Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| viernes septiembre 24, 2021

Crímenes de guerra


operativo-protector

La prensa y televisiones han publicado fotografías y vídeos en los que se muestran niños y bebés palestinos muertos por bombas israelíes. La mayoría de estos reportajes han culpabilizado a Israel de estos crímenes.

Realmente son crímenes, pero lo que no aclaran la mayoría de estos reportajes es quien es el verdadero culpable de estas muertes. Muchos de estos bebes y niños han muerto en escuelas y hospitales, algunos de ellos ocasionados por misiles lanzados erróneamente por la Yihad Islámica, en lo que podríamos calificar de “fuego amigo”, y otros por ataques israelíes.

La IV Convención de Ginebra del 12 de agosto de 1949, del CICR [Comité Internacional de la Cruz Roja] en el Capítulo III, Artículo 19. Sobre Unidades y establecimientos sanitarios dice [1]:

Los establecimientos fijos [hospitales] y las unidades sanitarias móviles [ambulancias] del Servicio de Sanidad no podrán, en ningún caso, ser objeto de ataques, sino que serán en todo tiempo respetados y protegidos por las Partes en conflicto. Si caen en poder de la Parte adversaria, podrán continuar funcionando mientras la Potencia captora no haya garantizado por sí misma la asistencia necesaria para los heridos y los enfermos alojados en esos establecimientos y unidades. Las autoridades competentes velarán por que los establecimientos y las unidades sanitarias aquí mencionados estén situados, en la medida de lo posible, de modo que los eventuales ataques contra objetivos militares no puedan ponerlos en peligro.

En ningún caso los hospitales y ambulancias podrán ser objeto de ataques. Tampoco los barcos hospitales, como lo explicita el artículo 20 del III Capítulo.[2]

Hamás emplea los hospitales, ambulancias, colegios y mezquitas como silos de misiles, desde sus terrazas y edificios lanza misiles contra la población israelí.

Hamás emplaza sus lanzaderas de misiles en colegios, mezquitas y hospitales y muchas veces al lado de estos edificios, contraviniendo la misma IV Convención de Ginebra que ya tiene previsto este caso, el de Hamás, que emplea los hospitales y ambulancias como zonas de emplazamiento y lanzamiento de misiles contra la población y territorio israelí y también desde donde se ataca a los soldados israelíes.

Artículo 21 de la IV Convención de Ginebra:

La protección debida a los establecimientos fijos y a las unidades sanitarias móviles del Servicio de Sanidad no podrá cesar más que en el caso de que se los utilice, fuera de sus deberes humanitarios, a fin de cometer actos perjudiciales para el enemigo. Sin embargo, la protección puede cesar sólo después de una intimación dando, en todos los casos oportunos, un plazo razonable, y que no haya surtido efectos.

Las Fuerzas de Defensa de Israel advierten por SMS, radio, lanzamiento de octavillas y llamadas telefónicas a la población que se encuentra en estos centros y a sus dirigentes para que abandonen estos edificios, edificios desde los que se lanzan misiles y se atacan a los soldados israelíes.

Hamás retiene a los ciudadanos gazenses, niños, bebes y a sus madres como escudos humanos, muchas veces contra su propia voluntad, otras con engaños.

Esto contraviene el Artículo 3.1. b. del Capítulo I que prohíbe la toma de rehenes.

Hamás ha ejecutado a manifestantes gazenses [3] que protestaban contra sus acciones sin previo juicio ni ante un tribunal legítimamente constituido y sin garantías judiciales reconocidas como indispensables por los pueblos civilizados, tal como reza el Capítulo I, Artículo 3.1.d. en la que se prohíben en cualquier tiempo y lugar las condenas dictadas y las ejecuciones sin previo juicio ante un tribunal legítimamente constituido, con garantías judiciales reconocidas como indispensables por los pueblos civilizados.

Hamás produce material de guerra en hospitales y escuelas [4], contraviniendo el Anejo I, Artículo 2 de la IV Convención de Ginebra que dice textualmente:

Las personas que vivan, por la razón que fuere, en una zona sanitaria, no deberán realizar, ni en el interior ni en el exterior de dicha zona, trabajo alguno que tenga relación directa con las operaciones militares o con la producción de material de guerra.

