese”.

[1] Al-Mustaqbal (Líbano), 12 de febrero, 2017.

[2] Twitter.com/SigridKaag, 13 de febrero, 2017.

[3] Al-Nahar (Líbano), 13 de febrero, 2017.

[4] Al-Akhbar (Líbano), 14 de febrero, 2017.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.