Por Israel


Defendemos un ideal no a un gobierno
Síguenos en Facebook Twitter Twitter YouTube RSS Feed
| lunes abril 15, 2024

Israel da la bienvenida a una supercomputadora de vanguardia

La «Startup Nation» se encuentra preparado para recibir el superordenador de NVIDIA, una notable muestra de su potencial para los clientes interesados. Este ordenador acelera la IA generativa y la computación cuántica, elimin


El gigante estadounidense de los semiconductores, NVIDIA, presentó este lunes un superordenador llamado Israel-1, cuyo valor se estima en cientos de millones de dólares.

Según la empresa, se trata del superordenador más potente de Israel y uno de los más potentes del planeta. Incluye 2.048 procesadores gráficos H100 y 2.560 chips BlueField-3 DPU, todos ellos desarrollados localmente.

El propósito declarado del nuevo superordenador es facilitar la colaboración con la industria, apoyar la I+D interna y servir de escaparate para la construcción de ordenadores de alto rendimiento basados en la nueva plataforma Spectrum-X de NVIDIA.


El nuevo y potente superordenador.
(Nvidia)

Un superordenador es una entidad excepcionalmente potente, compuesta por miles de procesadores, que se utiliza para realizar tareas de gran complejidad, lo que incluye el desarrollo de aplicaciones de inteligencia artificial generativa y computación cuántica, así como la ejecución de simulaciones científicas.

La principal ventaja de tener un superordenador en Israel es que los usuarios locales ya no tienen que encargar por adelantado tiempo de procesamiento en superordenadores dispersos por todo el mundo.

Actualmente, las instalaciones de supercomputación alquilan su tiempo de uso a clientes externos. Por supuesto, la disponibilidad se corresponde con el pago, lo que hace caro y engorroso el uso de esta tecnología.

Un superordenador israelí puede agilizar enormemente los procesos de las entidades locales y acelerar sus esfuerzos de investigación y desarrollo.

El establecimiento del superordenador en Israel marca un hito importante, al introducir una infraestructura reconocida internacionalmente que supera las capacidades estándar de la industria local.

Israel-1, presentado en la reciente conferencia Computex de Taiwán, está preparado para ofrecer un rendimiento excepcional en IA, alcanzando hasta 8 exaflops (equivalente a 10 elevado a la potencia de 18, un quintillón). Este logro lo sitúa entre los superordenadores más rápidos del mundo para ejecutar cálculos de inteligencia artificial.


Oficinas de Nvidia.
(Shutterstock)

El momento elegido para este anuncio es significativo. En los últimos años, Israel ha atraído con éxito a destacados gigantes tecnológicos como Google, Amazon, Oracle y Microsoft, todos los cuales han establecido sus propios sistemas locales de computación en nube.

Para facilitar el establecimiento de estos centros de datos, las empresas de telecomunicaciones locales se han asociado con estos gigantes tecnológicos para crear infraestructuras de comunicación de fibra óptica de alta velocidad que conectan Israel con Asia y Europa occidental con una latencia extraordinariamente baja.

Aunque el objetivo principal de NVIDIA para Israel-1 son las demostraciones y el uso interno, al ser preguntada por Ynet, la compañía no descartó la posibilidad de atender también a clientes de los países vecinos de la región.

La iniciativa de Nvidia se distingue por no implicar ninguna inversión estatal, a pesar del anuncio previo del gobierno de Bennett-Lapid el año pasado sobre la asignación de fondos para un proyecto de superordenador israelí, estimado en unos 78 millones de dólares.


CEO de Nvidia, Jensen Huang.
(Nvidia)

Sin embargo, dadas las incertidumbres típicas que surgen tras un cambio de gobierno en Israel, sigue sin estar claro hasta qué punto se utilizará este presupuesto para el desarrollo y la construcción del superordenador.

De hecho, el anuncio de Nvidia podría retrasar aún más la creación del superordenador, ya que es posible que el gobierno prefiera fomentar las inversiones del sector privado en este campo en lugar de depender únicamente del actual presupuesto estatal, que podría no ser suficiente.

Para finales de año, la empresa prevé tener Israel-1 en funcionamiento en sus propias instalaciones. Aunque Nvidia no ha revelado detalles exhaustivos sobre los gastos y las funciones específicas del superordenador, a medida que se acerque la fecha de lanzamiento es probable que facilite información.

 
Comentarios

Aún no hay comentarios.

Deja un comentario

Debes estar conectado para publicar un comentario. Oprime aqui para conectarte.

¿Aún no te has registrado? Regístrate ahora para poder comentar.