Por Israel


Defendemos un ideal no a un gobierno
Síguenos en Facebook Twitter Twitter YouTube RSS Feed
| domingo abril 14, 2024

Entre Pesaj y la crisis en Israel, están los dos documentos centrales de la historia judía


Los Diez Mandamientos y la Declaratoria de la Independencia de Israel. Estos dos documentos son las claves de la historia judía. Solamente un pueblo libre podía comprometerse a un código de comportamiento moral como el que emana de los Diez Mandamientos que Dios entregó a Moisés en el monte Sinaí. Ese compromiso era posible únicamente al haber salido de la esclavitud en Egipto hacia la libertad. Y fue ese pueblo libre el que milenios más tarde, tras una denodada lucha de otra índole, por su libertad nacional  en su tierra ancestral, declaró su independencia. Lo hizo en un documento que recordó su historia pero también determinó los valores y principios que deberán regir su vida como nación soberana: la Declaratoria de la Independencia de Israel.

La combinación entre ambas puntas- los Diez Mandamientos y la Declaratoria de Independencia- la mencionó en una conferencia magistral, plena de sentimiento sionista y por ende de dolor y preocupación por la situación actual, el Profesor Uriel Reichman, Presidente de la universidad que lleva su nombre, que él fundó hace 30 años, conocida hasta hace poco como el Instituto Interdisciplinario de Hertzlia.

Durante casi 45 minutos, entrelazó la historia de su propia familia con la del país, no para darse protagonismo a si mismo sino para explicar cómo lo que acontece en Israel es la historia de su propia gente. Y es por eso que está preocupado al analizar la situación actual, no sólo por los planes del gobierno para el sistema judicial sino por una serie de proyectos de ley presentados que lejos están de respetar el principio de la igualdad tan clave en la Declaratoria de independencia.

Pero en eso ahondaremos por separado. En estas líneas quisiéramos combinar esa idea de los dos documentos centrales en la historia judía, con la festividad de Pesaj que está por comenzar.

Cuando nos sentemos alrededor de la mesa familiar a celebrar, recordaremos –cada uno con su estilo- la dimensión religiosa de Pesaj,  ya que según el relato de la fiesta plasmado en la Hagadá, fue Dios quien sacó al pueblo hebreo de Egipto “con la mano fuerte y el brazo extendido”.

Pero a nuestro criterio Pesaj tiene también una fuerte dimensión nacional. Fue la salida de Egipto la que paulatinamente consolidó la consciencia de un pueblo que lucha por su vida. Aunque hubo protestas en el desierto y según el relato bíblico Moisés tuvo que lidiar con no pocos desafíos al guiar al pueblo, tras la generación del desierto el pueblo se encaminó hacia un nuevo comienzo.

Nunca nos gustó el concepto de “pueblo elegido”. En realidad, fue el pueblo judío el que eligió a Dios , al optar marchar por un camino que impone limitaciones desde un punto de vista moral, expresado en los Diez Mandamientos.  Sólo de esa forma se podía vivir con libertad, sabiendo limitar el propio comportamiento para respetar normas morales .

Y no podemos olvidar, en medio de conceptos tan profundos como Dios y las Tablas de la Ley, el papel del ser humano.La grandeza del líder, Moisés, que dejó la comodidad en la que vivía para seguir el mandato que le dictaba su voz interna y que fue su motor al confirmar que era hijo del pueblo hebreo.

En momentos en que Israel vive momentos muy difíciles, cuando las familias estén reunidas alredesor de la mesa para celebrar Pesaj, cada uno tendrá que analizar en su fuero íntimo cómo actuar en medio de la crisis, cuál es su rol como ciudadano, qué puede hacer cada uno para frenar el deterioro e impedir el desgarre interno. Cada uno debe sentirse como si hubiera salido de Egipto, dice la Hagadá. Hace mucho que lo llevamos dentro nuestro casi como si lo hubiéramos vivido.

Lo que está viviendo ahora Israel, uno de los momentos más formadores de su historia como nación soberana, también debe acompañarnos por siempre. El desenlace aún no está claro. Pero la lucha por un Israel judío y democrático, que sepa -como siempre lo ha hecho- combinar el encare liberal con el respeto a su tradición milenaria, no puede cesar,

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.