Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| miércoles abril 21, 2021
donativo

Cambios en la política de la Autoridad Palestina hacia Israel tras la victoria electoral de Biden y los acuerdos de paz árabes con Israel


Introducción

Las políticas de la Autoridad Palestina hacia Israel y las negociaciones con este recientemente han dado un giro muy brusco, ya que los funcionarios palestinos llamaron a reiniciar las negociaciones con Israel, renovaron los servicios de coordinación civil y de seguridad con este y también cesaron sus ataques verbales contra los países árabes que han normalizado sus relaciones con Israel. Aparentemente este cambio está motivado por varios factores principales: la elección de Joe Biden como el próximo presidente de los Estados Unidos; el hecho de que el Acuerdo del Siglo, promovido por la administración Trump, ya no se encuentra vigente; la decisión de Sudán y Marruecos de unirse a los Emiratos Árabes Unidos y Sudán en normalizar sus relaciones con Israel y las duras críticas hacia las políticas y conductas de la Autoridad Palestina expresadas por varios países árabes, incluyendo Arabia Saudita, que no se ha sumado al grupo de países que han normalizado relaciones con Israel.

La postura opositora de la Autoridad Palestina hacia la reanudación de negociaciones con Israel y hacia el Acuerdo del Siglo condujo a una profunda crisis política y económica. Varios factores, es decir, la suspensión de la ayuda estadounidense a la Autoridad Palestina; la terminación de los Acuerdos de Oslo por parte de la Autoridad Palestina en mayo del 2020 y por ende, de toda vinculación con Israel, en respuesta a las declaraciones israelíes a sus planes para anexarse áreas en Cisjordania en el marco del Acuerdo del Siglo y como parte de este, la negativa de la Autoridad Palestina de querer recibir los ingresos fiscales recaudados en su nombre por Israel creó un déficit profundo en el presupuesto de la Autoridad Palestina y la dejó incapaz de pagar los sueldos en su totalidad al sector público. La crisis se vio agravada por la propagación de la pandemia del coronavirus en los territorios de la Autoridad Palestina.

Ante tal crisis, los medios de comunicación árabes y en especial los medios de comunicación palestinos, dirigieron duras críticas hacia la Autoridad Palestina, acusándola de falta de visión política y de adoptar una postura de línea dura, ineficaz y que atenta contra el bienestar de sus ciudadanos. Parece ser que la elección de Biden le proporcionó a la Autoridad Palestina una salida a la crisis y una oportunidad para renovar contactos con Israel.

La renovación en la coordinación civil con Israel le permitió a la Autoridad Palestina recibir los ingresos fiscales recaudados por Israel en su nombre y por el momento Israel, aparentemente ha deducido de estos ingresos el costo de los sueldos y salarios pagados por la Autoridad Palestina a los terroristas y sus familias. Al mismo tiempo, la Autoridad Palestina busca una manera de seguir pagándoles estos sueldos y salarios a medida que evita la aplicación de sanciones israelíes y estadounidenses. Hasta ahora, parece estar observando medidas administrativas destinadas a disfrazar los pagos y engañar a Israel y a Occidente, que se oponen a estos.

El cambio de política de la Autoridad Palestina puso fin a las intensas conversaciones de reconciliación entre Fatah y Hamas en curso y provocó reacciones muy furiosas por parte de Hamas. Los funcionarios de la Autoridad Palestina respondieron con declaraciones de disculpas, enfatizando que la política de la Autoridad Palestina se guía solo por los intereses nacionales.

Caricatura en diario árabe: La Autoridad Palestina detiene las conversaciones de reconciliación con Hamas y renueva la coordinación de seguridad con Israel (Al-Arabi Al-Jadid, Londres, 3 de diciembre, 2020)

Este informe dará un repaso a los cambios en la política de la Autoridad Palestina, tal como se refleja en los medios de comunicación palestinos y árabes.

