Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| jueves julio 30, 2020
donativo

Papa Francisco Guarde Silencio


2000 años de signos infamantes, pogromos, hogueras.

2000 años de humillaciones, de degradación, de persecuciones.

En muchas iglesias medievales se ve tallada en la piedra la imagen de una marrana pariendo judíos o la imagen de la sinagoga vencida y la iglesia triunfante.

Todavía se recuerda la carrera humillante a la que eran sometidos los judíos de la Roma papal en cada Carnaval, cuando debían correr semidesnudos compitiendo con las prostitutas de la ciudad.

Todavía se mantiene fresco el recuerdo de la Inquisición en aquellos descendientes de los judíos españoles.

Todavía, gracias a los Concilios de Letrán se sigue estigmatizando al judío como usurero (fue una de las resoluciones de esos concilios la que obligó a los judíos a ejercer la usura y de los intereses pagar el diezmo a la Iglesia).

Ni que hablar del secuestro de Diego Mortara, niño judío de Roma a quien la Iglesia secuestró, alegando que había sido bautizado por una sirvienta de la casa que lo había visto moribundo y apartó de su familia (murió en Bélgica en 1941 siendo cura en un convento).

Y esos 2000 años justificaron el Holocausto, pues sembraron la semilla del odio al judío.

Y por supuesto, si hablamos del Holocausto, debemos hablar del silencio del Vaticano y su posterior ayuda a criminales de guerra prófugos.

Y ahora, cuando los cristianos de Medio Oriente están siendo masacrados, cuando de los cristianos sirios e iraquíes ya no queda casi nada,  cuando Hezbollah llevó a cabo en el sur del Líbano una limpieza étnica de cristianos maronitas, destruyendo aldeas, quemando iglesias y asesinando sacerdotes, cuando los cristianos coptos egipcios sufren ataque tras ataque, cuando los cristianos de Gaza son hostilizados y sus iglesias destruidas, cuando en Belén, donde nació Jesus, desde que pasó a manos de la Autoridad Palestina solo queda un 10% de la población cristiana, cuando en los campamentos de refugiados en Europa los musulmanes atacan y asesinan a los cristianos (todo esto por culpa de la “religión de paz”, como usted definió al Islam), ¿qué actitud asume usted? Opinar sobre la decisión de Israel de declarar su soberanía sobre un territorio que ya le ha sido asignado, no sólo por el derecho histórico, sino por los Acuerdos de Oslo, esos mismos acuerdos que los palestinos firmaron y nunca cumplieron, aparte de no querer aceptar que Jerusalén (¿Recuerda que en ella se levantó el Templo del que Jesus expulsó a los mercaderes?) El corazón del pueblo judío es nuestra capital eterna.

Papa Francisco, mejor ocúpese de los cristianos del Medio Oriente que están desapareciendo poco a poco (lo irónico es que en el único país de la región donde viven tranquilos es en Israel) que ya bastante daño nos hizo la Iglesia a través de estos 2000 años.

 

Israel Winicki

Porisrael.org

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.