Por Israel


Defendemos un ideal no a un gobierno
Síguenos en Facebook Twitter Twitter YouTube RSS Feed
| domingo junio 23, 2024

Los árabes, entre ellos los sauditas, evalúan los costos y beneficios de normalizar las relaciones con Israel


En el debate actual sobre las perspectivas e implicaciones de la posible normalización de las relaciones entre Arabia Saudita – una nación de gran importancia económica, regional y religiosa- y el Estado de Israel, los intelectuales árabes, incluidos los saudíes, han ofrecido diferentes perspectivas a medida que exploran los costos y beneficios potenciales de ese paso. Mientras que la oposición – compuesta principalmente por disidentes sauditas que residen fuera del país y figuras islamistas antigubernamentales – sostiene que tal medida podría allanar el camino para el derrocamiento de la dinastía gobernante Al-Saud, sus partidarios creen que, con una cuidadosa consideración, Arabia Saudita podría lograr múltiples beneficios y contribuir a la estabilización de una región altamente volátil resolviendo el conflicto palestino-israelí y fortaleciendo su capacidad militar y su economía.

Esta discusión ha cobrado impulso en los últimos tiempos, particularmente después de la visita de una delegación oficial israelí a Riad para asistir a las reuniones de la UNESCO. Los críticos del régimen saudita ven esto como un paso significativo hacia la normalización de las relaciones con Israel. En este informe, exploraremos los argumentos presentados por ambas partes, a favor o en contra de la normalización de las relaciones entre Arabia Saudita e Israel, así como los costos y beneficios potenciales discutidos como asociados con esa medida.

Quienes se oponen a la normalización de las relaciones con Israel a menudo basan su rechazo en la enemistad histórica entre musulmanes y judíos, considerando la normalización como una forma de traición religiosa y un desafío a la guía divina con respecto a la supuesta enemistad eterna entre judíos y musulmanes, como se afirma en el Corán y los dichos del profeta Mahoma.

Por ejemplo, el Dr. saudí Hanan Al-Utaybi, que tiene más de 34.000 seguidores en la plataforma X (anteriormente Twitter) minimizó cualquier posible beneficio económico, político y de otro tipo que Arabia Saudita podría obtener de la normalización de las relaciones con Israel. En una publicación del 13 de septiembre de 2023, instó a su audiencia a recordar la advertencia divina: «Nunca los judíos ni los cristianos estarán satisfechos contigo a menos que sigas su forma de religión (Corán 2:120)». [1]

Turki Shalhoub, un usuario de X con más de un millón de seguidores y uno de los más activos del hashtag #Saudis_Will_Not_Normalize, argumentó en una publicación realizada el 12 de septiembre de 2023: «La entrada a la Península Arábiga por parte de no creyentes está prohibida… Así que, ¿qué pasa con aquellos que quieren la normalización con quienes ocupan la primera de las dos Qiblas, el Viaje Nocturno del Profeta, y derraman la sangre de los musulmanes y de los inocentes?»[2]

Si bien no hay indicios fiables de que Arabia Saudita vaya a normalizar las relaciones con Israel en un futuro próximo, los disidentes saudíes y los críticos del gobierno saudita creen que el gobierno del reino, encabezado por el príncipe heredero Muhammad bin Salman (MBS), ha estado trabajando diligentemente para lograr ese objetivo, refiriéndose a sus políticas y medidas internas como pasos en la dirección de la normalización.

La disidente saudita radicada en el Reino Unido, Alya Al-Hwaiti, quien tiene más de 90 mil seguidores en X, afirmó en una publicación difundida el 13 de septiembre de 2023 que se esperaba la normalización entre Arabia Saudita e Israel desde 2018. Al-Hwaiti señaló eventos como la compra por parte de Arabia Saudita del software espía israelí Pegasus en 2017 y la imposición de un bloqueo a Qatar en junio de 2017 son factores que contribuyen a esta expectativa. Según ella, incluso el encarcelamiento de destacados clérigos y predicadores radicales tenía como objetivo silenciarlos e impedirles oponerse a la normalización con Israel. Tras acusar a la Casa de Al-Saud de ocultar sus raíces judías (una acusación pregonada como un insulto por los oponentes de los saudíes, incluso por el régimen de Irán) [3], Al-Hwaiti expresó su certeza de que la Casa de Saud será derrocada tan pronto como declaren la normalización. También hizo un llamado al pueblo de Arabia Saudita a «recibir las buenas nuevas, prepararse y afilar sus espadas». [4]