La Autoridad Palestina declara su voluntad de renovar el proceso político con Israel

Inmediatamente después de las elecciones presidenciales en los Estados Unidos, el liderazgo de la Autoridad Palestina comenzó a señalar a la administración entrante Biden que estaba dispuesto a reiniciar las negociaciones de paz con Israel. En declaraciones hechas el 4 de noviembre del 2020, un día después de las elecciones, el Presidente de la Autoridad Palestina Mahmoud ‘Abbas y el Primer Ministro Muhammad Shtayyeh subrayaron la voluntad de los líderes palestinos de renovar las negociaciones basadas en el derecho internacional y bajo los auspicios de las Naciones Unidas.[1] El portavoz de la presidencia palestina Nabil Abu Rudeina repitió este mensaje y agregó que, alternativamente, las negociaciones pueden continuar «desde el mismo punto donde quedaron, o mediante la implementación de los acuerdos firmados por Israel».[2] ‘Abbas también habló con la canciller alemana Angela Merkel sobre el avance del proceso de paz como parte de los esfuerzos conjuntos de Alemania, Francia, Jordania y Egipto.[3] En un discurso con motivo del «día internacional de solidaridad con el pueblo palestino», el cual fue leído en las Naciones Unidas por el representante palestino en el lugar Riyad Mansour, ‘Abbas subrayó su propuesta de convocar una conferencia internacional palestino-israelí por la búsqueda de la paz.[4] En el contexto de una votación en el Knesset israelí para disolver el parlamento y celebrar elecciones, el diario Al-Sharq Al-Awsat citó una «fuente palestina bien informada» diciendo que ‘Abbas estará dispuesto a reunirse «con cualquier primer ministro israelí incluyendo a Binyamin Natanyahu, «quien acordará iniciar negociaciones basadas en las leyes del derecho internacional y establecer un estado palestino en las fronteras de 1967».[5] Los diplomáticos de la Autoridad Palestina lanzaron rigurosos esfuerzos para promover la iniciativa tomada por la conferencia. El miembro del Comité Ejecutivo de la OLP ‘Azzam Al-Ahmad dijo que se estaban llevando a cabo intensos contactos en este contexto con todos los miembros del cuarteto internacional, excepto los Estados Unidos.[6]

‘Abbas también trata impetuosamente de obtener el apoyo de Jordania y Egipto para la nueva política de la Autoridad Palestina junto a presentar una postura conjunta ante la administración Biden. Luego de varios meses en los que permaneció en Cisjordania debido a la pandemia del coronavirus, ‘Abbas visitó recientemente Egipto, Jordania además de Qatar y un comité palestino-jordano-egipcio fue establecido para de esta manera promover la iniciativa pautada por la conferencia.[7]

Las cancillerías de Egipto, Jordania y de la Autoridad Palestina, reunidos en El Cairo el 19 de diciembre, anunciaron su intención de promover activamente la reanudación de las negociaciones para establecer el logro de una paz justa. El canciller de la Autoridad Palestina Riyad Al-Maliki dijo en esta ocasión que «el estado de Palestina está dispuesto a renovar sus contactos con la nueva administración estadounidense, basándose en los contactos iniciales hechos recientemente con este y en base a la postura declarada del presidente y de la vicepresidenta electa».[8]

Los funcionarios de la Autoridad Palestina expresaron gran optimismo respecto a la perspectiva de renovar las negociaciones palestino-israelíes bajo la nueva administración estadounidense. El vicepresidente de Fatah Mahmoud Al-‘Aloul, dijo que los contactos entre los palestinos y el equipo de transición de la administración Biden ya estaban en marcha.[9]

El miembro del Comité Ejecutivo de la OLP Ahmad Majdalani dijo: «Las señales iniciales son muy ​​alentadoras… En adelanto a las elecciones, abrimos un canal comunicativo con el equipo de transición de la administración Joe Biden, y claramente es muy posible construir buenas relaciones sobre la nueva visión estadounidense».[10]

Al mismo tiempo, otros funcionarios fueron más reservados en sus declaraciones. El miembro del Comité Central de Fatah Sabri Saidam dijo que la actitud palestina hacia la nueva administración estadounidense dependerá del alcance de sus esfuerzos de promover la causa palestina y del grado en que su política difiera de la de la administración Trump.[11] Mahmoud Al-Habbash, juez supremo del Sharia en la Autoridad Palestina y asesor de asuntos religiosos del gobierno de ‘Abbas aclaró que los palestinos no cuentan con la administración Biden sino solo consigo mismos y que las relaciones con Israel y los Estados Unidos, así como con las negociaciones en sí mismas, no son un tema de principios para los palestinos, sino más bien un medio para hacer realidad sus principios y objetivos nacionales, que serán utilizados cuando las circunstancias más lo requieran.[12]

