Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
12 Kislev 5779 | martes noviembre 20, 2018
donativo

La creciente población musulmana de Europa


Traducido por Hatzad Hasheni

Se proyecta que los musulmanes aumenten su porcentaje entre la población de Europa, incluso sin una futura migración.

Imagen de portada – Los migrantes que llegaron en autobuses fletados por las autoridades austriacas caminan hacia la frontera con Alemania el 17 de octubre de 2015 cerca de Fuchsoedt, Austria. Según un portavoz de la policía alemana, aproximadamente 6.000 migrantes llegan diariamente a través de la frontera con Austria, justo en el área del sureste de Baviera, cerca de la ciudad de Passau. La mayoría llega a través de la ruta de los Balcanes y una vez en Austria es transportada por las autoridades austriacas a lugares cercanos a la frontera con Alemania. Según los informes, Alemania ha registrado más de 800,000 migrantes este año, 400,000 solo en septiembre. Los migrantes incluyen muchos refugiados de países como Siria, Afganistán e Irak. Alemania está luchando para acomodar a los muchos migrantes, la mayoría de los cuales solicitarán asilo.

En los últimos años, Europa ha experimentado una afluencia récord de solicitantes de asilo que huyen de los conflictos en Siria y otros países predominantemente musulmanes. Esta ola de migrantes musulmanes ha generado un debate sobre las políticas de inmigración y seguridad en numerosos países y ha planteado preguntas sobre el número actual y futuro de musulmanes en Europa.

Para ver cómo puede cambiar el tamaño de la población musulmana de Europa en las próximas décadas, el Centro de Investigación Pew ha modelado tres escenarios que varían según los niveles futuros de migración. Estos no son esfuerzos para predecir lo que sucederá en el futuro, sino más bien una serie de proyecciones sobre lo que podría suceder en diferentes circunstancias.

La línea de base para los tres escenarios es que la población musulmana en Europa (definida aquí como los 28 países actualmente en la Unión Europea, más Noruega y Suiza) a mediados de 2016, era estimada en 25.8 millones (4.9% de la población total) y ha crecido de los 19.5 millones (3,8%) que había en 2010.

Incluso si toda la migración hacia Europa se detuviera de manera inmediata y permanente, en un escenario de “migración cero”, se esperaría que la población musulmana de Europa aumente del nivel actual de 4.9% a 7.4% para el año 2050. Esto es porque los musulmanes son más jóvenes (de 13 años, en promedio) y tienen una mayor fertilidad (un hijo más por mujer, en promedio) que otros europeos, lo que refleja un patrón global.

Un segundo escenario de migración “media” asume que todos los flujos de refugiados se detendrán para mediados de 2016, pero que los niveles recientes de migración “regular” a Europa continuarán (es decir, la migración de quienes vienen por razones distintas a la de buscar asilo; ver nota en los términos a continuación). En estas condiciones, los musulmanes podrían llegar al 11,2% de la población de Europa en 2050.

Finalmente, un “alto” escenario de gran migración proyecta un flujo récord de refugiados a Europa entre 2014 y 2016 para continuar indefinidamente en el futuro con la misma composición religiosa (es decir, mayoritariamente compuesta por musulmanes) además del flujo anual típico de migrantes regulares. En este escenario, los musulmanes podrían representar el 14% de la población de Europa para 2050, casi el triple de la proporción actual, pero aún considerablemente más pequeña que las poblaciones de cristianos y personas sin religión en Europa.

Sin embargo, los flujos de refugiados de los últimos años son extremadamente altos en comparación con el promedio histórico de las últimas décadas, y ya han comenzado a disminuir a medida que la Unión Europea y muchos de sus estados miembros han realizado cambios en las políticas destinadas a limitar los flujos de refugiados.

PF_11.29.17_muslims-update-00

¿Cómo se usan los términos claves de este informe? Migrantes regulares, Solicitantes de asilo y Refugiados. Migrantes: esta amplia categoría incluye a todas las personas que se desplazan a través de las fronteras internacionales para vivir en otro país.Migrantes regulares / otros migrantes: personas que se mudan legalmente a Europa por cualquier motivo que no sea la búsqueda de asilo, por ejemplo, por razones económicas, educativas o familiares. Solicitantes de asilo: migrantes que solicitan la condición de refugiado al ingresar a Europa. Los solicitantes de asilo cuyas solicitudes de asilo son rechazadas pueden apelar la decisión pero legalmente no pueden quedarse en Europa si la apelación es denegada. En el limbo: solicitantes de asilo cuya solicitud de asilo ha sido o se espera que sea denegada. Aunque esta población puede permanecer temporal o ilegalmente en Europa, estos migrantes están excluidos de las estimaciones y proyecciones de la población en este informe.

Predecir los futuros niveles de migración es imposible, porque las tasas de migración están conectadas no solo a las condiciones políticas y económicas fuera de Europa, sino también a la cambiante situación económica y las políticas gubernamentales dentro de Europa. Aunque ninguno de estos escenarios se desarrollará exactamente como se proyectó, cada uno proporciona un conjunto de parámetros aproximados a partir de los cuales imaginar otros posibles resultados. Por ejemplo, si la migración regular continúa a niveles recientes, y algunos solicitantes de asilo también continúan llegando y recibiendo el estatus de refugiados, pero no tantos como durante el aumento excepcionalmente excepcional de refugiados de 2014 a 2016, entonces la proporción de musulmanes en la población de Europa como de 2050 se esperaría que estuviera entre el 11.2% y el 14%.

Si bien se espera que la población musulmana de Europa crezca en el marco de estos tres escenarios, y más del doble en los escenarios de migración media y alta, se proyecta que los no musulmanes de Europa disminuyan en el número total en cada escenario. La migración, sin embargo, mitiga este decrecimiento; casi la mitad de los migrantes recientes a Europa (47%) no eran musulmanes, y los cristianos constituyen el siguiente grupo más grande.