La amenaza de Al-Hwaiti fue reiterada por un usuario palestino de X que se identifica como «Alam Malaki» y expresa orgullo de haber participado en la primera Intifada. El 13 de septiembre de 2023 Malaki escribió, bajo el hashtag #Saudis_Will_Not_Normalize: «He dicho repetida e insistentemente que el trono saudí será el costo de la normalización con la supuesta entidad. Sí, su bisabuelo, Aziz, pudo negociar en 1911 con Sykes y Picot para establecer el Reino de Sangre con Abdul Wahhab a cambio de Palestina. Pero usted, MBS, no podrá ascender al trono saudí a expensas de los palestinos en 2023.»[5]

Otro argumento presentado por los críticos de la normalización es que Israel y los sionistas se beneficiarían más, como resultado de normalizar las relaciones con un país de importancia significativa en el mundo musulmán. El 13 de septiembre de 2023, el usuario de X Oum Al-Hanouf escribió: «La normalización que nuestro gobierno busca beneficiará únicamente a Israel. El estado que estuvo aislado durante ocho décadas revivirá a través de la normalización con el país islámico más importante. En resumen, el gobierno proporcionará un servicio muy significativo a los sionistas.» [6]

Otros críticos de la normalización se burlaron de los académicos sauditas que enfatizan que el islam permite a los gobernantes musulmanes decidir si se reconcilian con gobiernos no musulmanes o no, y que el propio profeta Mahoma se reconcilió con los no creyentes. El 13 de septiembre de 2023 la usuaria de X Nourah Al-Harbi, quien tiene más de 53 mil seguidores, compartió un video en el que aparece un clérigo saudita diciendo que el islam otorga a los gobernantes musulmanes el derecho a decidir sobre asuntos de relaciones internacionales para asegurar el mejor interés de la nación. Burlándose del clérigo, ella lo describió como «el jeque de la normalización» y preguntó: «¿Nos ordena la Sharía de Alá establecer relaciones con el ocupante agresor?»[7]

Por otro lado, algunos partidarios de la normalización elogian al príncipe heredero MBS, diciendo que desde que llegó al poder ha insistido en la existencia de un Estado palestino con Jerusalén como capital, y que su país tiene la intención de adquirir un arma nuclear, poniendo así fin a 70 años de explotación de la cuestión palestina. El 13 de septiembre de 2023 el analista político saudita Al-Aned Al-Harte escribió, bajo el hashtag #Saudis_Will_Not_Normalize: «El pueblo saudita debería enorgullecerse del hecho de que el príncipe heredero, durante sus ocho años en el poder, ha podido afirmar en el escenario mundial la existencia de un Estado palestino con su capital en Jerusalén. Su país ahora posee armas nucleares, poniendo así fin a setenta años de especulación con la causa palestina. Por eso hay una feroz campaña contra él.» [8]

Al evaluar el potencial de un acuerdo saudita-israelí, el autor egipcio Mamoun Fandy enfatizó en una publicación difundida en X el 14 de septiembre de 2023, que para que se lleve a cabo cualquier acuerdo entre los dos países, Israel debe hacer concesiones. Enumeró tres razones para esto: Arabia Saudita es un estado más grande y geopolíticamente más importante que Israel; no hay nada que Israel pueda añadir a Arabia Saudita, y la solución de dos Estados es un objetivo estratégico para el rey y el príncipe heredero que no puede abandonarse. Además, dijo: «No importa cuán inteligente pueda ser Netanyahu, la nueva generación en el reino no se deja influenciar fácilmente por palabras vacías. Entienden que lo que Israel solía ofrecer era acceso a Washington, pero hoy es Washington quien está llamando a la puerta de Arabia Saudita.»[9]

En un artículo titulado «Sobre la cuestión de la normalización», publicado en la revista saudí Majalla.com el 7 de septiembre de 2023, el escritor e investigador saudita Dr. Hesham Al-Ghannam declaró que se dice el «Gran Acuerdo» entre Arabia Saudita e Israel, de acuerdo con filtraciones de los principales medios de comunicación, para incluir «garantías de seguridad similares a las de la OTAN para Arabia Saudita, otorgando a los saudíes acceso a sofisticados sistemas de defensa estadounidenses y facilitando el establecimiento de una planta nuclear pacífica capaz de enriquecer uranio dentro del reino». Las filtraciones sugieren que Estados Unidos está solicitando a Arabia Saudita que normalice sus relaciones con Israel, se abstenga de avanzar en sus relaciones con China y Rusia y ponga fin a su participación en el conflicto de Yemen».

