Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| viernes mayo 20, 2022

Periodistas libaneses: Hezbolá es responsable por los ataques perpetrados por los residentes del sur del Líbano contra las fuerzas de la FPNUL


En las últimas semanas, se han producido dos incidentes en los que residentes del sur del Líbano atacaron a las Fuerzas Provisionales de las Naciones Unidas para el Líbano (FPNUL) desplegadas en la zona de conformidad con la Resolución 1701 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. El 22 de diciembre, 2021, los lugareños de la ciudad de Shaqra se enfrentaron a una patrulla que se encontraba fotografiando edificios en el pueblo.[1] Varias tropas de las FPNUL resultaron heridas y algunos de sus vehículos sufrieron daños antes de que las fuerzas del ejército libanés lograran sacarlos de la ciudad.[2] Este incidente ocurrió un día después de que el Secretario General de las Naciones Unidas Antonio Guterres realizara una visita al Líbano, en la que llamó a garantizar la libertad del movimiento de las FPNUL e instó a Hezbolá a convertirse en «un partido meramente político, al igual que cualquier otra fuerza política en el país», es decir, deponer sus armas.[3] Unas dos semanas después, el 4 de enero, 2022 ocurrió un incidente similar cuando los residentes de la aldea de Bint Jbeil atacaron a las tropas de las FPNUL, nuevamente porque estos estaban tomando fotografías de sus casas.

El diario Al-Akhbar, cercano a Hezbolá, responsabilizó por ambos incidentes a las FPNUL. Tras el primer incidente, este afirmó que las tropas de las FPNUL hirieron deliberadamente a dos jóvenes luego que los lugareños les preguntaran sus razones al qué hacían en el lugar.[4] El diario también afirmó que, en ambas ocasiones, las FPNUL violaron la Resolución 1701 al ingresar a las localidades sin escolta del ejército libanés. Este agregó que las FPNUL instigaron los incidentes como parte de su intento de cambiar los reglamentos a los enfrentamientos e incrementaron su libertad de movimiento.[5]

Contrariamente, Candice Ardell, subdirectora de la oficina de medios de comunicación de las FPNUL, condenó los ataques contra las fuerzas de mantenimiento de la paz, calificándolos de violación de las leyes libanesas e internacionales, que garantizan la libertad de movimiento de las FPNUL en toda su área de operaciones según lo definido por la Resolución 1701. Ardell negó que las FPNUL fotografiaron en Bint Jbeil, calificando este hecho de «desinformación» y aclarando que las tropas se dirigían a una reunión regular con oficiales del ejército libanés. Ella dio a entender que los incidentes habían sido instigados deliberadamente por Hezbolá, condenando a «aquellos que manipulan a los residentes del área para sus propios fines», e instó a las autoridades libanesas a enjuiciar a los responsables de perpetrar los ataques.[6] En una entrevista con el diario libanés Al-Nahar, Ardell volvió a condenar los ataques, calificándolos de crimen. Negando las afirmaciones del diario Al-Akhbar de que las FPNUL violaban los términos de la Resolución 1701, ella exigió «respetar a las autoridades de las FPNUL y su libertad de acción y movimiento» y dijo que este tipo de desinformación sobre las fuerzas de mantenimiento de la paz era «totalmente destructiva, peligrosa y una amenaza para la seguridad y la estabilidad del lugar”.[7]

La cancillería del Líbano también condenó los incidentes y aclaró que la agresión contra las FPNUL era inaceptable y que debía garantizárseles su seguridad[8]. Hezbolá, por su parte, no respondió a los hechos.

Cabe señalar que incidentes de este tipo ocurren periódicamente en la zona sur del Líbano. Según opositores de Hezbolá, estos son instigados por esta organización, con la ayuda de la población local, que está bajo su influencia, tales como mensajes hostiles de la organización y de su patrono Irán a las Naciones Unidas y a Occidente en general.[9] Esta vez, también, varios periodistas libaneses escribieron que los ataques contra las FPNUL tenían como objetivo transmitirle una advertencia de Hezbolá a las propias FPNUL, a las Naciones Unidas y a los Estados Unidos en el sur. Algunos evaluaron que los incidentes se produjeron en respuesta a la visita de Guterres al Líbano y reflejan la aprensión por parte de Hezbolá respecto a las posibles intenciones de las Naciones Unidas y otros elementos internacionales para expandir los poderes de las FPNUL en el Líbano. Un periodista afirmó que los incidentes también eran un mensaje de Hezbolá al ejército libanés, advirtiéndole que no ayude a las FPNUL ni facilite sus actividades.