En conjunto, se esperaría que la población de Europa (incluidos musulmanes y no musulmanes) disminuyera considerablemente (de unos 521 millones a unos 482 millones) sin ninguna migración futura. En el escenario de migración media, se mantendría aproximadamente estable, mientras que en el escenario de migración alta se proyectaría que crecería modestamente.

El impacto de estos escenarios es desigual en diferentes países europeos (vea los mapas a continuación); debido en gran parte a las políticas gubernamentales, algunos países se ven mucho más afectados por la migración que otros.

PF_11.29.17_muslims-update-02

Se proyecta que los países que han recibido un número relativamente grande de refugiados musulmanes en los últimos años experimenten los mayores cambios en el escenario de alta migración, el único que proyecta que estos flujos pesados ​​de refugiados continúen en el futuro. Por ejemplo, se proyectaría que la población de Alemania (6% musulmán en 2016) sea aproximadamente 20% musulmana para 2050 en el escenario más alto, un reflejo del hecho de que Alemania ha aceptado a muchos refugiados musulmanes en los últimos años, en comparación con el 11% en el Escenario medio y 9% en el escenario de migración cero.

Suecia, que también ha aceptado un número relativamente alto de refugiados, experimentaría efectos aún mayores si los niveles de migración de 2014 a mediados de 2016 continuaran indefinidamente: La población de Suecia (8% musulmanes en 2016) podría crecer a 31% musulmanes en el escenario alto para 2050, comparado con el 21% en el escenario medio y el 11% sin más migración musulmana.

Por el contrario, los países proyectados a experimentar los mayores cambios en el escenario medio (como el Reino Unido) tienden a haber sido destinos para el mayor número de migrantes musulmanes regulares. Este escenario solo modela la migración regular.

Y los países con poblaciones musulmanas que son especialmente jóvenes, o que tienen un número relativamente grande de niños, verían el cambio más significativo en el escenario de migración cero; estos países incluyen Francia, Italia y Bélgica.

Algunos países experimentarán pocos cambios en cualquiera de los escenarios, generalmente porque tienen pocos musulmanes para comenzar o bajos niveles de inmigración (o ambos).

El punto de partida para todos estos escenarios es la población de Europa de a mediados de 2016. Sin embargo, llegar a un recuento exacto de musulmanes actualmente en Europa no es una tarea sencilla. Las estimaciones de 2016 se basan en el análisis del Centro de Investigación Pew y las proyecciones de los mejores datos de censos y encuestas disponibles en cada país combinados con datos sobre inmigración de Eurostat y otras fuentes. Si bien la identidad musulmana a menudo se mide directamente, en algunos casos debe estimarse indirectamente en función de los orígenes nacionales de los migrantes.

Una fuente de incertidumbre es el estado de los solicitantes de asilo a quienes no se les otorga el estado de refugiado. Se estima que unos 3,7 millones de musulmanes emigraron a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016, incluidos aproximadamente 2,5 millones de migrantes regulares que ingresan legalmente como trabajadores, estudiantes, etc., así como a 1,3 millones de musulmanes que tienen o se espera que se les otorgue la condición de refugiado (incluyendo un estimado de 980,000 refugiados musulmanes que llegaron entre 2014 y mediados de 2016).

Sobre la base de las recientes tasas de aprobación de solicitudes de asilo, el Centro de Investigación Pew estima que casi un millón (970,000) de solicitantes de asilo musulmanes adicionales que llegaron a Europa en los últimos años no serán aceptadas, en base a las tasas de aprobación anteriores en un país y por país. Estas estimaciones también tienen en cuenta las tasas esperadas de retiro de solicitudes de estatus de refugiado.

No está claro a dónde irán estos solicitantes de asilo “en el limbo”: algunos pueden abandonar Europa voluntariamente o ser deportados, mientras que otros permanecerán al menos temporalmente mientras apelan su rechazo de asilo. Algunos también podrían tratar de quedarse ilegalmente en Europa.

Para las futuras proyecciones de población presentadas en este informe, se supone que solo los migrantes musulmanes que ya tienen, o se espera que obtengan, un estatus legal en Europa permanecerán a largo plazo, proporcionando una referencia de 25.8 millones de musulmanes a partir de 2016 (4.9 % de la población de Europa). Sin embargo, si todos los aproximadamente 1 millón de musulmanes que se encuentran actualmente en el limbo legal en Europa permanecen en Europa, lo que parece improbable, la línea de base de 2016 podría aumentar hasta 26.8 millones, con efectos dominantes en los tres escenarios.

Estos son algunos de los hallazgos clave de un nuevo análisis demográfico del Centro de Investigación Pew, parte de un esfuerzo más amplio para proyectar el crecimiento de la población de grupos religiosos en todo el mundo. Este informe, que se centra en los musulmanes en Europa debido a los rápidos cambios provocados por la afluencia reciente de refugiados, proporciona las primeras estimaciones del creciente tamaño de la población musulmana en Europa tras la ola de refugiados entre 2014 y mediados de 2016. Utiliza los mejores datos disponibles combinados con los métodos de estimación y proyección desarrollados en estudios demográficos anteriores del Pew Research Center. Las proyecciones tienen en cuenta el tamaño actual de las poblaciones musulmanas y no musulmanas en Europa, así como la migración internacional, la composición por edad y sexo, las tasas de fecundidad y mortalidad, y los patrones de conversión.