La Autoridad Palestina cesa sus críticas a los recientes acuerdos de paz árabes realizados con Israel

El cambio en la política de la Autoridad Palestina también se refleja en el cese a las duras críticas dirigidas anteriormente por sus funcionarios hacia los países árabes que recientemente firmaron acuerdos de paz con Israel y en especial a los Emiratos Árabes Unidos, críticas que no solo no lograron detener el proceso de normalización de relaciones sino que hizo que la Autoridad Palestina quedara aislada en la arena árabe.[13] Aparentemente y prestándole atención a las críticas que realizaron elementos palestinos contra su bravucona y agresiva reacción ante los acuerdos de paz, la Autoridad Palestina ha decidido suavizar su tono hacia los países que los firmaron en un intento por mejorar sus relaciones con dichos países y también señalarle a la administración Biden de que es un elemento pragmático y relevante que no debe ser excluido de los procesos políticos de la región.

El cambio en la política hacia los países que normalizaron sus relaciones se expresa en las recientes instrucciones dadas por ‘Abbas a sus funcionarios, tras el anuncio de la normalización de relaciones entre Israel y Marruecos, de dejar de atacar a los países árabes en este contexto.[14]

Esto no quiere decir que el liderazgo de la Autoridad Palestina haya dejado de expresar su oposición a los acuerdos con Israel, pero lo está haciendo a través de canales diplomáticos silenciosos. Según un informe en el portal Elaph, la Autoridad Palestina está tratando de evitar que otros países firmen tales acuerdos y este fue el objetivo de las recientes visitas de Abbas a Qatar junto a la visita del secretario del Comité Central de Fatah Jibril Rajoub a Omán.[15]

Además de cambiar el tono de sus declaraciones oficiales sobre la normalización de relaciones, la Autoridad Palestina está haciendo otros esfuerzos para achicar la brecha con los países en periodo de normalización de relaciones. El diario Al-Sharq Al-Awsat informa que, como gesto hacia la administración Biden, la Autoridad Palestina tiene la intención de hacer regresar a sus embajadores a los Emiratos Árabes Unidos y Bahréin, aunque sin anunciar esto públicamente. Los embajadores fueron llamados a consulta a Ramala en respuesta a los acuerdos de normalización de relaciones.[16]

La Autoridad Palestina renueva el servicio de coordinación militar y civil con Israel

Como parte de su intento de volver a la vía de las negociaciones con Israel bajo la nueva administración estadounidense, la Autoridad Palestina anunció la renovación del servicio de coordinación militar y civil con Israel, detenido en mayo del 2020 como parte de la decisión del liderazgo palestino de suspender los Acuerdos de Oslo en respuesta a los anuncios israelíes a sus planes de anexarse partes de Cisjordania. Si bien la decisión de detener la coordinación tenía como destino mejorar la postura del liderazgo de la Autoridad Palestina con sus ciudadanos, esta también socavó la capacidad de la Autoridad Palestina para gobernar al limitarle la libertad de movimiento a sus aparatos de seguridad, perjudicar los servicios a la población palestina que requieren coordinación con Israel y exacerbó la crisis económica precipitada por la pandemia del virus Covid-19. Por lo tanto, el suspender la coordinación provocó intensas críticas contra el liderazgo de la Autoridad Palestina por los palestinos que lo acusaron de actuar de manera imprudente y sin considerar primero todas las alternativas. Las críticas se intensificaron aún más tras la negativa de la Autoridad Palestina de aceptar los ingresos fiscales recaudados por Israel en su nombre como parte de su decisión de detener los contactos con Israel, lo que le impidió pagar los salarios en su totalidad a sus empleados agravando así la crisis económica.[17]

La elección de Biden brindó a los líderes palestinos la oportunidad de reconsiderar esta decisión y revertirla. Ya ara el 7 de noviembre, fuentes palestinas le dijeron al portal Elaph que, una vez que se anunciaran oficialmente los resultados de las elecciones estadounidenses, ‘Abbas felicitaría a Biden por su victoria y declararía su voluntad de renovar los servicios de coordinación con los Estados Unidos e Israel’. Las fuentes describieron la victoria de Biden como «el mejor regalo posible» que los palestinos pudieran recibir.[18] El 17 de noviembre, el miembro del Comité Central de Fatah y ministro de Asuntos Civiles de la Autoridad Palestina Hussein Al-Sheikh, quien está a cargo de la coordinación con Israel, emitió un anuncio oficial sobre la renovación del servicio de coordinación conjunto.

