Por Israel


Defendemos un ideal no a un gobierno
Síguenos en Facebook Twitter Twitter YouTube RSS Feed
| domingo mayo 26, 2024

Ayn Al-Asad número dos – Irán coordinó con antelación su ataque contra Israel con Estados Unidos para que nadie resultara herido y se evitase la guerra con Israel


Para entender lo que ocurrió anoche durante el ataque directo de Irán a Israel, hay que retroceder cuatro años hasta el asesinato por parte de Estados Unidos del comandante de la Fuerza Quds de Irán, Qasem Soleimani. Irán necesitaba reaccionar simbólicamente en represalia para salvar las apariencias y pidió hacerlo. Estados Unidos le permitió atacar su propia base aérea de Ayn Al-Asad para que nadie resultara herido. Se dispararon quince misiles contra la base, con el resultado de daños menores y ni una gota de sangre. Irán puede merecer un Premio Nobel de la Paz por ser capaz de disparar 15 misiles sin matar a nadie.

La teniente coronel Staci Coleman, comandante del 443.º Escuadrón Expedicionario Aéreo, y miembros de su escuadrón testificaron [1] que habían sido informados sobre un inminente ataque con misiles balísticos iraníes casi seis horas antes de que ocurriera. El capitán Wesley Florez, oficial ejecutivo del 1er Grupo Expedicionario de Rescate, dijo que había recibido información sobre el ataque a primera hora de la tarde anterior.[2]

Teniente Coronel Staci Coleman, Comandante de la 443ª AES, Base Aérea Ayn Al-Asad (Fuente: PressTV ,Irán, Twitter, 13 de enero, 2020)

Trump le dijo a Fox News en febrero de 2024: «¿Sabes? Los golpeamos [a Irán] muy duro por algo que hicieron, y tuvieron que devolver el golpe, sienten que tienen que hacer eso y lo entiendo. ¿Sabes? Me llamaron para decirme: ‘vamos a alcanzar un lugar determinado pero no lo vamos a alcanzar, estará fuera del perímetro’… Nos avisaron y tuvimos 16 misiles… Y sabíamos que no iban a atacar. Y ahora lo revelo… Entonces apuntaron esos misiles y dijeron: ‘Por favor, no nos ataquen, no los vamos a atacar’. Eso era respeto, teníamos respeto.»[3]

El entonces ministro de Relaciones Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, dijo que el régimen iraní había informado a Irak de sus planes de lanzar misiles contra las bases estadounidenses. Esta medida garantizó que Irak informara a Estados Unidos, de modo que se pudieran tomar precauciones para evitar la pérdida de vidas.

Ahora, volvamos al bombardeo a Israel por parte de Irán anoche. Irán quería recuperar su disuasión después del asesinato en Damasco del general iraní Mohammad Reza Zahedi, quien, según el propio testimonio de Irán, fue el cerebro del ataque del 7 de octubre.[4] Luego, Estados Unidos hizo con Israel lo que había hecho en su caso: se coordinó con los iraníes para que los civiles no fueran atacados. Los medios árabes ya están informando sobre esta coordinación.[5] Irán facilitó que Estados Unidos, Israel, Gran Bretaña y Jordania supieran qué haría y qué no haría, y dónde lo haría. Israel no formó parte de esta coordinación.

Luego, Irán lanzó 300 misiles balísticos y de crucero y drones, y ni siquiera la cola de un gato resultó herida. Cuando Hamás dispara, hay heridos. Cuando Hezbollah dispara, hay heridos. Cuando Irán dispara, no hubo ninguno.

Una niña israelí resultó herida como resultado de un misil de defensa aérea y no como resultado de un misil de ataque o un dron. Al igual que el daño a Ayn Al-Asad hace cuatro años, hubo daños menores en la Base de la Fuerza Aérea Nevatim de Israel en el norte del Neguev, pero nadie resultó herido allí tampoco. ¿Se puede explicar esto diciendo, por pura arrogancia, que los iraníes son débiles y estúpidos? Sólo los ingenuos pueden creer esto.

En los días previos al ataque, Estados Unidos, según informes de los medios, mantuvo intercambios con Irán. Las primeras advertencias habían estado llegando desde Estados Unidos durante toda una semana en informes, incluidos los de The Wall Street Journal y Bloomberg. Todo Israel estaba histérico por el próximo ataque iraní, que de todos modos benefició al primer ministro Netanyahu, desplazando de la noticia su responsabilidad por el 7 de octubre.

