Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| domingo enero 29, 2023

Conoce a los robots que limpian paneles solares sin agua

Una solución permite producir energía renovable de manera más eficiente sin tener que utilizar otro preciado recurso natural.


Resolver desafíos ambientales puede parecer un juego de en el que tan pronto como se supera el problema principal, aparecen otros detrás.

Un ejemplo son los vehículos eléctricos: si bien funcionan con baterías y resuelven con éxito los grandes problemas ambientales asociados con los combustibles fósiles, la fabricación y eliminación de las baterías plantean diferentes cuestiones.

Los paneles solares fotovoltaicos (PV) para la generación de electricidad son otro ejemplo.

Según un estudio de la Universidad Camilo José Cela de España, aunque la energía solar renovable y libre de emisiones es una opción mucho mejor que los combustibles fósiles, la extracción, fusión y enfriamiento de materias primas para hacer los paneles dejan una huella de carbono.
Y al igual que las baterías de vehículos eléctricos, deshacerse de los paneles fotovoltaicos viejos aún no tiene una buena solución.

Yanir Allouche identificó otro problema con las granjas solares cuando era jefe de tecnología y vicepresidente de operaciones en Arava Power, un desarrollador fotovoltaico israelí líder: los paneles deben limpiarse con frecuencia para permanecer eficientes pero eso plantea el problema del desperdicio de agua.

Este es un gran enigma, especialmente en áreas áridas donde se encuentran muchas granjas solares (como la de Arava Power). Allí escasea el agua y hay más polvo para limpiar de los paneles.

En 2017 Allouche fundó Airtouch Solar para abordar la creciente demanda mundial de un robot de limpieza en seco para paneles solares.

Hoy, el ejecutivo es presidente y director de tecnología de la compañía, cuyos sistemas de limpieza robóticos autónomos y sin agua están aumentando la producción de energía solar hasta en un 30 por ciento para clientes en Israel e India.

“Nuestras soluciones ayudan a los productores de energía solar a cumplir con los objetivos ambientales de ahorro de agua y transferencia de más energía renovable”, le dijo Allouche a ISRAEL21c en Español.

El método de Airtouch Solar

Allouche explicó que la mayoría de los limpiadores de paneles fotovoltaicos robóticos usan un movimiento vertical de arriba hacia abajo en cada panel.

El ingrediente secreto de los robots de Airtouch Solar es un soplador de aire patentado que levanta y empuja el polvo horizontalmente a lo largo de conjuntos de paneles.
El polvo cae en los espacios entre cada grupo. Y le siguen de cerca toallas suaves que eliminan las partículas restantes.

“Cuando se limpia de izquierda a derecha, se disfruta de muchos beneficios. Es más rápido y consume menos energía pero se deja mucho polvo por el camino”, dijo Allouche.

Ahí es donde entra la acción de soplar.

Los limpiadores de paneles fotovoltaicos robóticos de Airtouch Solar eliminan el polvo en toda la matriz. Foto cortesía de Airtouch Solar

“El soplador elimina la mayor parte del polvo pesado en la dirección de la limpieza, por lo que las toallas solo necesitan terminar el trabajo. Esto nos permite usar microfibra muy suave en lugar de cepillos. La tela no solo limpia mejor, sino que también minimiza los microarañazos”, indicó.

Estos son causados ​​por el arrastre de partículas de arena ásperas por la superficie en el proceso de limpieza frecuente, y deterioran el revestimiento antirreflejante de los paneles, haciéndolos menos capaces de absorber los rayos solares.

¿Y cómo se limpia la propia microfibra?
Allouche explicó que un mecanismo sacude la tela durante cada ciclo de limpieza, un proceso ayudado por la acción del soplador de aire.

“Al limpiar la toalla durante cada ciclo, llega al panel con menos partículas”, indicó.

Cada robot desplegado está conectado al sistema IoT de la empresa para que el proceso pueda programarse y controlarse de forma remota para el cliente, lo que permite ajustes en tiempo real basados ​​en el clima pronosticado, la velocidad del viento y la lluvia.

Se hace sin tecnología innecesariamente complicada, como sensores.

“Nos hemos enfocado desde el primer día en la simplicidad y la protección del panel”, expresó Allouche.

Tal Laufer, director ejecutivo de Airtouch Solar. Foto: Sally Farage

Tal Laufer, el nuevo director de la compañía, agregó: “Escuchamos a los clientes y desarrollamos productos basados ​​en lo que quieren. Esta es la razón por la que Airtouch tiene tanto éxito”.

Alimentado por energía solar en un ciclo circular

Una importante ventaja ecológica del limpiador robótico Airtouch Solar es que se trata de un sistema autosuficiente, alimentado por los mismos paneles solares que limpia.

“Los robots tienen baterías recargables que se cargan durante su ‘modo de suspensión’ desde los paneles solares”, dijo Allouche, y explicó que, por lo general, los robots trabajan durante una hora cada día y “duermen” las otras 23.

Además, el efecto de soplado se logra mediante un mecanismo geométrico “que no requiere mucha energía ni tiempo de inactividad y funciona bien en un clima desértico”.

Los robots Airtouch están diseñados para funcionar durante la vida útil habitual de 25 años de los paneles solares.

Yanir Allouche, fundador, presidente y director de tecnología de Airtouch Solar. Foto: Shai Sahar

“Nos comprometemos a 25 años de un programa de mantenimiento completo”, dijo Allouche mientras explicaba que se trata de una solución integral en la que los clientes pagan una tarifa inicial por la instalación y una tarifa anual por el servicio y el mantenimiento.

Habitación para todos

Alrededor de 35 empleados trabajan en la sede de Beit Shemesh de Airtouch Solar, donde se encuentran la investigación y desarrollo y la fabricación.
Otros 35 trabajan en el sitio de servicio y producción de la compañía en India.

El diseño de Airtouch Solar es único, pero tiene competidores en China e Israel, sobre todo Ecoppia, con sede en Tel Aviv, un pionero de la industria que recientemente ganó un premio Environment + Energy por su robot de limpieza de paneles fotovoltaicos sin agua H4.

Sin embargo, Allouche y Laufer dijeron que hay oportunidades más que suficientes para todos. El mercado objetivo para las soluciones de limpieza robótica se estima en aproximadamente 11 mil millones de dólares.

La energía solar es una tecnología candente en estos días, mientras que el agua es un recurso cada vez más escaso.

Por ello, Airtouch Solar está empezando a mirar hacia nuevos mercados como EEUU.

“Israel y muchos países están recalculando su rumbo para adoptar fuentes de energía limpia, como las derivadas del sol, como parte de una transición creciente hacia estas fuentes. Nuestras soluciones ayudan a aliviar el temor de que la sequía y la crisis del agua retrasen la transición a fuentes de energía renovables. Estamos orgullosos de que la tecnología israelí esté ayudando al mundo a ser más limpio y menos contaminado”, cerró Laufer.

 

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.