Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| viernes mayo 20, 2022

Hardtalk de la BBC ofrece plataforma para historias inventadas de Saeb Erekat, 2da. parte


bbc-Saeb-Erekat

En la primera parte de esta publicación vimos la primera parte de una entrevista con Saeb Erekat en el programa ‘Hardtalk’  de la BBC que se transmitió el 18 de febrero. Erekat HT

El resto de la entrevista comienza con el conductor Stephen Sackur desafiando a Erekat sobre el tema del ‘derecho de retorno’.

«…hay mensajes contradictorios aquí porque no hace mucho tiempo – hace tan sólo unas semanas – su presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, le decía a una delegación de jóvenes israelíes – y cito sus palabras – que no ahogaría a Israel con millones de refugiados palestinos para cambiar la naturaleza de Israel. Si él está dispuesto a decirlo, entonces seguramente no falta mucho para darles a los israelíes lo que quieren; reconocer a la nación como del pueblo judío y entonces pasar a los temas que realmente están en el meollo del conflicto, incluyendo fronteras, seguridad, asentamientos y Jerusalén».

Desafortunadamente, Sackur no parece apreciar que incluso si la declaración citada por Abbas fuera sincera (y hay, por supuesto amplia evidencia de la práctica de la AP de distribuir mensajes diferentes en inglés y en árabe), hay pocas señales de que sea representativo del enfoque adoptado por la sociedad palestina en general. Habiendo acusado a Sackur de «repetir exactamente lo que dice el Primer Ministro Netanyahu», Erekat continúa diciendo:

«Ahora permítame aclarar lo que Abu Mazen [Mahmoud Abbas] dijo sobre los refugiados. Ningún refugiado me encargó negociar en su nombre. En el derecho internacional, el palestino británico que vive en Gran Bretaña y tiene ciudadanía británica, hará su elección. Abu Mazen dijo que esa es decisión de todos y cada uno de los refugiados. Ellos tienen… nosotros tenemos que establecer un mecanismo internacional y en ese mecanismo internacional, EE.UU., Europa, los árabes, la ONU, los países de acogida, Israel, Palestina se dirigirán a los refugiados y les darán las opciones de si tienen derecho a venir a Palestina con compensación – compensación voluntaria de Israel – o permanecer donde están. Y así es como se termina el conflicto y así es como se terminan las reivindicaciones. Pero si los israelíes quieren que venga y por medio de Hardtalk diga doy esto, no doy esto, doy esto – ¿qué queda para la negociación?

Y hoy digo con orgullo que mi presidente dice que reconoce el derecho del Estado de Israel a existir en el 67. ¿Puede decirme si hay un solo ministro israelí en el gabinete – incluyendo su primer ministro – que haya dicho que está dispuesto a reconocer el Estado de Palestina en el 67? ¿Está dispuesto a reconocer a Jerusalén Oriental como capital? Y deberían mantenerse erguidos y disculparse por el sufrimiento de los refugiados palestinos. Los hicieron sufrir y deberían llegar a ellos y sí, un mecanismo internacional debe establecerse para darles la opción».

Evitando informar al público sobre las políticas de la Liga Árabe que deliberadamente han mantenido a los descendientes de los refugiados en ese estatus por generaciones o cualquier mención de los refugiados judíos de los países árabes, Sackur tampoco aclara el punto muy importante que está señalando Erekat: que los negociadores de la OLP en realidad no consideran que tienen un mandato para negociar sobre el tema vital de los refugiados. En cambio, le pregunta a Erekat sobre el tema del intercambio de tierras, mientras que él mismo promueve la noción errónea de una «frontera del 67».