La decisión de renovar las relaciones con Israel fue percibida por algunos dentro de la población palestina como una prueba más de la debilidad de la Autoridad Palestina y de su incapacidad de concretar sus agresivas declaraciones frente a Israel o incluso funcionar sin coordinarse con este. Requerido como parte de su postura para defender la decisión de renovar los servicios de coordinación, Al-Sheikh lo presentó como «una gran victoria» lograda gracias a la firme postura del pueblo y del liderazgo palestino, que provocó el abandono al Acuerdo del Siglo de la administración Trump y obligó a Israel a comprometerse oficialmente en cumplir sus acuerdos con los palestinos. La renovación de los acuerdos con Israel, este agregó, es también una oportunidad para renovar las relaciones con la administración estadounidense entrante, que se apoyará en «nuevos cimientos» y allanará el camino para reiniciar el proceso político con la ayuda de una mediación internacional.[19] Al-Sheikh también intentó comercializar la medida en mensajes colocados en las redes sociales. En una publicación en Facebook, este escribió que lo único que guía al liderazgo palestino es el interés nacional de los palestinos, y que ciertos elementos palestinos que ahora condenan públicamente la renovación de los servicios de coordinación hablaron de manera diferente en conversaciones cerradas, en las que en realidad instaron al liderazgo de la Autoridad Palestina a renovarlo.[20] En una publicación en Twitter, este escribió que los críticos de la decisión nunca presentaron alternativa alguna que pudiera satisfacer las necesidades del pueblo palestino y hacer avanzar la empresa nacional. Este también insinuó que Hamas, la principal fuente de críticas, se coordina a sí mismo con Israel para recibir fondos provenientes de Qatar.[21]

La Autoridad Palestina suspende conversaciones de reconciliación con Hamas

El anuncio hecho por Hussein Al-Sheikh el 17 de noviembre sobre la reanudación de relaciones con Israel se produjo en un momento sorprendente, ya que ese día las conversaciones entre la Autoridad Palestina y Hamas, lideradas por el secretario del Comité Central de Fatah Jibril Al-Rajoub, todavía se llevaban a cabo en El Cairo. El anuncio puso fin a las conversaciones y al proceso de reconciliación Fatah-Hamas en general. El diario en la red Rai Al-Yawm evaluó que la repentina publicación del anuncio hecho por parte de Al-Sheikh tenía la intención de avergonzar a su compañero en Fatah Al-Rajoub, quien lidera los esfuerzos del movimiento de reconciliación con Hamas y que de hecho fue parte de una querella encubierta entre dos facciones y enfoques dentro de Fatah.[22] Al-Sheikh explicó la decisión de renovar el servicio de coordinación diciendo que Israel confirmó su compromiso de hacer realidad los acuerdos bilaterales con la OLP.[23]

El tuit de Hussein Al-Sheikh sobre el tema de la renovación de relaciones con Israel

Los intensos esfuerzos de reconciliación entre las facciones palestinas comenzaron luego que la Autoridad Palestina suspendiera sus relaciones con Israel en el verano del año 2020 y continuaron durante varios meses. Ambas partes publicaron regularmente anuncios bastante optimistas sobre la inminente reconciliación y el tema fue ampliamente cubierto en los medios de comunicación palestinos. Los anuncios de las dos partes crearon la impresión de que habían llegado a un entendimiento sobre la celebración de elecciones en las instituciones palestinas, lo que conduciría a una unidad política entre todas las facciones sobre la base de un plan conjunto de «resistencia» y lucha frente a Israel y a la reunificación de Cisjordania y Gaza bajo el gobierno de la Autoridad Palestina. Sin embargo, pronto aparecieron discrepancias entre los anuncios de las dos partes y las declaraciones de unidad no se tradujeron en medidas sobre el terreno, como en el caso del acuerdo de reconciliación del año 2017. Los medios de comunicación palestinos comenzaron a especular que las pláticas sobre la reconciliación eran solo para lucirse y que ninguna de las partes tenía intención de implementarlos en la práctica.