Estados Unidos coordinó el ataque con Irán para que nadie resulte físicamente herido o muerto. Esto fue gracias a las altamente calificadas defensas aéreas estadounidenses, israelíes, británicas y jordanas.

Los estadounidenses jugaron contra Israel y continúan haciéndolo al impedir una reacción israelí. De hecho, comenzaron a presionar a Israel para que no reaccionara incluso antes de que se produjera el ataque. El comandante del CENTCOM, general Michael Kurilla, fue a Israel el 13 de abril y presionó para que se coordinara previamente con Estados Unidos cualquier acción por parte de Israel. Ahora el propio presidente Biden lo dijo: “ustedes no tuvieron heridos, ellos fracasaron. No hagan nada. No intensifiquen la situación porque nos arrastrarán a una guerra. Los hemos protegido y nadie resultó herido. La respuesta será diplomática.”

De hecho, nadie resultó herido, pero la disuasión de Israel fue derribada por la coordinación previa de Estados Unidos con Irán. La disuasión de Israel se vendió para salvar la disuasión de Irán.

Cuando se retrasaron los misiles balísticos que pueden llegar a Tel Aviv desde Irán en 12 minutos, les dije a mis amigos que probablemente era para detenernos a tomar un refrigerio en el camino y que los estadounidenses nos iban a decir que no reaccionáramos…

Al Jazeera, el canal de Hamás alineado con Irán, informó que los drones avistados sobre Aqaba, en el sur de Jordania, continuaban su camino hacia Eilat. Cualquiera que conozca la zona sabe que los drones en cualquier lugar de Aqaba podrían llegar a la casi adyacente Eilat en dos minutos, y sin embargo no hubo bombardeos con drones en Eilat…

Esta coordinación con Irán, que garantizó que no hubiera víctimas ni heridos, se hizo por encima de la cabeza de Israel.

La Fuerza Aérea de Israel, al igual que las de Estados Unidos, el Reino Unido y Jordania, hizo un gran trabajo. Tenían información completa sobre los misiles que se avecinaban. Israel obtuvo la información de los estadounidenses, quienes obtuvieron de los iraníes la información sobre qué, dónde y cuándo de los ataques aéreos, lo que permitió una insondable tasa de defensa antimisiles del 99%.

La Fuerza Aérea y la defensa aérea israelíes, junto con los demás, hicieron lo mejor que pudieron, pero la disuasión de Israel se perdió. Recuperarla sería un proceso doloroso porque, como amenazan los iraníes, el próximo ataque no estará coordinado con antelación. Lo peor para Israel sería creer que los resultados de esta noche constituyen todo lo que Irán puede lograr. Pueden hacer mucho más.

*Yigal Carmon es presidente y fundador de MEMRI.

 

[1] Véase el Informe Diario No. 337 de MEMRI, La relación Irán-Estados Unidos. Crisis, Parte III: Ataques de Irán en enero de 2020 contra la base aérea estadounidense Ayn Al-Asad – Los rugidos de un temible tigre de papel, 10 de noviembre de 2021.

[2] Véase el Informe Diario No. 337 de MEMRI, La relación Irán-Estados Unidos. Crisis, Parte III: Ataques de Irán en enero de 2020 contra la base aérea estadounidense Ayn Al-Asad – Los rugidos de un temible tigre de papel, 10 de noviembre de 2021.

[3] Véase el Despacho Especial No. 11125 de MEMRI, Irán informó a Estados Unidos antes de su ataque con misiles de enero de 2020 a la base aérea de Ain Al-Assad en Irak, 9 de febrero, 2024.

[4] Véase MEMRI Despacho Especial No. 11264, Colaborador cercano del líder supremo iraní Khamenei: El comandante de la Fuerza Qods del CGRI para Siria y el Líbano muerto en Damasco estuvo involucrado en la planificación y ejecución del ataque de Hamás del 7 de octubre, 9 de abril, 2024.

[5] Véase MEMRI Despacho Especial No. 11276, Comentaristas árabes en las redes sociales: El ataque con drones de Irán contra Israel fue planeado y acordado por Irán, Israel y Estados Unidos, 14 de abril, 2024.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.