 

«Si se me permite decirlo, su repetición de la línea 67 como principio fundamental es bien conocida, pero también es bien sabido, ¿no es cierto?, que los estadounidenses han tenido una visión, durante esta negociación de Kerry, de que tendrá que haber modificaciones en la frontera del 67 y que, según filtraciones en la prensa estadounidense, los estadounidenses creen que se puede dibujar una línea e implementar intercambios de tierras que dejarán al 75 a 80 por ciento de los colonos judíos permaneciendo en sus hogares en los territorios ocupados, como parte del acuerdo de paz. ¿Está diciendo que es fundamentalmente imposible? «Hardtalk Erekat WS

Erekat responde:

«Mire, si ustedes piensan acerca de estados-nación intercambiando territorios con su consentimiento, eso sucedió entre muchos países que conoce – Perú/Ecuador, EE.UU./México, EE.UU./Canadá, Jordania/Iraq, Jordania/Arabia Saudita. Sucedió en África, en muchos casos. Ahora: ¿puedo ver el mapa del Estado de Israel? ¿Puede alguien en Israel… puede John Kerry venir a mí y decirme que este es el… estos son los límites de Israel 67 y queremos que hagan intercambios de tierra de acuerdo con este mapa? ¿Qué intercambios? ¿Usted habla – sin yo saberlo – cuales definen las fronteras de Israel? Ni siquiera tienen – son la única nación en la tierra que no tiene fronteras reconocidas. Todavía no tienen fronteras. No definieron sus fronteras. Así que en el momento en que reconozcan sus fronteras, en el momento en que me reconozcan como un estado palestino soberano, estoy dispuesto a involucrarme en el concepto de intercambio de tierras. Pero, ¿cómo puedo hacer esto ahora, antes de que pongan un mapa de sus fronteras sobre la mesa y su mapa? No han hecho esto. No han estado dispuestos a decir 67…»

Sackur: «Lo que han hecho… Le voy a decir lo que han hecho y esto – si se me permite…»

Erekat: «Tienen… 10.500 unidades de vivienda. Han agregado 10.500 unidades de vivienda en los asentamientos existentes…”

Sackur: «Sí lo han hecho».

Erekat: «…el estado palestino supuesto a existir – que es cuatro veces el crecimiento natural de Nueva York – en los últimos cuatro meses, ¿y usted me está diciendo que este es el comportamiento de un gobierno que quiere llegar a la solución de dos estados?»

Sackur: «Sí. Todo israelí y toda organización internacional de seguimiento que observa la actividad de los asentamientos judíos, dice que la construcción continúa a buen ritmo. Nadie discute eso».

En otras palabras, Sackur de la BBC le da ‘autoridad’ a la afirmación de Erekat que se han «añadido» 10.500 unidades de vivienda – que la mayoría de los oyentes o televidentes considerarán que han sido construidas en los últimos cuatro meses. No hace ningún intento de aclarar a la audiencia que los números de Erekat en realidad se refieren a las ofertas y anuncios de construcción – como se puede ver en un documento elaborado por el Negotiations Affairs Department de la OLP que encabeza Erekat.

De hecho, las estadísticas para todo 2013 – no sólo desde finales de julio, cuando las conversaciones se reanudaron – muestran un total de 10.304 edificios iniciados en la totalidad de Israel, 865 de los cuales están en Judea y Samaria, y 1.323 en toda la ciudad de Jerusalén. Las estadísticas de construcción finalizada en 2013 muestran 9.477 completas en todo el país, de ellas 251 estaban ubicadas en Judea y Samaria y 678 en el conjunto de la ciudad de Jerusalén. Claramente, tanto Sackur como Erekat están citando estadísticas inexactas y, por tanto, engañando deliberadamente a la audiencia de la BBC sobre este tema.

Después Sackur desafía a Erekat sobre los aspectos prácticos de la demanda de Jerusalén Oriental como capital de un estado palestino.

«He estado visitando su parte del mundo durante la mayor parte de un cuarto de siglo – casi tanto tiempo como usted ha sido un negociador. He visto los hechos sobre el terreno cambiando a lo largo de los años. Jerusalén Oriental, por ejemplo, es ahora – la Jerusalén Oriental árabe de la que hablamos – está rodeada por una vasta cadena de viviendas judías desde – ¿qué es? – Pisgat Zeev, en el norte, rodea a la derecha a través de Ma’ale Adumim hasta Gilo y Har Homa en el sur. Quiero decir que es la realidad y cuando usted habla de Jerusalén Oriental como la futura capital de Palestina, usted sabe tan bien como yo que Jerusalén Oriental está ahora fundamentalmente desconectada de la Margen Occidental. ¿No es tiempo de que usted lidie con realidades en lugar de sueños?

