Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| jueves septiembre 12, 2019
donativo

Los túneles de sus vidas


tunel-gaza

La agenda de los “Túneles de Ataque” de la Franja de Gaza hacia Israel, era conocida desde hace años. En los últimos años, cada conversación u orientación de cronistas sobre Gaza, los oficiales mencionaban la amenaza. Sin embargo, a quien escucha de costado, le parecía que la coacción era tomada en cuenta, tal como tantas otras, no menos graves. En resumen: no se le daba al tema un énfasis especial.

En los servicios de seguridad sostienen que, solo el último año o, mejor dicho, en los últimos meses, se consolidó el entendimiento que se trataba de un problema estratégico grave que influye sobre miles de israelíes y soldados en el Negev occidental. Algunos túneles, encontrados en los últimos meses en el territorio de Israel, solo afilaron esa evaluaciones después que se descubriera hallazgos que daban cuenta de una gran sofisticación y recursos económicos no menores.

En los últimos días, oficiales de las FDI dijeron que la amenaza fue exhibida, en su plena gravedad al mando político, hace meses. Y así es que, dos semanas después del ingreso terrestre de las FDI a la Franja de Gaza en la Operación Margen Protector, comenzó la guerra de acusaciones recíproca, entre el mando político y el mando militar, sobe la cuestión de los túneles.

La pregunta central sobre la que se delibera es ¿Qué es, con exactitud, lo que la inteligencia sabía?¿Cómo se prepararon las FDI sobre el tema y hasta cuánto el mando político era consciente del peligro?

Sobre los representantes del proyecto de túneles en la Franja de Gaza era posible saber hace ya una década, en el año 2004. En esa época, se hablaba de túneles sencillos, a una profundidad de 10-12 metros. La primera vez que se le reveló al público israelí la gravedad de la amenaza fue en junio 2006, cuando fuera secuestrado el soldado Gilad Shalit, a manos de terroristas que salieron de un túnel que llegaba hasta la profundidad de decenas de metros dentro del territorio de Israel. Desde entonces y hasta hoy, en Gaza, se desarrolló una amplia industria de túneles. Los nuevos ya no cuentan con una infraestructura deficiente que colapsa ante cualquier tormenta o clima excepcional, sino que, es sabido, se invirtieron en ellos recursos económicos no menores.

Los avanzados túneles fueron construidos por el pensamiento estratégico de Hamas, cuyo objetivo era la creación de un gran sistema, organizado, y administrado, de una estructura que permitiese traer una masa de fuerza, que ingresase a un túnel en la Franja de Gaza y surgiera del seno de la tierra, por sorpresa, dentro del territorio de Israel con la finalidad de perpetrar un atentado terrorista de calidad, con muerte y secuestro de soldados israelíes, con varios focos al mismo tiempo.

Los nuevos túneles fueron construidos con gran sofisticación. Alcanzan una profundidad, promedio, de 20-25 metros de bloques de hormigón y contienen medios de comunicación modernos. Cada túnel cuenta con una apertura central, por la cual entran los cavadores y, luego, se le suman otras aperturas, algunas operativas. En las FDI ejemplifican las ramas de los túneles como una “araña” con brazos o a un árbol del cual salen varias hojas. Es posible decir que, en los últimos años, surgió en Gaza, una “ciudad subterránea”, como una especie de “metro” compuesto por kilómetros de redes de túneles internos; parte, túneles de guerra internos y, otros, de ataque en dirección a Israel.

“Los elegidos”

Para impedir a Israel frustrar la excavación de túneles, la tarea se llevó a cabo con gran recelo y midiendo a quien empleaban en la labor. Todo cavador experto de Hamas conocía ese sólo túnel, sin saber nada de los vecinos. El cavador era buscado, cada día, en su hogar, realizaba su guardia de cavado de varias horas y era regresado a su casa.

En vistas de la gran importancia que otorgaban los líderes de Hamas a la excavación de túneles estratégicos llegaban, en varias oportunidades, a conversar con los cavadores, incentivar sus ánimos y aumentar su motivación en la actividad de cavado.

La construcción de un túnel se prolonga entre uno y tres años (dependiendo de la extensión del túnel, profundidad, anexos y el estilo del suelo en el que se cava). Además, oscila entre 4-16 metros/ día.

Además de los cavadores, Hamas entrena a la fuerza seleccionada. Se trata de decenas de activistas que atravesaron entrenamientos y distribuidos en unidades y pelotones. El objetivo de esa fuerza especial era la de secuestrar soldados y civiles por medio de los túneles, complicar la maniobra de las FDI a través de la réplica de ese intento al territorio de Israel y dañar a las localidades israelíes. Los miembros de esa fuerza son los que penetraron, en las últimas semanas, al territorio de Israel a través de los túneles de ataque.

Ya en la operación “Pilar Defensivo”, hace un año y ocho meses, las organizaciones terroristas en la Franja contaban, en su poder, con túneles de ataque. Desde entonces, creció el ritmo de trabajo sobre los túneles mientras, en la víspera de la Operación Margen Protector, conocían en el servicio de seguridad la existencia de una cifra de dos décimos de túneles en la Franja, dirigidos al territorio de Israel (parte pasaban por el cerco de la seguridad hacia Israel).

A pesar de la mucha información, Israel no logró encontrar solución al grave problema. Ya hace años que muchos especialistas, del país y el mundo, exprimen sus cerebros con el objetivo de encontrar el camino para descubrir excavaciones subterráneas, pero aún no se encontró una solución abarcativa al tema. Hace poco informaron, desde los servicios de seguridad, que hay un avance en la cuestión, pero no se descubrió, todavía, una “Cúpula de Hierro” para la grave amenaza.