Al-Ghannam luego argumentó que, al negociar este acuerdo, Estados Unidos busca «restringir la creciente influencia de China y, en menor medida, de Rusia dentro de la región del Golfo». En su evaluación, «la principal ventaja para el Reino reside en el potencial acuerdo de defensa similar a la OTAN con EE.UU. Sin embargo, esta ganancia podría producirse a expensas de tensar sus relaciones económicas con otras grandes potencias, comprometiendo potencialmente su seguridad a largo plazo».

Al concluir su artículo, Al-Ghannam afirmó que “el camino hacia la normalización entre Arabia Saudita e Israel está plagado de complejidades. Arabia Saudita sopesará meticulosamente las ganancias potenciales en contra de sus propios intereses mientras considera cómo acomodar la solicitud estadounidense de normalizar las relaciones con Israel. Con la dinámica regional y los principios internacionales en juego, adoptará un enfoque cauteloso y matizado ante esta cuestión.»[10]

El 14 de septiembre de 2023 Majalla.com publicó otro artículo sobre el mismo tema, titulado «Los costos y beneficios de la normalización saudí-israelí». Dicho artículo fue escrito por Bilal Saab, investigador principal y director del Programa de Defensa y Seguridad en el Instituto de Medio Oriente. En él, Saab destacó las razones por las que Arabia Saudita insiste en que el establecimiento de un Estado palestino, «o al menos un proceso efectivo para crearlo», debería ser parte de un acuerdo con Israel.

El investigador escribió: «El príncipe heredero reconoce que, si Arabia Saudita normaliza sus relaciones con Israel, su reciente acuerdo diplomático con Irán – que ha mantenido la calma entre los dos archirrivales – podría estar en peligro. De hecho, en el momento en que los líderes saudíes acepten oficialmente a Israel, es casi seguro que Irán creará problemas para Arabia Saudita. Por lo tanto, cuando los funcionarios saudíes insisten en que la normalización con Israel no se producirá a menos que exista un Estado palestino o al menos un proceso eficaz para crearlo, no están siendo poco sinceros ni están hablando de la boca para afuera sobre el asunto.»

Además, Saab enfatizó que «Arabia Saudita no puede permitirse un acuerdo de normalización con Israel similar al de los Emiratos Árabes Unidos y Bahréin, que simplemente suspende o congela la anexión israelí de los asentamientos judíos y el Valle del Jordán en Cisjordania. Se requiere algo más significativo. Si que seamos amigos de Washington es malo desde la perspectiva de Irán, aceptar a Israel es mucho peor. Irán no sólo no reconoce a Israel y a menudo expresa su deseo de borrar al Estado judío del mapa, sino que las dos naciones han estado enfrentadas en una guerra en las sombras en los últimos siete años.»[11]

[1] Twitter.com/Dr_Utaybi/status/1701980122725962236, 13 de septiembre de 2023.

[2] Twitter.com/TurkiShalhoub/status/1701712790577434934, 12 de septiembre de 2023.

[3] https://www.memri.org/tv/irgc-navy-general-tangrisi-saudis-are-actually-jews

[4] Twitter.com/Alya_Alhwaiti/status/1701876195896242299, 13 de septiembre de 2023.

[5] Twitter.com/bbc6622/status/1701937914345590822, 13 de septiembre de 2023.

[6] Twitter.com/paintapduallh/status/1701961050122297586, 13 de septiembre de 2023.

[7] Twitter.com/n_alharbi112/status/1701897531242823862, 13 de septiembre de 2023.

[8] Twitter.com/alanedalharte/status/1701822578623430710, 13 de septiembre de 2023.

[9] Twitter.com/mamoun1234/status/1702391216866828346, 14 de septiembre de 2023.

[10] En.majalla.com/node/299141/politics/normalisation-question, 7 de septiembre de 2023.

[11] En.majalla.com/node/299621/politics/costs-and-benefits-saudi-israeli-normalisation, 14 de septiembre de 2023.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.