El artículo 4 c exige que las zonas sanitarias estén alejadas y desprovistas de todo objetivo militar y de toda importante instalación industrial o administrativa.

Las Fuerzas de Defensa de Israel, dentro de la Operación Margen Protector, intentan acabar con la capacidad de Hamás de lanzar cohetes y misiles contra territorio israelí y desmantelar las comunicaciones subterráneas entre Gaza y Egipto y entre Gaza e Israel para evitar el abastecimiento de armas por parte de Hamás y su posterior uso en territorio israelí.

Gran parte de la prensa presenta el conflicto como un genocidio, faltando a la verdad, pues no se está exterminando a la población en masa. El 20 por ciento de los habitantes de Israel son árabes, mayormente musulmanes, y los misiles lanzados por Hamás no distinguen entre judíos y árabes, mientras que toda la población israelí sin distinción es protegida por la Cúpula de Hierro y toda la población puede cobijarse en refugios antiaéreos.

Se trata de una guerra asimétrica. Israel posee unas potentes Fuerzas de Defensa, sin las cuales, el estado judío ya habría desaparecido víctima de los ejércitos árabes y del islamismo.

Hay más víctimas en el lado palestino porque Israel defiende eficazmente a su pueblo, mientras que Hamás utiliza a sus civiles como escudos humanos. [5]

o como hombres bomba, los islamikazes o shahids.

Hasta 2005, Hamás envió decenas de adolescentes a inmolarse en Israel y causó numerosas víctimas civiles en lugares públicos. [6]

Israel avisa antes de cada incursión para dar tiempo a que los gazenses evacuen la zona, aunque los avisos no resultan demasiado efectivos. Testigos han afirmado que Hamás impide que los habitantes de una zona se vayan de allí antes de los ataques [7]

Hamás arremete periódicamente contra Israel con cohetes y misiles (más de 2.500 desde el comienzo de la Operación Margen Protector), pero el gobierno israelí ha construido refugios antiaéreos para que su población se pueda resguardar. En cambio, Hamás ha dedicado sus recursos (recibe 500 millones de dólares anuales desde el exterior para financiar sus acciones en ese territorio) a desarrollar una infraestructura bélica con túneles y búnkeres donde ocultar su arsenal. No ha construido ni un solo refugio para la población de Gaza. Israel utiliza sus armas para proteger a su gente; Hamás utiliza a su gente para proteger sus armas.

Como dice Fernando Celaya, experto en Regulación Jurídica Internacional en Conflictos Armados: Un país no debería permitir que una organización terrorista, aupada a las instituciones de un territorio vecino, lance cohetes contra su población civil. Un factor que mide la grandeza de un gobierno es el empeño que pone para conseguir el bienestar de su propio pueblo —y no el de otros—. Israel consigue interceptar casi todos los cohetes que les lanzan, lo que a alguna gente le parece reprobable. ¿Qué debería hacer España si desde Portugal se empezasen a lanzar misiles contra nuestro país y todos tuviéramos que abandonar nuestras ocupaciones varias veces al día para escondernos en un refugio?, ¿si el pueblo portugués elevase a gobernante a una organización dispuesta a eliminar el Estado español?, ¿y si, encima, ni Andorra, ni Francia, ni Italia reconociesen la soberanía española?

Hamás es culpable del sufrimiento de los palestinos por alargar innecesariamente la guerra ya que Israel aceptó los alto el fuego ofrecidos por Egipto, Naciones Unidas y la Cruz Roja, mientras que Hamás los ha rechazado sistemáticamente y ha continuado disparando cohetes y misiles contra Israel.

En 2005, Israel desocupó unilateralmente la Franja de Gaza, llevado a cabo por Ariel Sharon. Movilizaron a las familias judías, tiraron abajo sus casas y abandonaron completamente el territorio. Vaciaron los cementerios y retiraron a su ejército. Actualmente, no hay presencia israelí en Gaza y el territorio podría evolucionar hacia un Estado independiente, pero éste no es un objetivo de Hamás. El objetivo confeso y declarado de Hamás, manifestado explícitamente en su Carta Fundacional [8], es la destrucción de Israel y levantar un Califato Islámico Mundial en el territorio. [9]

Si los que dicen querer defender a los niños y víctimas inocentes palestinos fueran sinceros y honestos, denunciarían a Hamás por crímenes de guerra en lugar de atacar a las Fuerzas de Defensa de Israel que lo que hacen es defender a sus ciudadanos (cerca de un 80 por ciento de ellos judíos y un 20 por ciento de árabes, mayormente musulmanes) que son agredidos por los cohetes y misiles lanzados por Hamás.