La población musulmana de Europa es diversa. Abarca a los musulmanes nacidos en Europa y en una amplia variedad de países no europeos. Incluye sunitas, chiítas y sufíes. Los niveles de compromiso y creencias religiosas varían entre las poblaciones musulmanas de Europa. Algunos de los musulmanes enumerados en este informe no describirían la identidad musulmana como sobresaliente en sus vidas diarias. Para otros, la identidad musulmana moldea profundamente su vida cotidiana. Sin embargo, cuantificar la devoción religiosa y las categorías de la identidad musulmana está fuera del alcance de este informe.

Entre mediados de 2010 y mediados de 2016, el número de musulmanes en Europa creció considerablemente solo por un aumento natural, es decir, los nacimientos estimados superaron en número a las muertes entre los musulmanes en más de 2,9 millones durante ese período. Pero la mayor parte del crecimiento de la población musulmana en Europa durante el período (alrededor del 60%) se debió a la migración: la población musulmana creció en aproximadamente 3.5 millones a partir de la migración neta (es decir, el número de musulmanes que llegaron menos el número que se fue, incluido tanto migrantes regulares como refugiados). Durante el mismo período, hubo una pérdida relativamente pequeña en la población musulmana debido al cambio religioso: se estima que 160,000 personas más cambiaron su identidad religiosa de musulmán a otra religión (o a ninguna religión) que las que se cambiaron al Islam desde alguna otra religión o no. Religión, aunque esto tuvo un impacto modesto en comparación con los nacimientos, las muertes y la migración.

En comparación, la población no musulmana en Europa disminuyó ligeramente entre 2010 y 2016. Una disminución natural de alrededor de 1,7 millones de personas en la población europea no musulmana superó modestamente el aumento neto de migrantes no musulmanes y un cambio neto modesto debido a religiosos traspuesta.

El resto del informe analiza estos hallazgos con mayor detalle. La primera sección examina el número de migrantes a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016, incluidos los patrones por religión y estatus de refugiado. La siguiente sección detalla los principales países de origen y destino para los migrantes recientes a Europa, incluido en cada caso el porcentaje estimado de musulmanes. Una barra lateral analiza la opinión pública europea sobre el aumento de refugiados de países como Irak y Siria; otro resume las tendencias de las políticas gubernamentales hacia los refugiados y la migración en países individuales y en la UE en general. La siguiente sección examina más a fondo los tres escenarios de proyección país por país. Finalmente, las dos últimas secciones revelan datos sobre otros dos factores demográficos clave que afectan el crecimiento de la población: la fertilidad y la estructura de edad.

Este informe fue producido por el Pew Research Center como parte del proyecto Pew-Templeton Global Religious Futures, que analiza el cambio religioso y su impacto en las sociedades de todo el mundo. Los fondos para el proyecto Global Religious Futures provienen de The Pew Charitable Trusts y de la Fundación John Templeton.

Aumento de refugiados – la mayoría de ellos musulmanes – entre 2014 y mediados de 2016

PF_11.29.17_muslims-update-04

En general, a pesar de la religión o el estatus migratorio, se estimó que había 7 millones de inmigrantes a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016 (sin incluir a 1,7 millones de solicitantes de asilo que no se espera que sus solicitudes de asilo sean aprobadas).

Históricamente, una proporción relativamente pequeña de inmigrantes a Europa son refugiados por la violencia o la persecución en sus países de origen. Este continuó siendo el caso desde mediados de 2010 hasta mediados de 2016: Aproximadamente tres cuartos de los inmigrantes a Europa en este período (5,4 millones) eran inmigrantes regulares (es decir, no refugiados).

Pero el número de refugiados ha aumentado desde 2014. Durante el período de tres años y medio desde mediados de 2010 hasta finales de 2013, unos 400,000 refugiados (un promedio de 110,000 por año) llegaron a Europa. Entre principios de 2014 y mediados de 2016, una extensión de solo dos años y medio, aproximadamente tres veces más refugiados (1,2 millones, o aproximadamente 490,000 al año) llegaron a Europa, mientras los conflictos en Siria, Irak y Afganistán continuaron o se intensificaron. Estas cifras no incluyen un adicional de 970,000 solicitantes de asilo musulmanes y 680,000 solicitantes de asilo no musulmanes que llegaron entre mediados de 2010 y mediados de 2016, pero no se prevé que reciban un estatus legal en Europa.

De estas aproximadamente 1.6 millones de personas que recibieron el estatus de refugiado en Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016 (o se espera que sus solicitudes sean aprobadas en el futuro), se estimó que más de tres cuartos (78%, o 1.3 millones) son musulmanes. En comparación, un porcentaje menor de los inmigrantes regulares a Europa en este período (46%) eran musulmanes, aunque esto todavía supera con creces la proporción de la población total de musulmanes de Europa y, por lo tanto, contribuye a la creciente población musulmana de Europa. De hecho, aproximadamente dos tercios de todos los musulmanes que llegaron a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016 eran migrantes regulares y no refugiados.

En total, entre la mitad de 2010 y la mitad de 2016 (alrededor del 53%) son musulmanes, tanto refugiados como inmigrantes regulares, es decir la mayoría de los inmigrantes a Europa eran musulmanes. En total, aproximadamente 3,7 millones de musulmanes y 3,3 millones de no musulmanes llegaron a Europa durante este período.

Los migrantes no musulmanes a Europa en general entre mediados de 2010 y mediados de 2016 estaban compuestos principalmente por cristianos (aproximadamente 1,9 millones), personas sin afiliación religiosa (410,000), budistas (390,000) e hindúes (350,000). Los cristianos conformaron el 30% de los migrantes regulares en general (1,6 millones de migrantes cristianos regulares; el 55% de todos los migrantes regulares no musulmanes) y el 16% de todos los refugiados (250,000 refugiados cristianos; el 71% de todos los refugiados no musulmanes).

Siria es un país de origen superior no solo para los refugiados sino también para todos los inmigrantes musulmanes a Europa.