Erekat responde:

«No, en realidad no estoy soñando. Le voy a decir algo muy francamente, Stephen. Sin Jerusalén Oriental como capital de Palestina no tiene sentido tener un estado palestino. Y quiero que cualquier israelí me mire a los ojos y camine conmigo por mi ciudad de Jericó en el río Jordán hasta Tel Aviv en el Mediterráneo en el año 2019. ¿Qué es lo que ven en esta tierra? ¿Los cristianos y musulmanes palestinos van a convertirse para ser israelíes? ¿O los judíos van a convertirse al cristianismo y al Islam y ser palestinos? Esto no sucederá. Esta política de hechos consumados de asentamientos. Por mucho que desmantelen en el Sinaí y en Gaza, éstos son el principal obstáculo para la paz y hemos estado diciendo que tienen que elegir – asentamientos o paz – pero no pueden tener ambas cosas y es por eso que estamos llegando a esta difícil situación y es por eso que Netanyahu insiste en destruir y socavar los esfuerzos de Kerry continuando con las actividades de asentamiento en Pisgat Ze’ev, Neve Ya’akov, Ma’ale Adumim y en la Margen Occidental y en todas partes».

Sin cuestionar las extrañas declaraciones de ‘conversión’ de Erekat y sin desafiar la quimera de Erekat de ‘asentamientos‘ – incluyendo Neve Ya’akov que fue establecida en 1924 en tierras de propiedad judía – como el principal obstáculo para un acuerdo, Sackur pasa a pedirle a su entrevistado que nombre «una significativa concesión fundamental» hecha por el equipo negociador palestino.

Como era de esperar, dado que él mismo utiliza el término inexacto, Sackur no corrige la referencia a «las fronteras de 1967», cuando Erekat responde:

«Hemos reconocido el derecho del Estado de Israel a existir en las fronteras de 1967. Eso es el 78% del Mandato Británico y de la Palestina histórica. Y hemos aceptado establecer nuestro estado palestino en las líneas de 1967. Eso es el 22% de la tierra. Ese es el número uno. Número dos: hemos aceptado considerar – una vez que Israel defina sus fronteras de 67 y acepte el Estado de Palestina en el 67 – considerar la idea de intercambiar tierras. Número tres: hemos aceptado ser un país con armamento limitado e invitado a una tercera parte a estar en el Estado de Palestina – de Estados Unidos, de Europa, de la ONU, de todas partes – y venir y asegurarse de que cumplamos con el acuerdo. Hemos aceptado, ya sabe, tener a Jerusalén Oriental como capital de Palestina, Jerusalén Occidental capital de Israel, pero dije entonces que podemos tener una ciudad abierta para la paz, donde cristianos, musulmanes y judíos puedan ir a sus lugares de culto y orar sin ningún impedimento, sin que nadie se los impida como se lo hacen a los cristianos y a los musulmanes hoy en día… para venir a Jerusalén y orar…”

Sackur no hace absolutamente ningún intento de desafiar a Erekat en relación a su descaradamente falsa descripción de la situación de libertad de culto en Jerusalén en la actualidad y tampoco plantea la cuestión de la falta de acceso satisfactorio – en violación de los Acuerdos de Oslo – a los lugares sagrados judíos bajo control de la AP. En cambio, continúa pidiéndole a Erekat que confirme el acuerdo de la AP para ubicar algún tipo de fuerza internacional en el valle del Jordán, lo que Erekat hace, pero con la advertencia de que «esta fuerza no será una fuerza combatiente».

