Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| domingo septiembre 22, 2019
donativo

LA PARASHÁ DE LA SEMANA: BO


parashaLas últimas tres plagas son enviadas sobre Egipto: langostas devoran todas las cosechas y vegetales; una oscuridad tangible envuelve a la tierra; y todos los primogénitos de Egipto son eliminados la medianoche del 15 de Nisan.

Di-s ordena entregar la primer Mitzva (precepto) a Israel: establecer un calendario basado en el ciclo mensual lunar. Los israelitas reciben la orden de ofrecer un “Sacrificio Pascual” a Di-s: un cordero o un cabrito que debía ser degollado y parte de su sangre debía ser salpicada sobre las jambas de las puertas de cada casa israelita, para que Di-s las saltee cuando viniera a matar a los primogénitos egipcios. La carne asada de la ofrenda debía ser comida esa misma noche junto con matzá (pan ácimo) y hierbas amargas.

La muerte de los primogénitos finalmente rompe la resistencia del Faraón y literalmente echa a los Hijos de Israel de su tierra. Tan rápido parten, que no tienen tiempo para que sus masas leuden, y las únicas provisiones que tienen son sin leudar. Antes de irse, piden de sus vecinos egipcios oro, plata y ropas, vaciando a Egipto de su fortuna.

A los Hijos de Israel se les ordena consagrar todos los primogénitos y observar el aniversario del Éxodo cada año a través de deshacerse de todo alimento leudado durante siete días, comiendo matzá, y contando la historia del Éxodo a sus hijos. También se les ordena ponerse Tefilín (filacterias) en el brazo y la cabeza, como un recordatorio del Éxodo y su compromiso para con Di-s. 

 

UN DESAFIO DEL QUE DEBEMOS APRENDER

 

Los egipcios adoraban, entre otros dioses, al cordero. De pronto los esclavos hebreos tomaron a este animal, lo ataron en sus casas, y cuando eran interrogados acerca del motivo de esto, simplemente decían: “Nuestro Di-s nos ordenó que lo sacrifiquemos el día 14 de Nisan”.

No les importaba la reacción de los egipcios, no temían. Era simplemente un mandamiento de Di-s.

En estos tiempos, en que es más fácil ser judíos y seguir los mandamientos del Creador, en que tenemos nuestro Estado, ¿hasta qué punto estamos dispuestos a cumplir con mitzvot mucho más sencillas?

Que cada uno busque la respuesta en su corazón.

Iud Shvat

10 de Shvat – Aniversario del Fallecimiento del Rebe Anterior y la asunción del Rebe

 

“Iud Shevat » — el 10 de Shevat (este año el lunes 21 de enero) — es una fecha significativa en el calendario Jasidico. Es el Iortzait (aniversario del fallecimiento) del sexto Rebe de Lubavitch, Rabi Iosef Itzjak Schneersohn (1880-1950). Es también el día en que, en 1951, el séptimo Rebe, Rabi Menajem Mendel Scheneerson acepta formalmente el liderazgo de Jabad-Lubavitch recitando un histórico maamar (discurso) y dirigiendo el farbrenguen (reunión jasidica) en ocasión al primer aniversario de fallecimiento de su precursor.

 

Un Di-s Infantil, según Einstein

 

Por Getzy Markowitz

Este mes fue subastada una carta del Hombre del Siglo, según la revista Time, en la cual se debate sobre el ya centenario argumento de que cualquier cosa puede ocurrir a lo largo del tiempo. En la misiva Albert Einstein declara que creer en Di-s es infantil.

No podría estar más de acuerdo.

La gente inteligente se maneja sólo con lo que está al alcance de su propio análisis, viendo la realidad según sus propios parámetros. Pídele a un adulto creyente, pruebas sobre la existencia de Di-s y el comenzará a enumerar distintos elementos de su propia existencia. Pregúntale a un niño y te dirá que las “pruebas” no son materiales: dice “En el principio Di-s creo los cielos y la tierra”.

Cuando oran, por ejemplo, los adultos tienden a figurarse a Di-s, que creó al hombre acorde a Su figura, en sus parámetros. Para el niño, no obstante, Di-s existe en forma simple y le reza en forma simple y directa. En una de sus epístolas halájicas, el famoso comentarista Talmúdico, el Rivash, declara orgullosamente, que el reza desde la perspectiva de un niño.

Filósofos y teólogos, pueden discutir la trascendencia e inmanencia de Di-s, incluso pueden tratar de atisbar Su Esencia. Pero solo un niño inocente aprecia la esencia simple de Di-s. Fue el mismo Einstein el que dijo “Di-s siempre toma el camino más simple”. Un niño sólo conoce la simpleza.

Hay un famoso dicho, “El ingenuo cree todo”, y nuestros sabios incluso atribuyen la ingenuidad a Moisés mismo. El que vio al Altísimo cara a cara, creía con simpleza pura.

En el nivel más maduro, debemos servir a Di-s con la inocencia e inmadurez de un niño.

(Extraído de www.es.chabad.org)

 

(Contacto: [email protected])

 

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.