Teniendo en cuenta la afluencia total de refugiados e inmigrantes regulares juntos, más inmigrantes a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016 vinieron de Siria que de cualquier otro país. De los 710,000 inmigrantes sirios a Europa durante este período, más de nueve de cada diez (94%, o 670,000) llegaron a refugiarse de la guerra civil siria, la violencia perpetrada por el Estado Islámico o alguna otra lucha.

Se estima que nueve de cada diez inmigrantes sirios (91%) eran musulmanes. En este caso y en muchos otros, se asume que la composición religiosa de los inmigrantes coincide con la composición religiosa de su país de origen. En algunos otros casos, los datos están disponibles para los migrantes de un país en particular a un país de destino; por ejemplo, hay una mayor proporción de cristianos entre los inmigrantes egipcios a Austria que entre los que viven en Egipto.

Después de Siria, las mayores fuentes de refugiados recientes a Europa son Afganistán (180,000) e Irak (150,000).Nuevamente, en ambos casos, casi todos los inmigrantes de estos países eran refugiados del conflicto, y las mayorías abrumadoras de ambos lugares eran musulmanes.

Varios otros países, sin embargo, fueron el origen de más inmigrantes generales a Europa. India, por ejemplo, fue la segunda fuente más grande de inmigrantes a Europa (480,000) entre mediados de 2010 y mediados de 2016; muy pocos de estos inmigrantes llegaron como refugiados, y solo un 15% eran musulmanes.

Los principales países de origen de los migrantes en el limbo legal no son necesariamente los principales países de origen entre los refugiados legalmente aceptados. Por ejemplo, relativamente pocos sirios están en un limbo legal, mientras que de Albania, de donde provienen menos solicitantes de asilo, es el origen de un gran número de solicitantes rechazados. Mientras tanto, Afganistán es una fuente importante de refugiados legalmente aceptados y también un importante país de origen de los que están en el limbo legal.

Dado que el criterio principal para las decisiones de asilo es la seguridad del país de origen, los países particularmente peligrosos, como Siria, tienen tasas de aceptación mucho más altas que otros. Para obtener más información sobre los países de origen de quienes se encuentran en el limbo legal, consulte el informe de 2017 del Pew Research Center, “Todavía en el limbo: alrededor de un millón de solicitantes de asilo esperan noticias sobre si pueden llamar a Europa su hogar”.

Siria también fue, con mucho, la mayor fuente de migrantes musulmanes a Europa en general en los últimos años. Pero Marruecos, Pakistán, Bangladesh e Irán también enviaron cantidades considerables de inmigrantes musulmanes a Europa entre mediados de 2010 y mediados de 2016, más de 1 millón en total, y la gran mayoría de los musulmanes de estos países llegaron a Europa como migrantes regulares y no como refugiados.

Alemania es el principal destino para los refugiados musulmanes; Reino Unido es el principal destino para los migrantes musulmanes regulares.

PF_11.29.17_muslims-update-07

Alemania fue el destino de aproximadamente 670,000 refugiados entre mediados de 2010 y mediados de 2016, más de tres veces más que el país con el siguiente número más grande, Suecia (200,000). Un número similar de inmigrantes regulares de fuera de Europa también llegaron a Alemania en los últimos años (680,000). Pero religiosamente, los refugiados y otros inmigrantes a Alemania se ven muy diferentes; se estima que el 86% de los refugiados aceptados por Alemania eran musulmanes, en comparación con solo el 40% de los migrantes regulares a Alemania.

Alemania tiene la mayor población y economía de Europa, está ubicada en el centro del continente y tiene políticas favorables para los solicitantes de asilo. Sin embargo, el Reino Unido en realidad fue el destino para un mayor número de inmigrantes de fuera de Europa en general entre mediados de 2010 y mediados de 2016 (1,6 millones). El Reino Unido votó en un referéndum de 2016 para abandonar la UE, lo que podría afectar los patrones de inmigración en el futuro, pero todavía se cuenta como parte de Europa en este informe.

Relativamente pocos inmigrantes recientes en el Reino Unido (60,000) eran refugiados, pero más de 1.5 millones de inmigrantes regulares llegaron allí en los últimos años. En general, aproximadamente el 43% de todos los inmigrantes al Reino Unido entre mediados de 2010 y mediados de 2016 fueron musulmanes.

Combinando refugiados musulmanes  e inmigrantes regulares musulmanes, Alemania fue el destino de más inmigrantes musulmanes en general que el Reino Unido (850,000 frente a 690,000).

Francia también recibió más de medio millón de inmigrantes musulmanes, en su mayoría migrantes regulares, entre mediados de 2010 y mediados de 2016, mientras que 400.000 musulmanes llegaron a Italia. Los dos países aceptaron un total combinado de 210,000 refugiados (130,000 por Italia y 80,000 por Francia), la mayoría de los cuales eran musulmanes.

Suecia recibió aún más refugiados que el Reino Unido, Italia y Francia, todos los cuales tienen poblaciones mucho más grandes. Una gran mayoría de estos 200,000 refugiados (un 77% estimado) eran musulmanes; Suecia también recibió 250,000 inmigrantes regulares, la mayoría de los cuales eran musulmanes (58%). En total, 300,000 inmigrantes musulmanes, 160,000 de los cuales eran refugiados, llegaron a Suecia en los últimos años. Solo Alemania, el Reino Unido, Francia e Italia recibieron más inmigrantes musulmanes a Europa en general desde mediados de 2010. Pero como Suecia alberga a menos de 10 millones de personas, estas llegadas tienen un mayor impacto en la composición religiosa general de Suecia que la migración musulmana a países más grandes de Europa occidental.