Este informe da un repaso a las declaraciones y artículos de periodistas libaneses anti-Hezbolá que condenaron la agresión contra las FPNUL y acusaron a Hezbolá de estar detrás de esta.

Periodista chiita libanés opositor de Hezbolá: El incidente fue un mensaje a Hezbolá, que desea frenar la autoridad de las FPNUL

Tras el enfrentamiento ocurrido el 22 de diciembre entre la patrulla de las FPNUL y los lugareños en la ciudad de Shaqra, ‘Ali Al-Amin, periodista chiita libanés y editor del portal Al-Janoubia, conocido como feroz crítico de Hezbolá, escribió lo siguiente: «Los ataques a las FPNUL son una «demostración de fuerza» de Hezbolá contra las fuerzas internacionales, ante los crecientes llamados para implementar las resoluciones internacionales y ante la presión estadounidense para ajustar el mandato de las FPNUL y expandir su misión. Esto sucede cada año en adelanto a la renovación del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas al mandato de las FPNUL en agosto. Estos incidentes fueron un mensaje de Hezbolá, de que la situación existente debe ser mantenida. La organización desea que estas fuerzas internacionales estén limitadas en su movimiento, en base a la situación existente sobre el terreno y busca evitar que actúen sobre la fuerza de las resoluciones internacionales… Este es un nuevo equilibrio de poder que Hezbolá está tratando de imponer con el fin de limitar la misión de las fuerzas internacionales y evitar que amplíen su actual misión…»

Al-Amin declaró además que “el mensaje de Hezbolá no es ningún reflejo de su verdadero poder, sino de su incomodidad ante la situación en la región, la conversación sobre Siria, el hecho de que las negociaciones internacionales con Irán en Viena incluyen el tema de la expansión de Hezbolá en otros países y el creciente debate sobre la necesidad de implementar las resoluciones internacionales, a fin de delinear la frontera con Israel, etc.…» Amin también evaluó de que el ataque a las FPNUL en Shaqra había sido planeado con anticipación: «Hezbolá», este escribió, «quise que se difundieran fotografías y videos del incidente, para que las Naciones Unidas y la comunidad internacional recibieran el mensaje, de que el sur del Líbano opera de acuerdo con las percepciones de Hezbolá”.[10]

Periodista libanés: Hezbolá quería informarle a las Naciones Unidas que este es el que da las órdenes en el Líbano y le advierte al ejército libanés que no coopere con las FPNUL

El periodista Walid Choucair, columnista del diario Nida Al-Watan, el cual está identificado con las Fuerzas 14 de Marzo, también escribió que el enfrentamiento con las FPNUL tuvo la intención de transmitirle a las Naciones Unidas y más aún a los Estados Unidos, que Hezbolá es el que da las órdenes en el Líbano y en especial en la zona sur y también para advertirle al ejército libanés que no se lo haga demasiado fácil a las FPNUL para que lleve a cabo su misión. Este escribió: «Pocas horas después de que el secretario general de las Naciones Unidas Guterres finalizara su visita al Líbano, una visita que indicó que la participación de elementos internacionales en el manejo de la crisis en el Líbano… solo se está incrementando, recibió noticias sobre un enfrentamiento entre ‘residentes y una patrulla de las FPNUL en la ciudad sureña de Shaqra, en la que los lugareños le arrojaron piedras a los vehículos de patrulla de las FPNUL y destruyeron algunas de ellas. Este fue uno de una serie de incidentes similares sucedidos en el último año, donde probablemente las Naciones Unidas lo mencionen en su informe semestral…

«‘Residentes’ es el término que a Hezbolá le gusta utilizar cuando se refiere a incidentes de este tipo. Este se aprovecha de la ira que sienten los aldeanos al sur del Líbano hacia las fuerzas internacionales cuando intentan investigar algún edificio o vecindario con el fin de asegurarse de que no albergan algún depósito de armas o municiones o determinar la veracidad de la información de inteligencia que han recibido en este sentido… Es muy difícil descartar suponer que, con este incidente, Hezbolá pretendía transmitirle un mensaje a las Naciones Unidas y a los países detrás de este, de que la llegada del funcionario de la organización es decir, Guterres al país para supervisar el manejo internacional de la crisis libanesa está sujeta a la aprobación del grupo influyente en el Líbano es decir, Hezbolá y no a la aprobación de la dirigencia política del país, con quienes este anticipadamente se reunió.

