Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| domingo diciembre 4, 2022

La UE e Israel como auténticos socios estratégicos


Una y otra vez la relación entre la UE e Israel se ha visto empañada por malas palabras, el subsiguiente remordimiento en diversos grados y una tibia tranquilidad. El desconcierto, la molestia y la decepción en ambas direcciones han caracterizado la relación durante muchos años y han provocado profundas fallas estructurales en la UE.

Hay que juzgar el éxito de la Política de Seguridad Exterior Común (PESC) de la UE por el impacto que ha tenido, las posturas adoptadas al respecto por los estados miembros de la Unión y la tracción que ha ganado entre las poblaciones de esos estados.

Un sustancial 45% de los israelíes piensa que la UE es un enemigo frente al 27% que la ve como un amigo, y la mayoría cree que Estados Unidos debería seguir siendo el principal interlocutor de Israel. Los israelíes siguen percibiendo a la UE como un mediador partidista en el proceso de paz de Oriente Medio.

El Consejo de Asociación UE-Israel, que debía reunirse anualmente, no se ha reunido desde 2012. Eso es a pesar de las sólidas relaciones bilaterales culturales, científicas y económicas.

La UE no puede convocar Consejos de Asociación con Líbano, Jordania y Egipto casi todos los años, describir repetidamente a Israel como un socio estratégico y, al mismo tiempo, aplicar a Israel un entendimiento del derecho internacional que es completamente diferente del que se aplica a esos otros países. Un ejemplo de ese doble rasero hipócrita es la política de etiquetado de la UE con respecto a los productos fabricados en las comunidades judías de Cisjordania.

En el caso del conflicto israelo-palestino, un enfoque de “palo y zanahoria” no ha logrado producir los resultados deseados, dejando de lado el hecho de que la UE no se comprometió a aplicarlo.

Si la UE continúa vinculando la mejora de las relaciones bilaterales con Israel en su cumplimiento de las demandas de la UE con respecto al conflicto israelo-palestino, su política exterior terminará en un callejón sin salida. Y no solo eso: la UE puede resultar un completo fracaso y perder su estatus de actor relevante en la región.

Traducido para Porisrael.org por Dori

BESA

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.