Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| martes julio 5, 2022

La estimulación eléctrica ayuda a controlar la eyaculación precoz

Un parche creado en Israel permite que aquellos que sufren el trastorno puedan prolongar el acto sexual. Es desechable y costará cerca de 15 dólares.


La estimulación eléctrica controla la eyaculación precoz. Foto: Damir Spanic/Unsplash

La eyaculación precoz es un problema para entre el 25 y el 40 por ciento de los hombres adultos y afecta a hasta 80 millones de hombres solo en EEUU y Europa. Y unos 15 millones buscan tratamientos todo el tiempo.

En la actualidad no hay una cura consistente o sencilla sino cremas recetadas y aerosoles que adormecen el área genital o antidepresivos que retrasan la eyaculación.

Sin embargo, ambos enfoques pueden conducir a una pérdida de sensibilidad, algo que no atraerá a todos. Así lo cree David Salton, director ejecutivo de Virility Medical, una startup de Hod HaSharon.

La compañía dice haber desarrollado la primera tecnología no farmacológica y “no adormecedora” para abordar este problema privado.

Se trata de un parche desechable de alta tecnología que se adhiere al perineo, la zona entre el escroto y el ano. La solución es flexible y se adapta al cuerpo del usuario.

Cuando se “enciende” (un juego de palabras intencionado), el parche da un estímulo eléctrico a los músculos de la zona, acción que inhibe las contracciones rítmicas que conducen al orgasmo.

Salton indicó que la investigación de la compañía muestra que un vPatch de Virility puede prolongar el tiempo para eyacular en un factor de tres y medio.

De acuerdo con los estudios que Virility hizo para saber cuánto estarían dispuestos a pagar los hombres, la empresa explicó que cada “sesión íntima” costaría al menos 15 dólares (unos 50 shekels).

En consecuencia, ese es también el precio propuesto de un único vPatch desechable. El producto se venderá en cajas de dos o cuatro parches.

Un pulsador activado

El vPatch se puede colocar en cualquier momento, incluso horas antes de la actividad sexual, por lo que no es necesario un descanso incómodo en medio de la acción.

El hombre que lleva el dispositivo (o su pareja) tiene que presionar un botón en el parche para activarlo.

El vPatch está destinado a ser discreto: es posible que la pareja de un hombre ni siquiera sepa que lo está usando.

“Cuando queremos aguantar y no llegar al pico, contraemos los músculos pélvicos. La mente controla todo el proceso, pero con manipulación externa podemos ayudar a contraer los músculos”, describió Salton con más detalles.

El dispositivo tiene dos intensidades: baja y alta. El paquete de dos tendrá uno de cada uno para que los usuarios puedan decidir qué funciona mejor para ellos.

¿La versión de mayor intensidad retrasa más la eyaculación? “No hay correlación con el tiempo. Es solo una cuestión de cuán cómodo es”, explicó Tal Gollan, que fundó la empresa y ahora es su jefe de tecnología.

La mayoría de los usuarios describen que el vPatch genera un ligero hormigueo o cosquilleo que incluso es agradable. No hay efectos secundarios -como con las cremas- que pueden causar dolor de cabeza, náuseas, disfunción eréctil y disminución de la libido.
Tampoco hay problemas de seguridad, razón por la cual el vPatch recibió las debidas aprobaciones de EEUU y la Unión Europea.

En enero, Virility tuvo presencia en la feria comercial CES 2022 en Las Vegas. “Recibimos visitantes interesantes de las grandes cadenas”, le contó Salton a ISRAEL21c en Español.

Estimulación nerviosa

Virility no es la inventora de un dispositivo médico que ofrece estimulación nerviosa eléctrica transcutánea (TENS).
Esta técnica se utiliza desde hace muchos años para proporcionar alivio temporal del dolor mediante el envío de pequeños impulsos eléctricos a áreas afectadas.

Esa técnica le dio una ventaja inicial a Virility ya que se demostró que la TENS es segura. Así, la compañía sí se convirtió en la primera en aplicar esto al tratamiento de la eyaculación precoz.

Luego de leer que un neurólogo turco que usaba bótox para inducir la parálisis muscular como medio para tratar la eyaculación precoz, a Gollan se le ocurrió la idea del vPatch.

“Pensé que podría hacerse de una manera mucho más sencilla que inyectar bótox. Ese músculo en particular está cerca de la superficie de la piel, por lo que puede estimularse de forma eléctrica. “Además, la eyaculación precoz es un problema que los hombres quieren tratar cuando sucede y no necesariamente con una solución presente las 24 horas”, le dijo Gollan a ISRAEL21c en Español.

De ese modo, el parece se parece más a un preservativo que al Viagra porque se usa cuando es necesario y luego se desecha.

Y al igual que un profiláctico, el vPatch está destinado a la venta en las farmacias.
Por ahora, en EEUU donde ya se comercializa, hace falta una prescripción médica.

Aún no se sabe qué ocurrirá en Israel, donde el producto debutará a fines de este año.

Salton afirmó que Virility planea venderles los parches a los consumidores de forma directa a través de su página web.

En ese sentido, el directivo indicó que parte de la estrategia de marketing es acercarse a las parejas y no solo a los hombres para poder mejorar el bienestar sexual de ambos sexos.

Efrat Riklin, directora de marketing de Virility. Foto cortesía de Virility Medical

“Planeamos una campaña masiva en las redes sociales, canales digitales, TV y radio”, contó Efrat Riklin, directora de marketing de Virility.

¿Se podrá comprar vPatches en un sex shop?
“No, el parche no es un juguete sexual. Es un dispositivo médico aprobado de acuerdo con normas internacionales que se probó de forma clínica. Tenemos la intención de comercializarlo a una audiencia muy grande y familiar”, dijo Riklin.

Disfunción eréctil

El sector de soluciones para la eyaculación precoz se acerca a los 3.000 millones de dólares al año y sigue en constante crecimiento.

Es por ello que Virility también analiza poner un pie el mercado de la disfunción eréctil. “Es el segundo trastorno sexual más común en los hombres. Muchas personas son tratadas con Viagra pero la mayoría lo usa para mejorar el rendimiento y no para tratar un trastorno real. Entonces creemos que debemos llegar al mercado recreativo”, expresó Gollan.

Un estudio realizado por Geocartography en China, EEUU, Reino Unido, Alemania e Israel reveló que el 72 por ciento de los encuestados indicó que el producto sería “relevante” para ellos”.

Es por ello que Virility ya trabaja en una versión reutilizable del producto con batería recargable. El nuevo parche -no estará listo hasta 2023- incluirá una aplicación conectada por Bluetooth que permitirá a los usuarios controlar la intensidad.

Salton, Riklin y Gollan saben que se meten en situaciones complicadas cuando alguien les pregunta a qué se dedican. “La gente siempre hace chistes pero, ¿quién no está familiarizado con este problema?”, dijo Gollan, que añadió que cada vez que hablan el tema con otras personas la curiosidad flota en el ambiente y, por investigar o por necesidad, a todos les gustaría probarlo.

 

 

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.