“Es decir, el mensaje fue más allá del tema de la libertad de movimiento de las FPNUL en su área de operaciones. El mensaje de Hezbolá es parte de la campaña que este libra contra ‘la participación internacional’ en el Líbano y especialmente contra los estadounidenses, a quienes dice están tratando de incitar a la resistencia para debilitarla en las próximas elecciones parlamentarias. Según Hezbolá, ellos hacen esto apoyando a las organizaciones de la sociedad civil a través de las cuales les entregan ayuda a los libaneses. El objetivo de Hezbolá es aclararle a estos elementos de que ‘nosotros como Hezbolá somos los que tomamos las decisiones’ sobre la libertad de movimiento en el área del sur del Líbano y lo que es más importante, la libertad de movimiento en todo el país está bajo nuestra total supervisión y control…

“El mensaje también va dirigido al ejército libanés, aunque no escoltó a la patrulla de las FPNUL que fue atacada en este incidente. El ejército ha comenzado a recibir ayuda mensual de las FPNUL en la forma de combustible, suministros médicos y alimentos para 27.000 soldados y oficiales, de acuerdo a la resolución del Consejo de Seguridad de la Naciones Unidas del mes de agosto del 2021, que renovó el mandato de las fuerzas internacionales por un año adicional. Mediante el incidente en Shaqra, los ‘residentes’ impidieron cualquier posibilidad de que el ejército tomara el tema de la ‘libertad de movimiento’ de las FPNUL demasiado a la ligera».[11]

El incidente en Shaqra (Fuente: Al-Akhbar, Líbano, 22 de diciembre, 2021)
El incidente en Shaqra (Fuente: Al-Akhbar, Líbano, 22 de diciembre, 2021)

Periodista libanés: La mayoría de los libaneses apoyan a las FPNUL y prefieren la paz ante la guerra al servicio de Irán y Siria

En su columna en Al-Sharq Al-Awsat, el periodista y analista político libanés Hazem Saghieh también acusó a Hezbolá de instigar los enfrentamientos con las FPNUL para demostrar que son ellos los que mandan al sur del Líbano. Este escribió que en el Líbano existen dos puntos de vista opuestos: uno es el punto de vista de la mayoría de los libaneses, que apoyan a las FPNUL y desean evitar conflictos y el otro es el punto de vista de Hezbolá, que desea mantener abierta la opción del conflicto con el fin de promover los intereses de Irán y Siria. Lo siguiente son extractos de su columna, tal como está apareció en la edición en inglés del diario:

«¿Estaríamos exagerando si dijéramos que las Fuerzas Provisionales de las Naciones Unidas en el Líbano (FPNUL) encabezan la larga lista de entidades a las que Hezbolá más odia?

«Retrasaremos la respuesta a esta pregunta para ofrecer un recordatorio de lo que sucedió hace unos días en la ciudad fronteriza de Shaqra al sur del Líbano: un enfrentamiento entre la ‘comunidad local’, es decir, aquellos partidarios de Hezbolá y las ‘fuerzas internacionales’ (finlandesas según una narrativa e irlandesa según otra).

“Aquí, nosotros pudiéramos ahogarnos en un sinfín de detalles minuciosos. Sin embargo, una cosa es imposible de creer; la afirmación de Hezbolá y de sus seguidores: las ‘fuerzas internacionales’ involucradas en ‘actividades dudosas’ y un vehículo blindado que ‘intencionalmente’ atropelló a dos jóvenes de la ‘comunidad local’.

«Al escuchar esta narrativa, uno se sorprende con la idea de que soldados internacionales, ya sean finlandeses o irlandeses, hayan acosado a los residentes de un pueblo seguro y pacífico en el sur del Líbano. Suena como algo que tal situación requiere de mucha imaginación cinematográfica.

