Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| miércoles octubre 16, 2019
donativo

Los migrantes y refugiados desde la perspectiva islamista


A las puertas de Europa se agolpan desde hace años multitudes de seres humanos procedentes del mundo árabe y musulmán. Según diversos Servicios de Inteligencia europeos la gran mayoría de ellos, aproximadamente más del 80 por ciento son migrantes, y menos del 20 por ciento son refugiados que  huyen de la guerra que se focaliza en Siria, Irak, Libia, en la que los yihadistas del Estado Islámico están consolidando sus bases con el deseo confeso de expandir el Califato a nivel mundial.

Los migrantes de Oriente Medio desean encarecidamente ir a Alemania principalmente por sus prestaciones sociales, por su poderío económico –la fábrica de Europa- y posibilidades de ascenso social y económico y en gran parte también porque en el imaginario islamista el país germano ha sido históricamente un gran aliado del mundo árabe y musulmán, por el cual sienten una enorme simpatía.

Francia, el Reino Unido, Italia y España han colonizado tierras musulmanas, principalmente los dos primeros países, y en los libros de texto de Siria, Irak, Libia se ha enseñado, y enseña, que fueron los franceses e ingleses quienes dividieron las tierras árabes a su antojo, y que fue el acuerdo Sykes-Picot, firmado el 16 de mayo de 1916 –durante la Primera Guerra Mundial-, entre Gran Bretaña y Francia se dividieron los territorios del Próximo Oriente. Durante esa época de decadencia para el Califato Otomano –abolido en 3 de marzo de 1924 -, Alemania fue enemiga de Francia y el Reino Unido, durante la Primera y Segunda Guerras Mundiales, sin haber tenido posibilidad de colonizar tierras árabes. Como dice el proverbio árabe: “El enemigo de mi enemigo es mi amigo”, Alemania fue siempre admirada por el mundo árabe y musulmán por ser el enemigo de su enemigo y por ser su aliado. La experiencia en perpetrar genocidios de Alemania se remonta al Imperio Alemán del Káiser Guillermo II.

Entre 1904 y 1908 los alemanes exterminaron consciente e intencionadamente a gran parte de las poblaciones herero y nama en la antigua colonia de África Alemana del Sudoeste, la actual Namibia. Los días 2 de octubre de 1904 y 22 de abril de 1905, se emitieron desde Berlín dos “órdenes de aniquilación” (Vernichtungsbefehl) que resultaron trágicamente eficaces: se calcula que los herero perdieron alrededor del 80 por ciento de su población y los nama aproximadamente la mitad. Más tarde, en diciembre de 1913, una misión militar alemana llegó a Turquía con la tarea de reorganizar el ejército otomano. Los oficiales de la misión militar alemana asumieron la responsabilidad de la dirección y comando del ejército turco bajo el liderazgo del Ministro turco de la Guerra, Ismail Enver Pashá, llamado por los turcos Hürriyet Kahramani, el Héroe de la Libertad. La relación germano-turca se fortaleció tras el acuerdo de una alianza militar entre Alemania y el Imperio Otomano en agosto de 1914. La cooperación militar alemán-otomano se convirtió en la política nacional turca. En notas escritas después de una reunión con los líderes de los Jóvenes Turcos del Comité de Unión y Progreso conocido como Ittiha, Max Scheubner-Richter,  vicecónsul alemán y comandante de una fuerza guerrillera especial conjunta germano-turca, describió los planes para destruir a los armenios del Imperio Otomano. El primer punto en esta agenda se refería a la liquidación de los armenios. La práctica germana en genocidios pudo “profesionalizarse” en 1916 en el genocidio armenio. [1]

Se han publicado órdenes de deportación firmadas por el Vice Jefe del Estado Mayor otomano, el General alemán Fritz Bronsart von Schellendorf. Durante el régimen nazi, los oficiales alemanes que habían observado y participado en el extermino de los no musulmanes en Turquía (cristianos armenios) utilizaron la experiencia que allí habían adquirido. Ejemplo de ello es el caso de Rudolf Hob, su padre participó en 1905 en el genocidio de los hereros y en 1916 él mismo participó en el genocidio armenio, antes de convertirse en comandante del campo de concentración de Auschwitz de 1940 a 1943.

