Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
9 Heshvan 5779 | jueves octubre 18, 2018
donativo

Columnista jordano: Los recientes terremotos en la región puede se deban a pruebas en armamento israelí destinado a destruir Al-Aqsa y la Iglesia del Santo Sepulcro


Imagen: Al-Quds (Jerusalén), 8 de julio, 2018

Luego de una serie de terremotos de baja magnitud sentidos en Israel y los países vecinos a comienzos de julio, Kamal Zakarneh, columnista del diario jordano Al-Dustour, escribió que los temblores pueden haber sido causados por pruebas subterráneas realizadas con armamento nuclear o de otro tipo que Israel se encuentra desarrollando. Las armas, este especuló más adelante, pueden tener la intención de causar un terremoto artificial para derrumbar la Mezquita Al-Aqsa, El Domo de la Roca y la Iglesia del Santo Sepulcro. [1]

Lo siguiente son extractos de su columna: [2]

“De repente y calmadamente, los terremotos en la parte norte del reino [jordano] se detuvieron y los temblores ya no emanan del vientre de la tierra para sacudir todo sobre esta. Es como si lo que causaba estos temblores se hubiera trasladado a algún otro sitio en espera por una misión diferente. Los terremotos, centrados en el Mar de Galilea y su región y cuya magnitud fue de alrededor de 4 en la escala Richter, plantean muchas preguntas en cuanto a su causa, ubicación e itinerario. Puede que hayan sido causados por detonaciones llevadas a cabo por el ejército de ocupación a gran profundidad, bajo el Mar de Galilea, para probar un nuevo armamento, tales como pequeñas bombas nucleares con alcance limitado, o armas convencionales para utilizar contra los ejércitos de la región, que el estado de ocupación considera… una amenaza, hasta cierto punto. Quizás estas [pruebas] son en preparación para llevar a cabo un enorme crimen contra los lugares sagrados musulmanes y cristianos en la Jerusalén ocupada, especialmente contra la Mezquita Al-Aqsa, el Domo de la Roca y la Iglesia del Santo Sepulcro, causando un terremoto artificial debajo de estos a fin de destruirlos, en preparación para construir el falso templo [judío] como parte del plan para judaizar Jerusalén.

“No se puede confiar en el [estado] ocupante, ya que planea, crea complots y finalmente también destruye [sus objetivos] con el propósito de lograr objetivos políticos, geográficos y bíblicos. Este no vacila en utilizar todo su arsenal de tecnología, conocimiento y [experiencia] en las ciencias a su disposición para completar su plan expansionista mientras culpa a la naturaleza [por la devastación que este causa]. Tampoco se avergonzará de pedir ayuda a los países de la región y del mundo para cubrir sus crímenes y llevar a cabo su plan de judaizar a expensas suyas…

“Lo que aumenta la sospecha de que la ocupación se ve involucrada en causar los recientes terremotos es el hecho de que no ha hecho nada y no ha tomado las precauciones necesarias en preparación para el gran terremoto que sus propios expertos geólogos afirman vendrá tras los pequeños temblores. Estos continúan monitoreando desde lejos las reacciones globales de sus disparates y cuando entendió que sus triquiñuelas habían sido expuestas y que nadie fue engañado por estas, detuvieron los experimentos…

“Los geólogos no están convencidos de que lo sucedido fue realmente un terremoto [natural], pero tienden a pensar que fue el resultado de acciones deliberadas del ejército de ocupación, porque el epicentro de los terremotos se encontraba por debajo del Mar de Galilea… En los próximos días, todos debemos ser cautelosos y estar atentos a [más] sorpresas que elementos de la ocupación puedan estar preparando para alcanzar sus históricos objetivos, que deben ser cuidadosamente estudiados y ser recordados”.


[1] Cabe señalar que Nasser Al-Lahham, editor en jefe de la agencia de noticias palestina Maan, también ha publicado un artículo implicando que Israel es responsable por los recientes terremotos. Titulado “¿Terremoto o Complot para Destruir la Mezquita Al-Aqsa?”, el artículo comenzó con la frase: “Mucha gente en la calle me ha detenido y preguntado: ‘Se nos viene encima un terremoto devastador, o es un complot sionista para destruir Al-Aqsa?’” El artículo continúa lamentando el hecho de que los árabes no tienen institutos geológicos propios para suministrar información sobre los terremotos y tienen que depender en cambio de los medios de comunicación israelíes. Maannews.net, 11 de julio, 2018.

[2] Al-Dustour (Jordania), 14 de julio, 2018.

 
Comentarios

Estos se valen y se agarran de cualquier cosa para señalar y hacerle la guerra a Israel utilizando tácticas deshonestas

gustavodecaballito

Es increible que tan lavado tiene que tener el cerebro una persona como para poder animarse a expresar ideas tan extravagantes (por decir una palabra generosa). Ya no me sorprende el arraigo que tienen en teorias conspirativas y paranoides, como los atributos casi magicos y todopoderosos que le otorgan al pueblo judio, capaces de desarrollar armas milagrosas que desencadenan terremotos exclusivamente en los edificios religiosos musulmanes. De locos.

Mejor es que se vayan convenciendo que la maldad se paga tarde o temprano. Si tienen tanto miedo empiecen a rezar porque esta llegando el final para los malvados terroristas. Nunca es tarde para congraciarse con Dios

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.