Haciendo caso omiso de la cuestión de los precedentes existentes de múltiples fracasos de las fuerzas internacionales de ‘mantenimiento de la paz’ para mantener efectivamente la paz en la región, Sackur sigue desafiando los aspectos prácticos de esa idea señalando, con razón, que no hay ninguna posibilidad de que sea aceptada por Hamas y otras facciones palestinas que rechazan todo.

El siguiente tema planteado por Sackur es acerca de qué sucederá si las conversaciones actuales fracasan.

«…Abordemos la pregunta constante cuando se habla de negociaciones: ¿quién realmente tiene las cartas? ¿Quién tiene el poder? ¿No es verdad que, si bien ustedes hablan de su opción de plan B, que es, dicen ustedes, volver a la ONU, fortalecer allí el caso palestino, ir quizá a la Corte Penal Internacional – el hecho es que no tienen las cartas, no tienen el poder, porque si estas conversaciones colapsan la economía palestina colapsará y usted mismo ha dicho que la propia Autoridad Palestina también podría colapsar?”

Con respecto a la viabilidad de la AP de «ir tal vez a la Corte Penal Internacional», vale la pena leer el trabajo del profesor Eugene Kontorovich de 2013 sobre el tema.

La respuesta de Erekat consiste principalmente en un nuevo intento de persuadir a los espectadores de que el éxito – o el fracaso – de las conversaciones en curso dependen enteramente del primer ministro de Israel.

«Bueno, yo dije lo siguiente, Stephen – y por favor emplee sus habilidades auditivas. Número uno: si Netanyahu frustra los intentos de Kerry, sí – vamos a firmar todos los instrumentos de adhesión a los protocolos y convenciones de las agencias de la ONU, incluso el Estatuto de Roma y la CPI, y aquellos que están preocupados por las cortes y tribunales internacionales deben dejar de cometer crímenes. Número dos: Creo que la AP no puede sostenerse en la forma actual, de modo que Netanyahu será la potencia ocupante desde el río Jordán hasta el Mediterráneo, y cuando digo que el fracaso no es una opción, puedo estar exagerando porque el fracaso es una opción, pero estoy diciendo que el fracaso no es una opción debido a los escenarios de pesadilla el día después. Espero y rezo para que Netanyahu y ​​su gobierno estén a la altura de las circunstancias y reconozcan inmediatamente al Estado de Palestina en las fronteras de 1967. Espero que Netanyahu y ​​su gobierno definan sus fronteras de 67 y trabajen con Kerry con el fin de lograr un final exitoso a sus esfuerzos, una solución de dos estados – el Estado de Palestina viviendo lado a lado con el Estado de Israel en las fronteras de 1967, y una solución para todos los temas de los que estamos hablando es factible y podemos hacerlo. Pero si Netanyahu elige el camino de los continuos dictados y asentamientos, incursiones y asedios y cierres, está condenado, estamos condenados y la región está condenada al fracaso».

Para terminar la entrevista, Sackur le pide a Erekat sus reflexiones personales sobre dos décadas de negociaciones, pero evita especialmente sacar el tema de la decisión de la AP de echar por tierra el proceso de paz instigando la segunda Intifada.

«Al final, entonces, una reflexión personal. En toda esta entrevista usted ha sido profundamente negativo sobre Netanyahu y su posición negociadora. Me pregunto – si usted es honesto consigo mismo y nos fijamos en lo que usted personalmente ha logrado como negociador de paz durante más de 20 años, ¿siente que ha sido tomado por tonto? ¿Usted ha sido engañado en un proceso que en 20 años parece, francamente, no haber logrado nada, de acuerdo con sus propios términos, y que – durante el cual – los hechos sobre el terreno han trabajado contra el pueblo palestino? ¿Se arrepiente del proceso en el que ha jugado un papel tan importante?»

El evitar cualquier mención de los Acuerdos de Oslo le permite a Erekat engañar aún más a la audiencia de la BBC borrando el hecho de que su «ciudad natal» fue ocupada por Jordania incluso antes de que naciera Erekat, y omitiendo cualquier mención del hecho que Jericó ha estado bajo el control de la Autoridad Palestina desde hace veinte años – desde 1994.