La ideología nacional socialista impactó poderosa y mayoritariamente entre los laicos del mundo árabe, cuyos países estaban sometidos al colonialismo francés y británico, llegando a ser copiada por el Baas, partido nacional panarabista socialista, que ha gobernado durante décadas Egipto, Siria e Irak y sus dirigentes emplearon el título de Rais (Führer en alemán, Caudillo en español). Pero la admiración y fascinación por  la Alemania nazi no sólo se dio entre los “laicos” y militares árabes, sino que también entre los religiosos musulmanes, como en el Muftí, líder máximo religioso musulmán, de Jerusalem, Amin Ali-Husseini, tío abuelo de Yasser Arafat, el Raís palestino. Husseini participó y colaboró con los turcos en el genocidio de cristianos armenios, organizó escuadras suicidas contra las autoridades británicas en el Mandato Británico de Palestina y exterminó a los árabes que no eran fieles a la visión pan islámica de la Hermandad Musulmana. Amin Ali Husseini se entrevistó con Adolf Hitler durante la Segunda Guerra Mundial y ambos acordaron trabajar conjuntamente en el exterminio de judíos en su infame Solución Final.

El 25 de abril de 1941, Amin Al-Husseini dirigirá la ofensiva nazi en Bosnia, los cristianos serbios serán obligados a llevar brazaletes azules y los judíos amarillos, tomará el título de Protector del Islam y organizará la Fuerzas nazis Musulmanas de Bosnia de más de cien mil soldados y creará –con la aprobación alemana- el Protectorado Nazi de la Bosnia Musulmana, y exterminará en su dominio a doscientos mil cristianos serbios, veintidós mil judíos serbios y más de cuarenta mil gitanos serbios. Amin Al Husseini creará la “Division Hanzar” constituida por veintiséis mil soldados SS musulmanes en Bosnia, a los que él denominará “la Crema del Islam”, que será la división más grande del ejército nazi. Los soldados SS musulmanes se aliarán al régimen nazi a través del Reichsführer Schutzstaffel SS, Heinrich Himmler, el jefe máximo de las tropas nazis. [2]

Durante la Segunda Guerra Mundial se intensificaron las relaciones germano-iraníes al desconfiar Persia de las otras grandes potencias europeas. Irán dependía de la asistencia técnica extranjera y Alemania necesitaba Irán porque era el único país con abundancia en petróleo aún no conquistado por los británicos, franceses, italianos  y españoles. Esta simbiosis de intereses mutuos produjo un nivel sin precedentes de cooperación entre un país cristiano y uno musulmán. Políticamente, los dos países compartían enemigos comunes desde la Primera Guerra Mundial. Aunque Irán era oficialmente neutral en las dos guerras mundiales, los corazones y mentes de la mayoría de los iraníes se inclinaban para Alemania.

Ellos estaban luchando contra los mismos adversarios: los rusos y los británicos y más tarde los estadounidenses y los judíos. A comienzos de la Segunda Guerra Mundial, la cooperación bilateral entre Irán y Alemania se había vuelto extremadamente fuerte. La ideología antisemita europea fue llevada a Teherán en persa por la radio alemana. Hitler preveía que, tras el asalto a la Unión Soviética, la Wehrmacht también ocuparía el Cáucaso y, al hacerlo, abriría el camino hacia el Medio Oriente. Entonces Irán e Irak serían conquistados y el Imperio Británico destruidos por un movimiento de tropas en tenaza desde el sur. Los nazis calculaban que un movimiento pro-alemán en Irán reforzado por un esfuerzo de propaganda prepararía la invasión alemana de ese país. En ese momento, la mayoría de los iraníes eran analfabetos y se escuchaba la Radio Zeesen, en las plazas o en bazares y cafetines, en la que se hacía propaganda nazi en persa y se incitaba el antisemitismo, las Naciones Unidas fueron apodadas el “Reino de las Naciones Judías”, y el rey de Jordania, Abdullah Emir, se le llamaba como “Rabino Abdullah” por querer negociar con los sionistas. Las arengas inflamatorias nazis fueron hábilmente intercaladas con citas coránicas.

Amin al-Husseini era uno de los más importantes colaboradores de Radio Zeesen. Algunos ayatolás y mulás consideraban que Adolf Hitler era el Mahdi, el Duodécimo Imam, el Mesías chiíta. Ya durante la Primera Guerra Mundial, muchos clérigos chiítas habían demostrado  reverencia por el Emperador alemán como un protector y creían firmemente que el Káiser era un converso al Islam en secreto. La Radio utilizaba referencias a Muhammad y el Corán, el embajador nazi radicalizó los cimientos del antiguo antijudaísmo musulmán; presentó a la Gran Bretaña –país absolutamente detestado por los iraníes- bajo control judío y más tarde lo hizo extensivo a los Estados Unidos. Desde finales del verano de 1942 en adelante, el antisemitismo de Radio Zeesen se mezcló con antiamericanismo, insistiendo “que la política del poder judío en el Medio Oriente está siendo implementado por los estadounidenses.”