NOTAS

El derecho internacional prohíbe explícitamente utilizar a civiles para proteger de ataques a objetivos militares. La organización terrorista Hamás utiliza deliberadamente a civiles palestinos como escudos humanos y lleva un largo período haciéndolo.

El hecho que Hamás use a los ciudadanos de la Franja de Gaza como escudos humanos es una violación clara y deliberada del derecho internacional. En el marco del derecho de los conflictos armados, la presencia de la población civil no puede ser utilizada para resguardar y evitar operaciones militares, ni para cubrir las propias operaciones militares.

El derecho internacional también prohíbe explícitamente usar a la población civil para proteger a objetivos militares de ataques.

Las acciones de Hamás en este sentido son claras violaciones del derecho internacional y son consideradas crímenes de guerra, de todos modos si no estarían encuadradas en este género debería entenderse que es criminal poner niños o civiles de cualquier edad y utilizarlo como escudos para proteger actos terroristas.

El ejército israelí trata de varias maneras, incluyendo el dejar caer panfletos advirtiendo de las operaciones militares planificadas, haciendo llamadas telefónicas personalizadas a los edificios marcados como objetivos militares y en algunos casos, la liberación de municiones de bajo explosivo a los techos de edificios como la advertencia de un ataque inminente.

Muchas veces, el ejército israelí ha suspendido ataques aéreos después de identificar que hay civiles siendo usados como escudos humanos reunidos en las inmediaciones del objetivo militar.

El ejército israelí seguirá realizando sus operaciones en plena conformidad con el derecho internacional, incluyendo al atacar sólo objetivos militares legítimos, y continuará sus esfuerzos para minimizar el daño a los civiles palestinos.

http://www.aurora-israel.co.il/articulos/israel/Diplomacia/59457/

[1] http://www.icrc.org/spa/assets/files/publications/convenios-gva-esp-2012.pdf

[2] Artículo 20

Los barcos hospitales con derecho a la protección del Convenio de Ginebra del 12 de agosto de 1949 para aliviar la suerte que corren los heridos, los enfermos y los náufragos de las fuerzas armadas en el mar no deberán ser atacados desde tierra.

[3] http://www.jpost.com/Operation-Protective-Edge/Report-Hamas-executes-alleged-spies-shoots-protesters-in-Gaza-369331

http://blogs.periodistadigital.com/totalitarismo.php/2014/07/30/hamas-ejecuta-supuestos-espias-y-dispara

[4] http://www.un.org/spanish/News/story.asp?NewsID=30097#.U96ZB_l_vKE

http://www.aurora-israel.co.il/articulos/israel/Nacional/59502/

http://www.jihadwatch.org/2014/07/three-idf-soldiers-killed-at-booby-trapped-unrwa-health-clinic

[5] http://youtu.be/a3oDtB7Bmgw

https://www.youtube.com/watch?v=a3oDtB7Bmgw&feature=youtu.be

[6] http://www.lasprovincias.es/valencia/pg060126/actualidad/internacional/200601/26/RC-palestina5.html

http://bit.ly/1tuT3qZ

[7] https://www.youtube.com/watch?v=UMUdU3AqlyQ&feature=youtu.be&t=3m7s

http://youtu.be/UMUdU3AqlyQ?t=3m7s

[8] http://www2.memri.org/bin/espanol/articulos.cgi?Page=archives&Area=sd&ID=SP109206

http://es.scribd.com/doc/8890802/La-Carta-Fundacional-de-Hamas

[9]http://blogs.periodistadigital.com/totalitarismo.php/2007/08/19/llamamiento-para-el-califato-mundial

https://www.youtube.com/watch?v=Rp66RbVMFOc&feature=youtu.be

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.