«No Stephen. No me siento orgulloso. Estoy orgulloso de lo que estoy haciendo. No estoy haciendo un trabajo. Me estoy haciendo el mayor favor a mí mismo, a mis nietos, a mis hijos y al pueblo palestino. Estoy tratando de hacer la paz. Estoy tratando de cambiar la anormalidad de la situación. Yo tenía 12 años cuando la ocupación llegó a mi ciudad natal Jericó. Estoy enfermo y cansado de que alguien maneje mi vida, dirigiendo mi vida, oprimiéndome y oprimiendo a mis hijos. Estoy enfermo y cansado de no saber si mis hijos volverán o no a casa todos los días. Quiero que mis hijos sean igual a sus hijos, Stephen. Si esto es un delito, si esto es estar siendo engañado – sí, lo estoy haciendo. Lo estoy haciendo porque nací para colocar de nuevo a Palestina en el mapa».

En conclusión, esta entrevista es una especie de cajón de sastre. Por un lado Sackur, en cierto modo, trató de aclarar la posición de Erekat sobre la oposición interna palestina a una fuerza internacional de mantenimiento de la paz en el Valle del Jordán, sobre el tema del reconocimiento de Israel como estado judío, sobre el ‘derecho de retorno’ para los refugiados palestinos, sobre intercambios de tierra y sobre Jerusalén Oriental.

Por otro lado, Sackur permitió que la audiencia de la BBC se vaya con perjudiciales impresiones erróneas con respecto, entre otras cosas, a la libertad de culto en Jerusalén, a las «fronteras» de1967, la «ocupación» de Jericó y la construcción israelí. No hizo ningún intento de desafiar la teoría de la conspiración de Erekat relativa a la política exterior de EE.UU. o su ridícula narrativa «hijo de los cananeos» y no cuestionó la insistencia de Erekat de que las viviendas israelíes son el principal obstáculo para la paz, ni su repetida afirmación de que el éxito o el fracaso de las conversaciones depende enteramente de la voluntad del primer ministro de Israel, excluyendo al mismo tiempo toda mención a cuestiones tales como el aumento del terrorismo palestino desde el comienzo de las negociaciones o la incitación y glorificación del terrorismo por parte de la AP.

En resumen, gran parte de la oportunidad ofrecida por esta entrevista para informar a la audiencia de la BBC sobre las reales dificultades que enfrentan los negociadores en las conversaciones actuales fue desperdiciada al proporcionar una plataforma para la promoción de la descarada propaganda de Saeb Erekat y la históricamente inepta «narrativa».

El contribuyente del RU sigue contribuyendo sumas nada despreciables de dinero para mantener a flote el Negotiations Affairs Department (NAD) de la OLP de Erekat – y lo ha hecho durante las últimas dos décadas. Una de las varias “descripciones de riesgo», citada en una evaluación de riesgos, elaborada por DflD antes de una iniciativa particular de financiamiento que todavía está en curso, es «lo producido por el NAD contiene información inexacta, difamación o incitación», y se supone que ese riesgo debe ser supervisado ​​por el gobierno del RU. Esos mismos contribuyentes del RU – muchos, si no la mayoría, de los cuales son también abonados de la BBC – podrían, por tanto, haber esperado un desempeño más robusto de su emisora ​​nacional (que sigue siendo, en parte, financiada por el gobierno) desafiando la promoción de información inexacta e incitación en forma de «narrativas» históricas deformadas de Erekat.

Si ese hubiera sido el caso, sin embargo, un enlace a la entrevista de ‘Hardtalk’ a Erekat tal vez no se presentaría actualmente en el sitio Web de NAD.

http://bbcwatch.org/2014/02/28/bbcs-hardtalk-provides-platform-for-saeb-erekats-fabricated-histories-part-two/

Traducido para porisrael.org por José Blumenfeld

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.