Estas evaluaciones resultaron ser correctas, porque al momento en que el liderazgo palestino juzgó que Trump no sería reelegido, detuvo abruptamente las medidas de reconciliación con Hamas. Varios días después de las elecciones estadounidenses, el diario libanés Al-Akhbar informó, citando fuentes palestinas «bien informadas», que a pesar del optimismo, las conversaciones entre Fatah y Hamas se habían detenido y que el liderazgo de la Autoridad Palestina prefería establecer buenas relaciones con la administración Biden en lugar de una reconciliación con Hamas.[24] En los primeros días luego de la reanudación de las relaciones entre la Autoridad Palestina e Israel, los funcionarios de Fatah y la Autoridad Palestina intentaron continuar las conversaciones con Hamas como si nada hubiese pasado.[25] Pero pronto las dos partes comenzaron a culparse mutuamente por el fracaso de las conversaciones, cada una afirmando que estaba comprometida con la reconciliación, pero la otra parte no.[26]

La suspensión a la reconciliación con Hamas puede servir a los esfuerzos actuales de la Autoridad Palestina para obtener el apoyo de Egipto y de otros países árabes, la mayoría de los cuales consideran a los movimientos de la Hermandad Musulmana, incluyendo Hamas, como organizaciones terroristas y no les gustaría verlos llegar al poder ahora que los demócratas han recuperado la Casa Blanca.

Hamas, por su parte, condenó duramente la decisión de la Autoridad Palestina de renovar relaciones con Israel, alegando que esta decisión «ignora todos los valores nacionales [palestinos]» y vendría a ser «una puñalada en la espalda a todos los esfuerzos de construir una asociación nacional». El portavoz de Hamas Hazem Qassem dijo que la Autoridad Palestina estaba tratando de engañar a la opinión pública presentando la renovación de los acuerdos con Israel como un logro.[27] Este agregó que Hamas y otras facciones estaban haciendo esfuerzos para traer a Fatah de vuelta a la mesa de la reconciliación y que la Autoridad Palestina no debe contar con Biden y los acuerdos con Israel, sino más bien unirse a Hamas y a las otras facciones en la lucha por restaurar los derechos de la nación y del pueblo palestino.[28]

Caricatura en diario portavoz de Hamas: Los regímenes árabes se hacen amigos de Estados Unidos e Israel y abandonan la causa palestina (Felesteen.ps, 20 de diciembre, 2020)

Para ver el despacho en su totalidad en inglés junto a las imágenes copie por favor el siguiente enlace en su ordenador:

https://www.memri.org/reports/shift-palestinian-authoritys-policy-towards-israel-following-biden-electoral-win-arab-peace

*S. Schneidmann es compañero investigador en MEMRI.


[1] Las declaraciones se realizaron durante una reunión con el ex-primer ministro rumano Ludovic Orban (Wafa.ps, 4 de noviembre, 2020).

[2] Esto fue dicho en respuesta a una declaración dada por el Ministro de Defensa israelí Benny Gantz (Wafa.ps, 11 de noviembre, 2020) y en respuesta a un anuncio de los representantes del cuarteto internacional dándole la bienvenida a la renovación de las relaciones entre la Autoridad Palestina e Israel (Wafa.ps, 22 de noviembre, 2020).

[3] Wafa.ps, 23 de noviembre, 2020.

[4] Wafa.ps, 1 de diciembre, 2020.

[5] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 4 de diciembre, 2020.

[6] Al-Quds (Jerusalén Oriental), 21 de noviembre, 2020.

[7] Alwatanvoice.com, 1 de diciembre, 2020; news.qna.org.qa, 12 de diciembre, 2020.

[8] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), Al-Hayat Al-Jadida (AP), 20 de diciembre, 2020.

