Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| martes febrero 25, 2020
donativo

La Ingeniera Química Israelí Que Inventó El «Plástico» Que Se Disuelve En Agua


Cada vez más, gobiernos y organizaciones sociales en todo el mundo reconocen el problema y refuerzan el mensaje: el uso indiscriminado de plásticos está provocando una gran contaminación del planeta con desechos que no se degradan y permanecen en la superficie de la Tierra por cientos de años.

En Israel, una ingeniera química que trabajaba en una fábrica de plásticos se lanzó a la aventura de su propia startup y diseñó un elemento que parecía increíble, un material que cumple las mismas funciones del plástico, no es plástico y, lo mejor de todo, se disuelve en agua.

Sharon Barak es la fundadora y CEO de Solutum, creada en el 2017, y acaba de ganar el tercer certamen anual de la Coller School of Management de la Universidad de Tel Aviv. Su empresa recibió 100.000 dólares del patrocinador de la escuela de administración, Jeremy Coller, jefe de inversiones de Coller Capital, que tiene su base en Londres.

El producto que desarrollado en Solutum «no es plástico, pero se ve y se siente como si lo fuera», contó la ingeniera durante una entrevista en video en YouTube con el presentador arabe israelí Nuseir Yassin, más conocido como Nas Daily.

«Cuando se coloca en agua, nuestro producto se disuelve en apenas minutos«, mostró la ingeniera en el video. Incluso aseguró que el agua donde se disolvió el sucedáneo del plástico se puede beber, sin riesgos.

«Es biodegradable por naturaleza, a diferencia del plástico» que puede tardar siglos en disolverse, añadió.

Aunque no reveló la «fórmula secreta» de su producto, Barak aseguró que el producto de su startup sirve para envoltorios de alimentos, para bolsas y para producir botellas. Incluso puede fabricarse utilizando las maquinarias diseñadas para producir plástico, lo que representa una gran ventaja para los empresarios del sector.

«Realmente tiene el potencial de resolver el problema» de la contaminación con plástico «y hacer el mundo mejor y más limpio», afirmó Barak.

Sharon Barak, la fundadora de Solutum (Imagen: YouTube/Nas Daily Global)

   Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada minuto se venden un millón de botellas de plástico en todo el mundo, y cada año se tiran ocho millones de toneladas de plásticos en los océanos.

Además, se estima que al menos la mitad del plástico que se usa en todo el mundo es desechable o para un solo uso, como las botellitas de agua o los platos y cubiertos descartables.

Siempre según la OMS, cada año se usan en el planeta 500.000 millones de bolsas plásticas, de las que no se biodegradan.

La empresa de Barak fue incluida recientemente en el listado del periódico económico Calcalist de las principales empresas locales enfocadas en combatir la contaminación con plástico, junto a grandes nombres como SodaStream y otras startups como Incredibowl, que produce pequeños vasos y recipientes para alimentos, que se pueden también comer.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.