Estas estimaciones no incluyen la migración de un país de la UE a otro. Algunos países, especialmente Alemania, recibieron un gran número de inmigrantes regulares de la UE. De hecho, con aproximadamente 800,000 recién llegados de otros países de la UE, Alemania recibió más inmigrantes dentro de la UE que los inmigrantes regulares de fuera de la UE. Los inmigrantes dentro de la UE tienden a tener una composición religiosa similar a la de los europeos en general.

El número de solicitantes de asilo musulmanes en el limbo legal, es decir, aquellos que ya han tenido o se espera que sus solicitudes de asilo sean rechazadas, varía sustancialmente de un país a otro, en gran parte debido a las diferencias en las políticas de asilo, la variación en el número de solicitudes que reciben y difieren los orígenes de esos inmigrantes. Alemania, por ejemplo, tiene un alto número de inmigrantes musulmanes en el limbo legal a pesar de una tasa de rechazo relativamente baja, principalmente porque ha recibido un gran número de solicitudes de asilo. Alemania recibió alrededor de 900,000 solicitudes de asilo de musulmanes entre mediados de 2010 y mediados de 2016, y se proyecta que finalmente acepte 580,000 y rechace aproximadamente 320,000, o un poco más de un tercio (excluyendo las solicitudes que fueron retiradas).

Esta tasa de rechazo es similar a la de Suecia; Finalmente, se espera que Suecia rechace un estimado de 90,000 de aproximadamente 240,000 solicitudes musulmanas (nuevamente, excluyendo retiros). Mientras tanto, se proyecta que Francia rechace las tres cuartas partes de las solicitudes de los musulmanes, dejando una población “en el limbo” de 140,000 (de las 190,000 solicitudes de musulmanes). Se espera que Italia rechace alrededor de la mitad de los solicitantes musulmanes (90,000 de 190,000 solicitudes), y se proyecta que el Reino Unido rechace 60,000 de 100,000.

Los datos para el período 2010-2013 se basan en las tasas de decisión de la aplicación. Pero debido a la combinación de aplicaciones aún no resueltas y la falta de datos completos sobre las decisiones recientes cuando se realizó este análisis, los patrones de rechazo para el período de 2014 a mediados de 2016 se estiman según las tasas de rechazo de 2010 a 2013 para cada país de origen y destino. No hay preferencia religiosa inherente a las regulaciones de asilo en Europa. Sin embargo, si la persecución religiosa es una razón para buscar asilo, ese contexto (en oposición a la afiliación religiosa en sí mismo) puede considerarse en el proceso de decisión. La religión se estima en este informe en función de la información disponible sobre los países de origen y los patrones de flujo migratorio por religión; las decisiones de aplicación no son informadas por el grupo religioso.

Los refugiados iraquíes y sirios son percibidos como una amenaza menor en países donde más cantidad de ellos han buscado asilo

¿La opinión pública hacia los refugiados se vuelve invariablemente negativa a medida que aumenta su número? Aparentemente no. En algunos países europeos que han atraído a un gran número de refugiados de Irak y Siria, los niveles de preocupación pública sobre estos refugiados son relativamente bajos. Mientras tanto, en algunos países donde hay menos refugiados de Irak y Siria, una proporción mucho mayor del público dice que representan una “gran amenaza”, según una encuesta del 2017 Pew Research Center.

Por ejemplo, Alemania ha sido el principal país de destino para los solicitantes de asilo del Medio Oriente, recibiendo 457,000 solicitudes de iraquíes y sirios entre mediados de 2010 y mediados de 2016. Sin embargo, la proporción de personas en Alemania que dicen que “un gran número de refugiados de países como Irak y Siria” representan una “gran amenaza” se encuentra entre los más bajos de todos los países europeos encuestados (28%).

De manera similar, en Suecia, solo el 22% del público dice que estos refugiados constituyen una “gran amenaza”. Los solicitantes de asilo iraquíes y sirios constituyen una proporción aún mayor de la población de Suecia que la de Alemania; hay 139 solicitantes de asilo de estos países por cada 10.000 suecos.

En contraste, las mayorías del público en Grecia (67%), Italia (65%) y Polonia (60%) dicen que un gran número de refugiados de países como Irak y Siria representan una “gran amenaza”, aunque hay relativamente pocos tales solicitantes de asilo en estos países. De hecho, hay menos de 10,000 personas de Irak y Siria que buscan asilo en Italia y Polonia combinadas, lo que representa una o menos por cada 10,000 residentes en cada país.

Este patrón no es universal. Hungría recibió 85.000 solicitudes de asilo de refugiados iraquíes y sirios entre mediados de 2010 y mediados de 2016, entre las cifras más altas de Europa, y la mayoría de los húngaros (66%) ve esta oleada de refugiados como una amenaza importante. El gobierno de Hungría decidió cerrar su frontera con Croacia en octubre de 2015, levantando una cerca para mantener alejados a los inmigrantes. Decenas de miles de solicitudes de asilo en Hungría se han retirado desde 2015.

Las preocupaciones sobre los refugiados de Irak y Siria, la mayoría de los cuales son musulmanes, están vinculadas a opiniones negativas sobre los musulmanes en general. En los 10 países de la UE que formaron parte de una encuesta del Centro de Investigación Pew en 2016, las personas que tienen una opinión desfavorable de los musulmanes son especialmente propensas a ver una amenaza asociada con los refugiados iraquíes y sirios. En el Reino Unido, por ejemplo, el 80% de los que tienen una opinión desfavorable de los musulmanes dicen que un gran número de refugiados de países como Irak y Siria representan una amenaza importante. Entre los adultos británicos que ven favorablemente a los musulmanes, solo el 40% ve a los refugiados como una amenaza importante.