[9] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 29 de noviembre, 2020.

[10] Aa.com.tr, 7 de diciembre, 2020.

[11] Al-Quds (Jerusalén Oriental), 30 de noviembre, 2020.

[12] Maannews.net, 21 de noviembre, 2020.

[13] Véase la serie de MEMRI Despacho Especial No. 9015 – Escritores palestinos: Los ataques de nuestro liderazgo a la normalización de relaciones con Israel perjudican nuestra causa – 9 de noviembre de 2020; serie de MEMRI Despacho Especial No. 8943 – Ex-ministro de la Autoridad Palestina: Nuestro discurso se ha convertido en un disco trillado y nos hace parecer como los que rechazamos la paz – 23 de septiembre, 2020; serie de MEMRI Despacho Especial No. 8905 – Miembro de Fatah critica las reacciones palestinas al acuerdo de normalización de relaciones entre Israel y los Emiratos Árabes Unidos: Los palestinos deben reconocer que el mundo ha cambiado y que ya ellos no son el centro del universo; el incendiar banderas no sustituye la auto-evaluación que estas necesitan, 24 de agosto de 2020.

[14] En cumplimiento de estas instrucciones, el Portavoz Presidencial Nabil Abu Rudeina se abstuvo de emitir cualquier mensaje a los líderes marroquíes sobre el acuerdo de normalización de relaciones con Israel, a diferencia del caso de los países anteriores que firmaron tales acuerdos (Al-Arabi Al-Jadid, Londres, 14 de diciembre, 2020).

[15] Elaph.com, 14 de diciembre, 2020.

[16] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 20 de noviembre, 2020.

[17] Véase la serie de MEMRI Despacho Especial No. 8866 – Periodistas palestinos: Detener la coordinación civil con Israel es un error que exacerba nuestra crisis económica – 27 de julio, 2020.

[18] Elaph.com, 7 de noviembre, 2020.

[19] Wafa.ps, 17 de noviembre, 2020.

[20] Facebook.com/HusseinSheikhPL, 19 de noviembre, 2020.

[21] Twitter.com/HusseinSheikhpl, 26 de noviembre, 2020.

[22] Raialyoum.com, 20 de noviembre, 2020. Parece ser que Jibril Rajoub estuvo de hecho avergonzado por el cambio de rumbo dado por Fatah. En los días posteriores a la renovación de los servicios de coordinación con Israel, este destacó que los contactos con Hamas no cesarían hasta que se lograra la unidad interna-palestina y que la Autoridad Palestina no estaba dispuesta a discutir este tema ni siquiera con la administración Biden. Al mismo tiempo, este se vio obligado a admitir que las conversaciones en El Cairo habían fracasado porque las demandas de Hamas de celebrar elecciones para todas las instituciones palestinas simultáneamente eran «ilógicas» e «imprácticas». Almayadeen.net, 20 de noviembre, 2020; Al-Ayyam (AP). 27 de noviembre, 2020.

[23] Twitter.com/HusseinSheikhpl, 17 de noviembre, 2020.

[24] Al-Akhbar (Líbano), 12 de noviembre, 2020.

[25] Esto se hizo evidente, por ejemplo, en la reunión informativa del 19 de noviembre entre ‘Abbas y los jefes de la delegación de Fatah a las conversaciones del Cairo, Jibril Al-Rajoub y Rouhi Fatouh (Wafa.ps, 19 de noviembre, 2020).

[26] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 25 de noviembre, 2020. Paradójicamente, junto a las recriminaciones mutuas, los funcionarios de ambos movimientos continúan enfatizando que, a pesar de que las conversaciones han fracasado, los entendimientos entre las partes aún se mantienen y el proceso de reconciliación «no ha vuelto al punto de partida». Véanse por ejemplo, las declaraciones del subdirector del buró político de Hamas Salah Al-‘Arouri y del vicepresidente de Fatah Mahmoud Al-‘Aloul (Alresalah.ws, 25 de noviembre, 2020; alwatanvoice.com, 28 de noviembre, 2020).

[27] Alresalah.ws, 17 de noviembre, 2020.

[28] Alresalah.ws, 26 de noviembre, 2020, 6 de diciembre, 2020.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.