Esta propaganda anti semita se incrementó a medida que se acercaba la derrota de los nazis. Uno los oyentes habituales de este material antisemita radiado por la Alemania nazi era Ruhollah Jomeini. Veinte años después, en 1963 Ruhollah Jomeini profería consignas antijudías en su campaña anti Shá y su grito de advertencia religiosa “Ataque contra el Islam” fue cambiado por el grito de batalla antisemita: “Los judíos y los extranjeros quieren destruir el Islam”. “Recordad a la gente el peligro que representa Israel y sus agentes”, ordenó a sus partidarios en Teherán y en todos los lugares. “Recordad y explicad todas las catástrofes infringidas al Islam por los judíos y los bahá’ís.”  En 1967 Jomeini comenzó a predicar el odio genocida contra el estado judío: “Es el deber» de todos los musulmanes aniquilar el sionismo incrédulo e inhumano … El deber del pueblo palestino es el deber de todo musulmán, incluso en las tierras más lejanas”. También insistió en un boicot completo de Israel: “La nación islámica entera debe saber que quien se desvíe,  será considerado un enemigo del Islam y de los musulmanes.”  [3]

El 11 de septiembre de 2015, (exactamente 14 años después del atentado del 11-S en Nueva York), el Imam y jeque Muhammad Ayed en su sermón en la mezquita de Al-Aqsa en Jerusalem, se dirigía a sus fieles diciendo que los países europeos no estaban rodando la alfombra roja para los migrantes porque fueran compasivos, sino porque Europa estaba en extrema necesidad de una nueva fuente de mano de obra. [4]

“Europa se ha convertido en vieja y decrépita y necesita refuerzo humana … .ellos no están motivados por la compasión por el Oriente Medio, su gente y sus refugiados”, dijo Ayed, y agregó: “Pronto los vamos a pisotear bajo nuestros pies, Alá que lega.  […] En toda Europa, todos sus corazones están entusiasmados por el odio hacia los musulmanes. Desean que estemos muertos, pero como han perdido su fertilidad, es por lo que buscan la fertilidad en medio de nosotros. […] Les daremos la fertilidad. Han perdido su fertilidad, Vamos a procrear  hijos de ellos, les daremos fertilidad, vamos a conquistar sus países. Les guste o no, alemanes, americanos, franceses, italianos y todos lo que son como vosotros tomad, acoged a los refugiados. No tardaremos en recogerlos en la Venida del Califato, y os diremos: estos son nuestros hijos, y os enviaremos nuestros ejércitos contra vosotros!¡Esto ayudará a expandir el Califato!”

La idea de utilizar la migración de masas como una forma de Yihad sigilosa se describe en el Corán 16:41: A quienes han emigrado por Alá, después de haber sido tratados injustamente, hemos de procurarles una buena situación en la vida de acá, pero la recompensa de la otra será mayor aún. Si supieran..                                                                                   Y si fallece en el intento migratorio durante el trayecto, será compensado, Corán 22:58: A quienes, habiendo emigrado por Alá, sean muertos o mueran, Alá les proveerá de bello sustento. Alá es el Mejor de los proveedores. 

Corán 4: 100: Quien emigre por Alá, encontrará en la tierra mucho refugio y espacio. La recompensa de aquél a quien sorprenda la muerte, después de dejar su casa para emigrar a Alá y a Su enviado,

Corán 59:8: los emigrados necesitados, que fueron expulsados de sus hogares y despojados de sus bienes cuando buscaban favor de Alá y satisfacerle, auxiliar a Alá y a Su Enviado. Ésos son los veraces.

Corán 8: 72: Los creyentes que emigraron y combatieron con su hacienda y sus personas por la causa de Alá y los que les dieron refugio y auxilio, ésos son amigos unos de otros. Los creyentes que no emigraron no serán nada amigos hasta tanto que emigren. Si os piden que les auxiliéis en nombre de la religión, debéis auxiliarles, a menos que se trate de ir contra gente con la que os una un pacto. Alá ve bien lo que hacéis.

Corán 8:74-75: Los creyentes que emigraron y lucharon por Alá, y quienes les dieron refugio y auxilio, ésos son los creyentes de verdad. Tendrán perdón y generoso sustento.  Quienes, después, creyeron, emigraron y combatieron con vosotros, ésos son de los vuestros.

Emigrar por causa de Alá, pasar a una nueva tierra con el fin de traer el Islam es considerado en el Corán y en el Islam un acto muy meritorio: Corán 9:20: Quienes crean, emigren y luchen por Alá con su hacienda y sus personas tendrán una categoría más elevada junto a Alá. Ésos serán los que triunfen.

