Por Israel
Síguenos en Facebook Twitter YouTube RSS Feed
| domingo octubre 24, 2021

En el lecho de muerte se arrepiemten de no haberse vacunado

«Me equivoqué»: enfermeras angustiadas hablan de los arrepentimientos en el lecho de muerte de los pacientes no vacunados

«Se les salen los ojos de las órbitas mientras intentan obtener más oxígeno»: En entrevistas de televisión, las enfermeras del hospital de Beilinson se desesperan porque la gente sigue rechazando la vacuna COVID-19.


La enfermera Maysoon Makladeh se prepara para un turno en la sala de coroanvirus del Centro Médico Beilinson de Petah Tikva (Captura de pantalla / Canal 12)

 

La gran mayoría de los pacientes gravemente enfermos de COVID-19 en el Centro Médico Beilinson de Petah Tikva no están vacunados. Para las enfermeras Miri Shem-Ad y Maysoon Makladeh, es doloroso ver la tragedia, a menudo evitable, a medida que los pacientes decaen por el virus.

Las dos enfermeras hablaron con Canal 12 en entrevistas transmitidas el sábado, relatando el pesar de quienes optaron por no vacunarse y sus propias frustraciones al tratar con una población que parece negarse a tomar en serio la actual pandemia.

“No sé si la gente sabe cómo se ve una persona cuando están como un pez fuera del agua. Sus ojos se salen de las órbitas mientras intentan obtener más oxígeno, pero el oxígeno no entra”, dijo Shem-Ad en un intento de describir el sufrimiento de los pacientes con coronavirus severo.

«Pierdo dos pacientes por turno en promedio… Se levantan para ir al baño sintiendo que están listos para irse a casa y de repente sus pulmones colapsan y no tienen aire», dijo.

La mayoría no están vacunados.

«Tengo mucha frustración porque sé con certeza que si se hubieran vacunados no habrían llegado a ese estado», dijo Makladeh, relatando su interacción con un paciente no vacunado que ahora sufre de colapso de órganos.

“Rezo por él, seguimos dándolo todo, pero ahora hay una manera de evitarlo. Me duele que la gente no aproveche eso”, dijo.

La enfermera Maysoon Makladeh del Centro Médico Petah Tikva Beilinson (Captura de pantalla / Canal 12)

Es una opinión compartida por Shem-Ad, quien dijo que su frustración no afecta el tratamiento que reciben los no vacunados.

“Cuando veo a una mujer de mi edad que necesita estar conectada al oxígeno, mi corazón se conmueve por ella independientemente de la vacuna”, dijo.

Ella contó cómo otro paciente le rogó que no lo dejara solo cuando se acercaba el final.

“Luchamos para salvarlo durante unos días, pero al final, entendió que se le había acabado el tiempo. Me agarró, me acercó más y me dijo: «No me dejes solo».

“Durante mucho tiempo, le acaricié la frente y le dije una y otra vez: ‘No estás solo, estoy contigo, todo está bien’”, dijo. «Repetí esto hasta que cerró los ojos».

La enfermera Miri Shem-Ad del Centro Médico Petah Tikva Beilinson (Captura de pantalla / Canal 12)

Después de un período en el que los nuevos casos diarios se redujeron al doble dígito e incluso a un dígito, Israel se ha enfrentado a un resurgimiento de las infecciones desde junio que ha visto cómo la morbilidad alcanza sus niveles más altos en meses.

Según las últimas cifras del Ministerio de Salud, 984 personas infectadas con coronavirus fueron hospitalizadas hasta el viernes por la noche, incluidas 597 en estado grave y 96 con ventiladores.

El ministerio informó 4.876 nuevos casos confirmados el viernes desde la medianoche, con 63.559 casos activos. Ha habido 978,212 infecciones verificadas y 6,759 muertes por COVID en el país desde que comenzó la pandemia.

La tasa de pruebas positivas del viernes se situó en 5,43 por ciento.

Las cifras también mostraron que 5,885,726 personas en Israel han recibido al menos una dosis de vacuna y 5,438,868 han recibido dos inyecciones. Otros 1.322.827 israelíes han recibido un refuerzo.

Las enfermeras dijeron que muchos de los enfermos graves no estaban vacunados y, a menudo, expresaban un profundo arrepentimiento.

“Una mujer vino a nosotros después de dar a luz. Ella y su esposo no estaban vacunados. Dijo que sentía que «nos han engañado [los anti-vacunas]. Nos han engañado». Habían visto todos estos videos y realmente creían que estaban haciendo lo correcto», dijo Shem-Ad.

Enfermeras monitorean a los pacientes en la sala de coronavirus en el Centro Médico Beilinson de Petah Tikva (Captura de pantalla / Canal 12)

“Vemos una gran diferencia entre vacunados y no vacunados. Esta misma mañana, un hombre trabajador, independiente, lúcido, de 49 años; casado, padre de dos hijos; un hombre sano, fuerte – tomó la decisión personal de no vacunarse y hoy su cuerpo lo traicionó”, dijo Makladeh.

“Ya no podía respirar. Ya no podía hablar con nosotros. Dos minutos antes de que le pusiéramos un respirador, tuvimos una breve charla para obtener su consentimiento. Dijo: ‘Me equivoqué’. Él lo entiende, pero me temo que es demasiado tarde».

 

Traducción: Consulado General H. de Israel en Guayaquil
Fuente: The Times of Israel
https://www.timesofisrael.com/i-was-wrong-nurses-tell-of-the-regrets-of-dying-unvaccinated-patients/

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.