Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
30 Sivan 5777 | Sábado Junio 24, 2017
donativo

Arriban más Bnei Menashe a Israel


 

Un grupo de 102 nuevos inmigrantes de la comunidad Bnei Menashe arribó esta semana a Israel, con la ayuda de Shavei Israel, una organización sin fines de lucro con sede en Jerusalem, cuyo objetivo es fortalecer los vínculos entre el pueblo judío y los descendientes de judíos que viven en diferentes partes del mundo y desean reincorporarse a la nación judía.

Los recién llegados vivirán en Nazaret Ilit, donde ya reside hoy una comunidad de los Bnei Menashe.

El origen de esta comunidad, que tiene  aproximadamente 10 mil miembros, se halla en los estados de Mizoram y Manipur al noreste de la India. De acuerdo a la tradición oral, son descendientes de la tribu de Menashe, una de las Diez Tribus Perdidas exiladas de la Tierra de Israel hace más de 2700 años por el imperio asirio. Cerca de 3 mil Bnei Menashe ya se han radicado en Israel.

En el 2003, el Profesor Karl Skorecki del Tehnion, analizó 350 muestras genéticas del ADN de los Bnei Menashe, pero no halló ninguna evidencia genética que apoyara sus afirmaciones acerca de un ancestro distante en Oriente Medio. Este experto, especializado en la materia, fue también quien encabezó la investigación que validó de forma contundente la afirmación de la pequeña tribu de Lemba, residente en Sudáfrica, Zimbabwe y Mozambique, que sus miembros son descendientes de judíos que hace más de mil años habían cruzado de Yemen a Africa y que gradualmente fueron migrando hacia el sur.

En diciembre del 2004, el Laboratorio Central de Ciencia Forense en Kolkata (Calcuta), publicó un artículo en la  página en internet de “Genome Biology”, analizando el estudio que habían realizado de 414 personas de comunidades tribales en Mizoram.  Entre los hombres, no hallaron ninguna evidencia genética sobre un ancestro común mesoriental. Pero al año siguiente,  fueron realizados nuevos estudios a 50 mujeres de dichas comunidades y esos estudios sí revelaron ciertas evidencias de un origen en Medio Oriente , que podrían haber sido indicadores de matrimonios con gente fuera de la comunidad, durante los largos períodos de migraciones.

Antes del siglo XIX los Bnei Menashe ya habían perdido la identidad judía o hebrea que podían haber tenido. Hablaban un idioma tibeto-burmés, tenían típicos rasgos asiáticos y eran culturalmente indivisibles de sus vecinos. En el siglo XIX fueron convertidos al Cristianismo por misioneros y más tarde comenzaron a alegar que tienen raíces judías.

En los años 80 del siglo pasado, el Rabinato Central de Israel los reconoció como “safék iehudím” , o sea una comunidad cuyo origen judío está en duda pero no ha sido descartado. Como tales, tienen derecho a emigrar a Israel en el marco de la Ley del Retorno , aunque deben convertirse formalmente para familiarizarse con las reglas religiosas, el rito, las costumbre y la historia.

Hay otras comunidades de la India cuya condición judía es reconocida plenamente. La más antigua es la de Cochin, descendiente de los marinos judíos de la época del Primer Templo, que llegaron a las costas de Malabar en la India meridional. Luego fueron fortalecidos por una segunda ola de migrantes judíos que huían de Judea luego de la destrucción del Segundo Templo.

Y un tercer grupo, conocidos como los “judíos blancos”, arribaron a India luego de la expulsión de España.

También los Bene Israel, la mayor de las comunidades judías de la India, tiene antiguas raíces. Según su tradición, sus ancestros migraron a India luego de haber pasado siglos viajando por Asia occidental  desde Israel, asimilándose fácilmente a su entorno aunque también manteniendo algunas costumbres judías.  La mayor parte de los expertos considera que las raíces de la comunidad se retrotraen al período del Segundo Templo.

La mayor parte de la comunidad , que cuando India obtuvo independencia estaba formada por unas 20.000 almas, dejó el país en 1948 y la mayoría emigró a Israel. Aproximadamente 5.000 permanecieron en India, mayormente en Mumbai y sus alrededores.

Por otra parte, estaba también la comunidad de Bagdad, que vivía en Calcuta . Sus orígenes se remontaban a los comerciantes llegados de Irak y Persia, que llegaron al país junto a los británicos en el siglo XVIII. a diferencia de otras comunidades judías de la India, los bagdadíes eran considerados blancos, no nativos de la India. Eran  6.000 personas , que constituyeron una comunidad influyente y activa. Luego de la independencia, dejaron India, emigrando mayormente al Reino Unido u otros países del Commonwealth como Canadá, Hong Kong, Australia y Singapur.

 

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.