NOTAS

[1] The German Connection https://www.facinghistory.org/for-educators/educator-resources/readings/german-connection

Deutsche Kolonialgeschichte. Bundestagspräsident Lammert nennt Massaker an Herero Völkermord. Zeit Online. 8. Juli 2015,

http://www.zeit.de/politik/deutschland/2015-07/herero-nama-voelkermord-deutschland-norbert-lammert-joachim-gauck-kolonialzeit

https://weact.campact.de/petitions/volkermord-ist-volkermord-entschuldigung-jetzt

[2] AMIN AL-HUSSEINI                                                                                               http://www.tellthechildrenthetruth.com/

[3] Karl-Heinrich Göbel, Moderne Schiitische Politik und Staatsidee, Opladen (Leske & Budrich) 1984, pp. 202 ff.

PAGFO, ‘Gesandter Ettel an Dr. Megerle’, 21 December 1942, R 27329, Handakten Ettel Iran 42−43.

Jens Rosbach: Nazi-Propaganda auf Arabisch. Neue Untersuchungen zum Antisemitismus des NS-Auslandsrundfunks. In: Deutschlandradio Kultur, 8. Oktober 2010 (mit Bezugnahme auf den „Weltrundfunksender Zeesen“). Abgerufen am 13. April 2012.

Yair P. Hirschfeld, Deutschland und Iran im Spielfeld der Mächte, Düsseldorf 1980, S. 330

Matthias Küntzel, Die Deutschen und der Iran. Geschichte und Gegenwart einer verhängnisvollen Freundschaft (The Germans and Iran. The Past and Present of a fateful friendship), Berlin (wsj) 2009 (in German). http://www.matthiaskuentzel.de/contents/iranian-antisemitism-stepchild-of-german-national-socialismhttp://www.matthiaskuentzel.de/contents/von-goebbels-zu-ahmadinejad    

Islamism and Nazism. The Continuing Nazi Influence on Arab Attitudes. http://www.matthiaskuentzel.de/contents/kategorie/32/?lang=en   

Matthias Küntzel. Von Goebbels zu Ahmadinejad. Über die antisemitische Radiopropaganda der Nazis in Iran                                                                                                                                                        http://www.tribuene-verlag.de/T196_Kuentzel.pdf

[4] https://www.youtube.com/watch?t=19&v=cdHg9TADZyA

http://www.christianpost.com/news/imam-says-america-europe-taking-muslim-refugees-will-only-help-spread-caliphate-tells-muslim-refugees-to-breed-with-

http://www.christianpost.com/news/imam-says-america-europe-taking-muslim-refugees-will-only-help-spread-caliphate-tells-muslim-refugees-to-breed-with-europeans-145930/

 
Comentarios

Ninguna sorpresa sucitan en mi tales intenciones, las cuales se hacen evidentes a ojos de quienes no sean proclives a utilizar la politica de la avestruz, consistente en enterrar la cabeza bajo tierra, con tal de evitar de ver aquello que les desagrada … Que el islam se ha propuesto conquistar el Mundo para alá, es algo notorio y que no escapa creo yo a nadie medianamente informado en relacion a su «fuente de inspiracion» (entiendase el coran ) o que simplemente haya prestado atencion, a alguna de las reiteradas soflamas expresadas en tal sentido , por clérigos e imanes desde tiempos inmemoriales … Lo que antaño fueron hórdas invasoras de saracenos, dispuestas a someter «al infiel» a sangre fuego, queda substanciado hoy por medio de legiones de refugiados procedentes de paises de mayoria musulmana, que asaltan por mar y tierra, las fronteras del viejo continente, embuidos de un mismo afan e identico proposito … no nos engañemos, pues apenas un tanto por ciento inapreciable de todos ellos acepta finalmente integrarse en los paises de acogida, en tanto que la mayoria rechaza explicitamente tal opcion … El inmenso «caballo de troya» que en las entrañas de Europa, crece y se desarrolla, en espera del momento mas propicio para intervenir, al dictado de sus lideres religiosos, y secundado por las fuerzas yihadistas que operan ya en ámplias zonas del continente africano, y ásia menor, con las devastadoras consecuencias que todos conocemos, se mueve con sigilio y astúcia, incrementando progresivamente su álto indice de natalidad, hasta convertir su crecimiento demografico, en árma politica de la cual valerse, a la hora de imponer una determinada vision de las cosas, hacerse fuertes y cambiar las normas democraticas de convivencia, sobre las que se asientan los paises representados en la U.E y aledaños … ¿quien da mas?

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.