Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
23 Kislev 5778 | lunes diciembre 11, 2017
donativo

El 68% de judíos israelíes piden separación de religión y estado


Los israelíes han perdido la esperanza en la posibilidad de una coexistencia judía y democrática, según el Índice de Religión y Estado recientemente publicado por Smith Polling Institute.

El apoyo a la separación de la religión y el estado está en constante ascenso, pasando de 56 por ciento en 2012 a 68 por ciento en 2017.

En el pasado, el índice apuntaba a la compleja relación de los israelíes con la religión, identificándose con el judaísmo ortodoxo, mientras que al mismo tiempo se oponían decididamente a la coerción religiosa. Los nuevos datos indican que el público no sólo busca más libertad en la forma de separar la religión del gobierno, sino también separarse de la religión en general.

Por ejemplo, en los últimos dos años, ha habido una disminución en los encuestados que dijeron que elegirían una boda ortodoxa para ellos y para sus hijos, de 68% en 2015 a sólo 50% en 2017. Por otro lado, el número de los encuestados que apoyan matrimonios civiles aumentó de 19% a 30%.

En cambio, el 86% dijo que el estado debe garantizar la libertad de religión y de conciencia para todos sus ciudadanos, mientras que el 65% pidió a los judíos reformistas y conservadores el mismo estatus y reconocimiento a los judíos ortodoxos (el 67% apoyó la supervisión de la kashrut no ortodoxa y el 49% apoyó la conversión no ortodoxa).

Cincuenta y ocho por ciento dijeron que notaron un aumento en los elementos religiosos en el sistema de educación secular y lo definieron como “religión” (46% apoyaron esa tendencia). Mientras que al mismo tiempo, el 78% dijo que estaba a favor de incluir estudios de cultura judía en las escuelas estatales, pero sólo si se enseña a los estudiantes acerca de los diferentes enfoques de este patrimonio -secular, ortodoxo y no ortodoxo.

A pesar de que buscan más libertades religiosas, la mayoría de los israelíes (82%) cree que las instituciones de educación ultraortodoxa deben enseñar materias básicas del currículo, mientras que el 84% de las yeshivot (academias talmúdicas) se niegan a enseñar materias como matemáticas, inglés y ciencia.

En cuanto a la representación en la Knéset, el 79% dijo que la ley debería ser enmendada para asegurar la inclusión de mujeres en todos los partidos, incluyendo facciones de ultraortodoxos.

Debatiendo el tema del transporte público en Shabat, el día de descanso judío, el 45% apoyaba un servicio limitado, el 28% dijo que los autobuses y trenes deberían operarse el fin de semana como lo hacen los días laborables, el 19% apoya el statu quo y el 8% dijo que quería cancelar el transporte público existente el sábado.

En su vida privada, el 48% de los encuestados dijo observar el Shabat, el 27% lo observa de acuerdo con la Halajá (ley judía) y el 21% se adhiere parcialmente a la Halajá recitando la oración del kidush e iluminando las velas de Shabat. Mientras tanto, el 29% dijo que considera el Shabat “un día especial de descanso”, el 23% lo ve como un “día libre regular” o un “día como todos los días”.

 

A raíz de la crisis entre el gobierno israelí y los judíos estadounidenses sobre el proyecto de conversión y la congelación del plan de área igualitaria de rezo del Muro occidental, la encuesta examinó las opiniones del público sobre la participación de la diáspora judía en los asuntos internos de Israel y la promoción de sus asuntos religiosos y estatales. El cincuenta y cinco por ciento dijeron que apoyaban la participación de los judíos de la diáspora, mientras que el 45% estaban en contra

 
Comentarios

Tendría que haber una votación. Yo votaría a favor, de ese 68 %.

Habida cuenta, que el Estado de Israel, ha sido fundado sobre principios ideológicos y sociales y no sobre otros de índole religioso, me parece lógico disociar ambos conceptos, situando a cada uno de ellos, en el lugar que le corresponde … El judaismo es llamado a seguir teniendo su espacio y su importancia social, en el cual no deberiá a mi juicio adentrarse la politica, ni tampoco al reves …
Cabe recordar, que a diferencia de lo que sucede en el actual Estado de Israel, el Israel Bíblico, teniá su razon de ser en la observancia de la Ley mosaica, la cual abarcaba cada uno de los ámbitos y sectores que conformaban la realidad politica, social y jurídica de entonces …
El hoy Estado de Israel, que justamente halla sus raices legitimidad en la existencia histórica de aquel, no es sin embargo “continuador” de él, por cuando su propósito y linea de actuacion discurren por parámetros diametralmente diferenciados
“David” al que alude el comentario que antecede al mio, se opondriá a buen seguro a la actual conformacion de Israel, como de hecho lo viene haciendo el colectivo hasídico, que no reconoce otra legitimidad, que la emanada de la Torá, ni otra representatividad y orientacion que aquellas que provengan del Mesias, contraponiendolas a las leyes votadas por la Kneset (parlamento) en conformidad con el sistema democrático imperante …

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.