Restricciones de la UE sobre el endurecimiento de la migración después de la oleada

Las políticas gubernamentales cambiantes en los países europeos pueden tener un gran impacto en los flujos migratorios. En los últimos años, varios países europeos, y la propia Unión Europea, actuando en nombre de sus Estados miembros, han adoptado políticas que generalmente se han movido para reforzar las fronteras de Europa y limitar los flujos de inmigrantes.

En 2016, la UE firmó un acuerdo con Turquía, una parada frecuente para los inmigrantes procedentes de Siria. Según los términos del acuerdo, Grecia, que comparte una frontera con Turquía, puede devolver a Turquía a todos los nuevos inmigrantes “irregulares” o ilegales. A cambio, los estados miembros de la UE se comprometieron a reasentar a más refugiados sirios que viven en Turquía y a aumentar la ayuda financiera para los que permanecen allí. Para 2017, el acuerdo había reducido en un 97% el número de inmigrantes que venían de Turquía a Grecia, según el comisionado de migración de la UE.

Otro camino común para un gran número de inmigrantes a Europa es desde el África subsahariana a Italia, donde llegan principalmente por mar desde la costa de Libia. Para tratar de contener la marea, Italia ha trabajado con la guardia costera libia para desarrollar técnicas para detener a los barcos que transportan a los inmigrantes, entre otras políticas y tácticas.

Además, incluso Alemania, el destino de solicitantes de asilo más recientes que cualquier otro país europeo, ha deportado a algunos inmigrantes, incluso a Afganistán, y se ha movido hacia controles fronterizos más estrictos. La canciller alemana, Angela Merkel, luego de una elección en septiembre de 2017 que vio al Partido de la extrema derecha para Alemania (AfD) ganar presencia en el parlamento por primera vez, acordó un límite de 200,000 solicitantes de asilo por año.

Suecia y Austria también han aceptado un gran número de refugiados, especialmente en relación con sus pequeñas poblaciones. Sin embargo, en noviembre de 2015, los líderes anunciaron un endurecimiento de la política de refugiados en Suecia, exigiendo que se impongan controles de identidad en todas las formas de transporte y limitando la reunificación familiar con los refugiados. Y en una elección de octubre de 2017, los votantes austriacos favorecieron a los partidos que habían hecho campaña para tomar una línea más dura sobre la inmigración.

La inmigración, y no solo por los refugiados, ha sido un tema importante de campaña en varios países, y fue uno de los factores claves en el debate sobre el Brexit sobre si el Reino Unido, el destino de los inmigrantes más regulares que cualquier otro país europeo en los últimos años, Debería permanecer en la Unión Europea. Tras el referéndum de 2016 en el que los votantes británicos optaron por abandonar la UE, los funcionarios del gobierno del Reino Unido prometieron eliminar al país de la política de libertad de movimiento, que permite a los ciudadanos de la UE trasladarse y trabajar en los estados miembros de la UE sin tener Para solicitar visas, en marzo de 2019.

Inmigrantes

¿Cómo se proyecta que la población musulmana de Europa cambie en las próximas décadas?

Los tres escenarios del Centro de Investigación Pew que proyectan el tamaño futuro de la población musulmana en Europa reflejan la incertidumbre sobre los flujos migratorios futuros debido a las condiciones políticas y sociales fuera de Europa, así como el cambio de las políticas de inmigración en la región.

Estas proyecciones parten de una línea de base estimada de 26 millones de musulmanes en Europa a partir de 2016, que excluye a los solicitantes de asilo que no se espera que obtengan un estatus legal. Incluso sin una futura migración, se prevé que la población musulmana de Europa aumente en 10 millones para 2050 en función de la fertilidad y los patrones de edad. Si los niveles anteriores de la migración regular continúan en el futuro, pero sin más solicitantes de asilo, la población musulmana en Europa aumentará a casi 58 millones para mediados del siglo (el escenario medio). Y si los fuertes flujos de refugiados observados en los últimos años continuaran en el futuro además de la migración regular (el escenario de alta migración), habría más de 75 millones de musulmanes en Europa a partir de 2050.

En los tres escenarios, se proyecta que la población no musulmana en Europa se reducirá en un número total entre ahora y 2050.

A partir de 2016, Francia y Alemania tienen el mayor número de musulmanes en Europa. Pero en el escenario de migración media, el Reino Unido los superaría, con un proyectado de 13 millones de musulmanes en 2050 (en comparación con un proyectado de 12,6 millones en Francia y 8,5 millones en Alemania). Esto se debe a que el Reino Unido fue el principal país de destino para los migrantes musulmanes regulares (a diferencia de los refugiados) entre mediados de 2010 y mediados de 2016, y el escenario medio supone que solo continuará la inmigración regular.

Alternativamente, en el escenario de alta migración, Alemania tendría con mucho el mayor número de musulmanes en 2050: 17.5 millones. Esta proyección refleja la aceptación por parte de Alemania de un gran número de refugiados musulmanes en los últimos años. El alto escenario supone que estos flujos de refugiados continuarán en las próximas décadas, no solo en el mismo volumen sino también con la misma composición religiosa (es decir, que muchos refugiados continuarán provenientes de países predominantemente musulmanes). En comparación con el Reino Unido y Francia, Alemania ha recibido menos inmigrantes musulmanes regulares en los últimos años.

También se espera que otros países europeos más pequeños experimenten un crecimiento significativo en sus poblaciones musulmanas si la migración regular o la afluencia de refugiados continúa (o ambas cosas). Por ejemplo, en Suecia, el número de musulmanes se triplicaría de menos de un millón (810,000) en 2016 a casi 2,5 millones en 2050 en el escenario medio, y de cinco a casi 4,5 millones en el escenario alto.