“Se debe entrar y demoler”

Días antes del ingreso terrestre dijo un comandante en el sur, en diálogo con cronistas militares, que se requiere una acción de entre una semana o dos a fin de ocuparse de la amenaza de los túneles. A su entender, una acción de ese tipo tendría “altas probabilidades de éxito”. El oficial dijo que es imposible enfrentar los túneles desde el aire y se debe “Ingresar, demoler lo que hay y salir”.

Con el ingreso de las fuerzas terrestres al interior de la Franja de Gaza, en la cúpula del sistema de seguridad definieron la neutralización de los túneles como fin central de la Operación. En los primeros días del ingreso terrestre, las FDI se enorgullecían de cada túnel encontrado, de toda apertura y de todo túnel desactivado, demolido o eliminado. Menos de 24 horas después del ingreso terrestre “un dirigente de la base central se enorgullecía que, las FDI, revelaron la mayoría de los túneles de ataque”. Sin embargo, en los últimos días, en los servicios de seguridad, rehúsan afirmar la cifra total de túneles descubiertos y/o desactivados y no se refieren a la pregunta sobre si los túneles, sobre los que el servicio de seguridad sabía, ya fueron encontrados. En Israel saben que la inteligencia no conoce “cada hueco” y aclaran que hay muchas dudas si hay alguien, en la Franja de Gaza, ni siquiera Mohamed Daf, cuenta con un mapa de la “Gaza subterránea” con toda la red de túneles. La Inteligencia transmitió, a las fuerzas de combatientes en Gaza, toda la información en su poder, sobre las principales cavidades de los túneles de ataque. El problema es que, incluso, cuando llegan las fuerzas a la cavidad del túnel -gracias a la información que obra en manos, por anticipado, de los servicios de seguridad- la información recibida, en medio de la operación, por palestinos capturados o que arrojaron los huecos descubiertos por casualidad- la tarea difícil es el hallazgo de los túneles y su demolición.

Dos semanas después del ingreso terrestre a la Franja, en Israel estiman que tomará, por lo menos otra semana, ocuparse de la amenaza.

Oficiales en el terreno destacaron, en los últimos días, que la información de inteligencia recibida sobre los túneles es buena pero, en ocasiones, no es sencillo encontrar los túneles en el terreno; entre otros motivos, debido a los ataques de la Fuerza Aérea que provocaron el colapso de viviendas y parte de los propios túneles. Después de encontrar las cavidades, las FDI se ven en dificultades para localizar las señales de los túneles y sus brazos, por debajo de la tierra, con el objetivo de eliminarlo en su totalidad (y no solo un hueco determinado que luego será posible abarcar).

A fin de descubrir las señales del túnel antes de su demolición final, se penetran diversos elementos, como robots. En parte de los lugares los túneles son guaridas y, en su interior, esperan, durante varios días, los combatientes de Hamas la orden. Parte de los que esperan, que solo obtienen el suministro de agua y dátiles, fueron detenidos por las FDI en los últimos días.

En las FDI destacan que la revelación de un túnel determinado en el lado palestino no constituye una garantía que los terroristas no harán uso de los brazos que no fueron encontrados para perpetrar un atentado en el territorio de Israel pero aún en ocasiones, el hallazgo de un túnel por la fuerzas de las FDI, solo estimula a los terroristas a poner en práctica un atentado desde una de las ramas antes de ser neutralizado por las FDI. Así, por ejemplo, ocurrió el lunes de la semana pasada, cuando penetraron al territorio de Israel siete palestinos a través de una de las ramificaciones del túnel, cuya parte principal se encuentra del lado de Gaza, controlada por las FDI. Los terroristas provocaron la muerte de cinco soldados israelíes. Tras el suceso fue difundido, un video extenso, grabado con una cámara adherida en la cabeza de uno de ellos. Según parece, gracias a la acción de uno de los soldados que estaba en la parte superior y disparó hacia los terroristas, se evitó el secuestro de uno de los cuerpos hacia la Franja de Gaza.

Se trata de la quinta vez que, terroristas, logran ingresar al territorio de Israel a través de un túnel de ataque, desde que comenzara la Operación Margen Protector. Dos de los sucesos anteriores terminaron sin víctimas pero, los otros dos, fueron fatales.

Según parece, en algunos días más, la Operación Margen Protector tocará su fin. En los servicios de seguridad se rehúsan a comprometerse con que, la Operación, provocará la eliminación o neutralización de todos los túneles de ataque que penetran desde el territorio de la Franja de Gaza hacia Israel. Un oficial destacado de las FDI reconoció que “No lograremos llegar hasta el último túnel ni hasta la última cavidad”. Después de la salida de las fuerzas, en Israel se requerirá encontrar otra solución y completar al problema de los túneles desde la Franja de Gaza debido a que, cabe suponer que, en el último momento en que los soldados de las FDI abandonen la Franja de Gaza, las organizaciones terroristas de la Franja, reanudarán las excavaciones por debajo de la tierra para reconstruir los túneles de ataque que amenazan a la población del Negev occidental.

Israel deberá encontrar una respuesta, dado que no podrá dejar miles de civiles y soldados, expuestos, otra vez, bajo la amenaza de los túneles.
Israel Today/CIDIPAL

 
Comentarios

Que increíble gastaron fortunas en túneles los forraron con cemento y hierro, lo electrificaron, le hicieron sistemas de ventilación, pero no gastan un dolar en el saneamiento de Gaza, es mas grande el odio hacia el estado de Israel y su población, que mejorar el bienestar de sus propios hermanos e hijos, se están destruyendo a sí mismo y le echan la culpa a los demás, vergüenza deberían tener los palestinos, no saben que en el mundo del derecho no se puede amparar nadie en su propia culpa.-

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.