Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| sábado octubre 12, 2019
donativo

Las baterías de litio atraviesan duras pruebas en Israel

La compañía israelí Epsilor - Electric Fuel desarrolló unas baterías con iones de litio con fines militares que serán usadas en 10 países diferentes.


Los tanques israelíes Merkava Mark IV han completado 3.000 kilómetros de pruebas de campo con baterías de iones de litio 6T desarrolladas por la compañía local Epsilor-Electric Fuel. El logro se produce dentro de los planes proyectados por Israel para futuros vehículos blindados y su funcionamiento a través de propulsión híbrida, conocido como programa Carmel.
La compañía ahora puede dilucidar que la aplicación de la batería se expande a plataformas de servicio pesado, como vehículos blindados de combate, según Felix Frisch, vicepresidente de marketing y ventas de Epsilor.
Las baterías de iones de litio son más livianas y proporcionan más energía que otros medios de combustible. Pueden operar 10 veces el número de ciclos de una batería normal y beneficia a robots y vehículos terrestres no tripulados, los cuales requieren de baterías livianas.

El tanque israelí Merkava Mark IV

El tanque israelí Merkava Mark IV
(AFP)
Y aunque el obstáculo para integrar esta tecnología ha sido tradicionalmente el costo y la seguridad, eso está cambiando. El precio de las baterías ha disminuido en los últimos años, de alrededor de US$ 1.000 por kilovatio hora a US$ 200. Su mayor uso en el mercado comercial en manos de importantes compañías, como el fabricante de automóviles eléctricos Tesla, está impulsando la reducción de costos y la innovación en el sector.
«Hemos aprendido mucho de la larga serie de pruebas y ahora estamos presentando un producto maduro, apto para la integración en serie en grandes flotas de vehículos», sostuvo Frisch. «Presentamos una familia de baterías 6T, basadas en dos químicos complementarios: NCA de litio con su densidad de energía extremadamente alta y fosfato de litio y hierro, con un ciclo de vida más largo y una seguridad mejorada».
Las nuevas baterías de litio permiten el crecimiento de la energía a bordo de vehículos blindados en hasta un 300%, lo que les otorga mayor flexibilidad para realizar misiones de «vigilancia silenciosa» hasta durante 16 horas. Esto puede transformar la capacidad de los vehículos para manejar más tecnología a bordo, como sistemas de aire acondicionado, tecnología C4I, sistemas de protección activa como «Trofeo» y electro-óptica. Dichos dispositivos y el aumento en el uso de vehículos no tripulados requieren baterías más livianas que duren más y puedan permitir que los vehículos realicen una cantidad mas grande de tareas.

El tanque israelí Merkava Mark IV

El tanque israelí Merkava Mark IV
(AFP)
Milicias de alta tecnología como Dinamarca han sido los primeros en adoptar esta tecnología. Las baterías de iones de litio también brindan valor agregado a los países que buscan tecnología ecológica. Algunos miembros de la OTAN en particular están buscando energía más eficiente y sostenible, según una declaración de 2018 de la alianza. Epsilor recibió un nuevo presupuesto del Ministerio de Defensa para una línea de producción y ha asegurado a 10 clientes en todo el mundo, incluido Israel. Seis de los 10 son miembros de la OTAN, según informó la compañía.
Equipado con las baterías Epsilor 6T, el Merkava operaba en bases de entrenamiento en los Altos del Golán y el desierto de Negev. A pesar de la diversidad del terreno y el calor, las baterías no sufrieron problemas. Epsilor también realizó pruebas con clientes en climas más fríos, según la compañía. «Ahora presentamos un producto más maduro que está listo para la adquisición en serie», agregó Frisch.
Las baterías de iones de litio están actualmente en funcionamiento en Israel en vehículos aéreos no tripulados y sistemas submarinos. El concepto de propulsión híbrida puede permitir que un vehículo blindado se despliegue durante días sin reabastecimiento. “Como el reemplazo directo de las baterías existentes en las flotas de vehículos heredados, la integración de la batería ELI-52526 es sencilla y directa. No hay necesidad de modificar nada en el vehículo. Se instala una batería y la misión continúa normalmente», mencionó Ronen Badichi, presidente de Epsilor.
El Ejército de los EE. UU. también ha buscado mejorar la tecnología de baterías para mejorar la movilidad y la letalidad «al mismo tiempo que reduce los requisitos logísticos». Por su parte, Corea del Sur desarrolló baterías de iones de litio para su uso en submarinos de ataque de próxima generación, mientras que el productor de iones de litio Saft ha colocado este tipo de batería en torpedos.
Adaptado por Alejo Sanzo
 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.