Pero algunos países, incluso algunos grandes, como Polonia, tuvieron muy pocos musulmanes en 2016 y se proyecta que continúen teniendo muy pocos musulmanes en 2050 en los tres escenarios. La población musulmana de Polonia era de aproximadamente 10,000 en 2016 y solo aumentaría a 50,000 en el escenario medio y 60,000 en el escenario alto.

Se espera que estos números crecientes de musulmanes en Europa, combinados con la reducción proyectada de la población no musulmana, resulten en una proporción creciente de musulmanes en la población general de Europa en todos los escenarios.

Incluso si cada país de la UE más Noruega y Suiza cerraran sus fronteras de inmediato a cualquier otra migración, se espera que la proporción de población musulmana en estos 30 países aumente de 4.9% en 2016 a 7.4% en 2050 simplemente debido a las tendencias demográficas prevalecientes. En el escenario de migración media, con una migración regular futura proyectada pero sin refugiados, la parte musulmana de Europa aumentaría a 11.2% para mediados del siglo. Y si continuaran los altos flujos de refugiados en las próximas décadas, Europa sería un 14% musulmana en 2050, un aumento considerable, aunque todavía una minoría relativa en una región de mayoría cristiana.

Chipre tiene actualmente la mayor proporción de musulmanes en la UE (25,4%), debido en gran parte a la presencia histórica de turcochipriotas predominantemente musulmanes en la parte norte de la isla. No se proyecta que la migración cambie drásticamente la participación musulmana de la población en Chipre en escenarios futuros.

En los escenarios de migración cero y medio, Chipre mantendría la mayor participación musulmana en Europa en 2050. Pero en el escenario de alta migración, Suecia, que fue uno de los países que aceptó un gran número de refugiados durante el reciente aumento, se proyecta para Supera incluso a Chipre. En este escenario, aproximadamente tres de cada diez suecos (30.6%) serían musulmanes a mediados del siglo.

Incluso en el escenario medio, sin flujos futuros de refugiados, se esperaría que Suecia tuviera la segunda mayor participación musulmana (20,5%) a partir de 2050. Si la migración se detuviera por completo, un porcentaje mucho menor de suecos (11,1%) Ser musulmán en 2050.

La migración también impulsa el aumento proyectado en las acciones musulmanas de Francia, el Reino Unido y varios otros países. Se espera que tanto Francia como el Reino Unido sean aproximadamente 17% musulmanes para 2050 en el escenario medio, varios puntos porcentuales más altos de lo que serían si toda la migración futura se detuviera. Debido a que ambos países han aceptado muchos más migrantes regulares musulmanes que refugiados musulmanes, Francia y el Reino Unido no varían mucho entre el escenario medio y el escenario alto.

Alemania, por otro lado, ve una diferencia dramática en su participación musulmana proyectada dependiendo de los flujos futuros de refugiados. La proporción de musulmanes en Alemania (6.1% en 2016) aumentaría a 10.8% en 2050 en el escenario medio, en el cual la migración regular continúa a su ritmo reciente y los flujos de refugiados se detienen por completo. Pero aumentaría mucho más dramáticamente, hasta el 19.7%, en el escenario alto, si el volumen reciente de flujos de refugiados también continúa. Hay un patrón similar en Austria (6,9% de musulmanes en 2016, 10,6% en 2050 en el escenario medio y 19,9% en 2050 en el escenario alto).

Otra forma de ver estos cambios es examinando el alcance del cambio proyectado en la participación de cada país musulmán en diferentes escenarios.

Desde ahora hasta mediados del siglo, algunos países de Europa podrían ver un aumento significativo de sus poblaciones musulmanas en los escenarios medio y alto. Por ejemplo, las acciones musulmanas de Suecia y el Reino Unido aumentarán en más de 10 puntos porcentuales en el escenario medio, mientras que otros países experimentarán un aumento similar en el escenario alto. El mayor aumento para un país en cualquier escenario sería Suecia en el escenario alto: un aumento de 22,4 puntos porcentuales, con el porcentaje de musulmanes en la población sueca que aumenta a 30,6%.

Otros países solo verían incrementos marginales en estos escenarios. Por ejemplo, se espera que la población musulmana de Grecia aumente en solo 2.4 puntos porcentuales en el escenario medio. Y casi ningún cambio se proyecta en ningún escenario en varios países de Europa Central y del Este, incluyendo Polonia, Letonia y Lituania.

En Europa en general, incluso si toda la migración musulmana a Europa se detuviera de forma inmediata y permanente, en un escenario de migración cero, se esperaría que la población musulmana de Europa aumentara en 2.5 puntos porcentuales, desde el nivel actual del 4.9% al 7.4% para 2050. Esto se debe a que los musulmanes en Europa son considerablemente más jóvenes y tienen una tasa de fertilidad más alta que otros europeos. Sin futuros migrantes, estas tendencias demográficas prevalecientes conducirían a aumentos proyectados de al menos 3 puntos porcentuales en la participación musulmana de Francia, Bélgica, Italia y el Reino Unido.

Los musulmanes tienen un promedio de un hijo más por mujer que otros europeos.

Dejando de lado la migración, las tasas de fertilidad se encuentran entre las otras dinámicas que impulsan la creciente población musulmana de Europa. Los musulmanes de Europa tienen más hijos que miembros de otros grupos religiosos (o personas sin religión) en la región.

No todos los niños nacidos de mujeres musulmanas finalmente se identificarán como musulmanes, pero los niños generalmente son más propensos a adoptar la identidad religiosa de sus padres que cualquier otro.

En general, se proyecta que las mujeres europeas no musulmanas tengan una tasa de fertilidad total de 1.6 hijos, en promedio, durante el período 2015-2020, en comparación con 2.6 niños por mujer musulmana en la región. Esta diferencia de un hijo por mujer es particularmente significativa dado que la fertilidad entre los musulmanes europeos excede el nivel de reemplazo (es decir, la tasa de nacimientos necesaria para mantener el tamaño de una población), mientras que los no musulmanes no tienen suficientes hijos para mantener a su población estable.