«Como muchos otros, encontramos que lo más probable es que el secreto esté en otro lugar: este se basa primero en la visita del secretario general de las Naciones Unidas Antonio Guterres, a las ‘fuerzas internacionales’ en el área sur dos días antes del incidente y las críticas que este recibió como si estuviesen dirigías a Hezbolá, tal como su demanda a que se convierta en un partido político. A Guterres se le dijo, a través del incidente de Shaqra, que Hezbolá está a cargo en la zona sur más no lo están las Naciones Unidas. Segundo, este radica en la continua batalla sobre los poderes de las FPNUL, que le permiten desempeñar su papel. Esto requiere de libertad de circulación y el mandato de instalar cámaras para asegurar el cumplimiento de la Resolución 1701 de las Naciones Unidas. El propio Guterres también planteó la necesidad de respetar dichas facultades.

“En otras palabras y este es el factor fundamental: la tensión, con sus fundamentos políticos que van más allá de los detalles, es entre una facción que desea evitar cualquier conflicto armado, imposibilitarlo si es que puede y otra facción que desea mantener la opción de un conflicto abierto. De hecho, este último quiere que el conflicto sea más fácil de provocar: si es en interés de Teherán o Damasco, el Líbano será arrastrado a una lucha sin restricciones ni parámetros impuestos por las ‘fuerzas internacionales’…

“De esta forma, nos enfrentamos a una nueva ronda de aquella antigua batalla entre dos puntos de vista opuestos: uno que no desea que el Líbano sea arrastrado a guerras y otro que no desea nada más que eso para el país…

«Las ‘fuerzas internacionales’ impiden este proyecto. Estas no desean que el Líbano sea un país en guerra o que esté al borde de una guerra cada cierto tiempo. Ellos quieren mantener la paz en nuestro país, una paz protegida por una resolución de las Naciones Unidas. Lo último que tienen en mente es reclutar jóvenes de Irlanda y Finlandia para llevarlos al Líbano y atacar a los inocentes habitantes de Shaqra…

«Dado que vivimos en una época en que las hostilidades de las sectas entre sí mismas se está incrementando, no es difícil concebir que jóvenes de países lejanos extraños, que tienen colores diferentes a los nuestros y hablan idiomas diferentes, sean tratados de esta manera.

«Así es como se vuelve comprensible que las FPNUL encabecen la larga lista de entes que Hezbolá más odia. También se vuelve entendible, por la misma razón, que la gran mayoría de los libaneses, para quienes la vida significa más que el martirio y cuya seguridad en el país significa más para ellos que mejorar las condiciones militares de Irán, se aferran a las ‘fuerzas internacionales’»[12]

Patrulla de las FPNUL atacada en la aldea de Kawthariyat Al-Siyad hace un año (Fuente: Kataeb.org, 4 de diciembre, 2020)
Patrulla de las FPNUL atacada en la aldea de Kawthariyat Al-Siyad hace un año (Fuente: Kataeb.org, 4 de diciembre, 2020)

[1] Según informes de algunos lugareños, la patrulla se encontraba tomando fotografías a un área militar perteneciente a Hezbolá. Almodón.com, 22 de diciembre, 2021.

[2] Arabic.rt.com, 22 de diciembre, 2021.

[3] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 24 de diciembre, 2021.

[4] Al-Akhbar (Líbano), 23 de diciembre, 2021.

[5] Al-Akhbar (Líbano), 6 de enero, 2022.

[6] Al-Jumhouriyya (Líbano), 5 de enero, 2022.

[7] Al-Nahar (Líbano), 9 de enero, 2022.

[8] Arabi21.com, 23 de diciembre, 2021.

[9] Véase la serie de MEMRI Despacho Especial No. 6778 – Periodista libanés chiita anti-Hezbolá: Los recientes enfrentamientos entre los residentes del área del sur del Líbano y las fuerzas de la FPNUL son un mensaje de Irán dirigido a los Estados Unidos – 10 de febrero, 2017.

[10] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 24 de diciembre, 2021.

[11] Nidaalwatan.com, 24 de diciembre, 2021.

[12] Al-Sharq Al-Awsat (Londres), 26 de diciembre, 2021.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.