La diferencia entre las mujeres musulmanas y otras varía considerablemente de un país europeo a otro. En algunos países, la disparidad es grande. La tasa actual de fertilidad estimada para las mujeres musulmanas en Finlandia, por ejemplo, es de 3.1 hijos por mujer, en comparación con 1.7 para los finlandeses no musulmanes.

Entre los países de Europa occidental con las poblaciones musulmanas más grandes, las mujeres musulmanas de Alemania tienen una fertilidad relativamente baja, con solo 1.9 hijos por mujer (en comparación con 1.4 para los alemanes no musulmanes). Mientras tanto, los musulmanes en el Reino Unido y Francia tienen un promedio de 2.9 niños, un niño completo más por mujer que los no musulmanes. Esta es una de las razones por las cuales no se proyecta que la población musulmana alemana, tanto en número total como en proporción de la población general, siga el ritmo de la población musulmana británica y francesa, excepto en el escenario alto (que incluye grandes flujos de refugiados en el futuro).

En algunos países, incluyendo Bulgaria y Grecia, hay poca diferencia en las tasas de fertilidad entre musulmanes y no musulmanes.

Con el tiempo, se proyecta que las tasas de fertilidad musulmana disminuyan, reduciendo la brecha con la población no musulmana de un niño completo por mujer en la actualidad a 0,7 niños entre 2045 y 2050. Esto se debe a que las tasas de fertilidad de los inmigrantes de segunda y tercera generación en general llegar a ser similares a las tasas generales en sus países adoptados.

La baja tasa de fertilidad en Europa entre los no musulmanes es en gran parte responsable de la disminución proyectada en la población total de la región sin migración futura.

La población musulmana joven en Europa contribuye al crecimiento.

La distribución por edades de un grupo religioso también es un determinante importante del crecimiento demográfico.

Los musulmanes europeos se concentran en grupos de edades jóvenes: la proporción de musulmanes menores de 15 años (27%) es casi el doble que la proporción de no musulmanes que son niños (15%). Y mientras uno de cada diez europeos no musulmanes tiene 75 años o más, esto es así solo en el 1% de los musulmanes en Europa.

A partir de 2016, hay una diferencia de 13 años entre la edad media de los musulmanes en Europa (30,4 años) y los europeos no musulmanes (43,8). Debido a que una mayor proporción de musulmanes en relación con la población general se encuentran en sus años de crianza, su población crecería más rápido, incluso si los musulmanes y los no musulmanes tuvieran las mismas tasas de fertilidad.

A partir de 2016, Francia y Alemania tienen las mayores diferencias de edad en Europa entre musulmanes y no musulmanes. La edad media de los musulmanes en Francia es de solo 27 años, en comparación con 43 para los no musulmanes. Alemania tiene una brecha igualmente grande (31 para los musulmanes, 47 para los no musulmanes).

Otros datos…

Los datos sobre patrones de cambio religioso provienen de encuestas de población general. En los países europeos, estas encuestas son generalmente suficientes para medir las tasas de cambio al Islam entre aquellos que no fueron criados como musulmanes. Sin embargo, debido al tamaño relativamente pequeño de las poblaciones musulmanas en los países europeos, estas encuestas típicamente tienen muy pocos musulmanes para estimar de manera confiable los patrones de cambio del Islam. Además, el pequeño número de encuestados en estas encuestas que fueron criados como musulmanes puede no ser representativo de todas las personas criadas como musulmanes en el país; los encuestados pueden ser desproporcionadamente asimilados y tal vez más propensos que otros en el país que fueron criados a ser musulmanes a reportar algún tipo de Cambio religioso. Sin embargo, en Francia, una gran encuesta cuidadosamente diseñada proporcionó suficiente poder estadístico y precauciones metodológicas para medir los patrones de cambio entre los musulmanes criados. A falta de datos sobre los patrones de cambio y retención específicos de cada país entre los musulmanes criados, los patrones de cambio de los encuestados criados en Francia se han utilizado para modelar la retención y el abandono del Islam en otros países de Europa occidental.

Europa también experimentó una gran oleada de refugiados durante el período de 1991 a 1995 debido al colapso de Yugoslavia y la Guerra de Bosnia.

Esta proporción relativamente alta de musulmanes entre los refugiados es el resultado de un aumento de migrantes de países predominantemente musulmanes, así como del hecho de que las solicitudes de asilo se aprobaron a tasas más altas para los solicitantes de asilo de Siria e Irak en comparación con otros países de origen.

Muchos solicitantes de asilo del norte de África cruzan el Mediterráneo para aterrizar en Italia. Los encuestados italianos pueden haber estado considerando este flujo de refugiados potenciales al responder esta pregunta de la encuesta.

En Francia, aproximadamente el 10% de los musulmanes criados cambiaron para identificarse con alguna otra religión o sin religión como adultos. Las proyecciones para los países de Europa occidental asumen que las crecientes cohortes de musulmanes experimentarán una tasa de deserción del 10%, basándose en los datos de Francia, el único país de Europa occidental con una muestra adecuada para medir los patrones de cambio de los musulmanes criados. Los patrones de cambio al Islam se capturan en encuestas específicas de cada país y se incorporan en las proyecciones.

La diferencia de fertilidad puede ser aún mayor entre los musulmanes y los no musulmanes en España e Italia, pero debido a las preocupaciones sobre la confiabilidad de los datos en estos países, estos valores no se muestran. En los países europeos con pequeñas poblaciones musulmanas, los datos no son suficientes para estimar de manera confiable las diferencias de fertilidad.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.